Conmoción en Congo: asesinaron a seis guardabosques en una emboscada en una de las mayores reservas naturales

El crimen múltiple ocurrió en el Parque Nacional de Virunga. Detrás del hecho estuvieron los rebeldes Mai-Mai

Un soldado de la República Democrática del Congo (RDC) inspeccionaba los daños causados por un ataque en el campamento militar de Rumangabo, que es también cuartel general de los guardas de la reserva nacional de Virunga. EFE/Sarah Elliot./Archivo
Un soldado de la República Democrática del Congo (RDC) inspeccionaba los daños causados por un ataque en el campamento militar de Rumangabo, que es también cuartel general de los guardas de la reserva nacional de Virunga. EFE/Sarah Elliot./Archivo

Seis guardabosques fueron asesinados en una emboscada de rebeldes Mai-Mai este domingo en el Parque Nacional de Virunga en el noreste de la República Democrática del Congo (RDC), según informaron en un comunicado las autoridades del parque. El suceso ocurrió el domingo en Nyamitwitwi, en la zona Rutshuru del parque, afirmó Olivier Mukisya, vocero del Institución de Protección Natural del Congo.

Aproximadamente a las 07.30 hora local, los guardabosques fueron emboscados mientras patrullaban a pie dentro del parque”, explica el comunicado divulgado a última hora de ayer, que especifica que el ataque se produjo en el área entre Nyamitwitwi y Nyamilma, cerca de la zona central de Kabuendo. “Las investigaciones preliminares indican que los guardabosques fueron cogidos por sorpresa sin que pudieran defenderse y que los responsables del ataque son grupos (rebeldes) locales Mai-Mai”, añade.

Un séptimo guardabosque resultó herido y fue traslado a un hospital en Goma, capital de la provincia de Kivu del norte, donde se encuentra fuera de peligro, según la fuente. Las seis víctimas mortales tenía entre 25 y 30 años, y según los responsables de Virunga, eran considerados funcionarios congoleños al trabajar para un parque nacional y no poseían estatus militar.

Nadie se atribuyó el asalto de inmediato, pero en el pasado ataques de ese tipo han sido atribuidos a diversos grupos delincuentes que pugnan por el control de los recursos naturales de la zona. Entre ellos están las Fuerzas Democráticas por la Liberación de Ruanda, un grupo de etnia hutu enemigo del gobierno de Ruanda y una de las últimas facciones rebeldes ruandesas que quedan en el Congo. Los congoleños denominan Mai-Mai a cualquiera de las docenas de milicias armadas que desde hace dos décadas luchan en el este del país, en parte, por el control de minerales, tierra y otros recursos; sumiendo al costado oriental del Congo en un conflicto continuo.

Casi 700 guardabosques armados trabajan en Virunga, donde según informes al menos 200 habrían sido asesinados en la última década. Uno de los últimos ataques tuvo lugar en abril de 2020, cuando en una emboscada cerca del parque fueron asesinados 12 guardabosques y al menos cuatro civiles, según fuentes del Instituto Congolés para la Conservación de la Naturaleza (ICCN).

Fundado en 1925 y Patrimonio de la Humanidad desde 1979, el parque de Virunga alberga en sus 7.800 kilómetros cuadrados una cuarta parte de la población mundial de los gorilas de montaña, en peligro crítico de extinción.

(Con información de AP y EFE).-

MÁS SOBRE ESTE TEMA: