La gastronomía es una pieza fundamental de esta festividad de la comunidad judía
La gastronomía es una pieza fundamental de esta festividad de la comunidad judía

Por Daniela Hacker

Rosh Hashaná (que significa "Cabeza del Año") es uno de los días más importantes en el calendario judío y comienza con el 1º de Tishrei. El domingo por la noche, cuando salga la primera estrella, la comunidad judía comenzará a festejar el Año Nuevo o el Rosh Hashaná 5779.

Es una oportunidad para hacer un balance del año que pasó y se planean los actos para el año que vendrá.

Daniel Goldman, rabino de la Comunidad Bet-El, explicó en diálogo con Infobae: "Tomamos la fecha como un acto simbólico de la creación. La tradición judía no parte de una idea cronológica de la historia sino de cuáles son los símbolos que implican que esta historia nos conduzca a este presente. Esto quiere decir que lo esencial es cuestionarnos para qué estamos nosotros en este mundo y cuál es nuestro compromiso con esta sociedad y con lo que nos toca vivir".

"Rosh Hashaná significa literalmente 'cabeza de año', pero en realidad es el inicio de un período en donde revisamos nuestras acciones desde el punto de vista existencial, en el cual nos miramos a nosotros mismos y a nuestro alrededor y reflexionamos acerca de las faltas que hemos cometido, qué capacidad tenemos nosotros para reconocer los daños que hemos producido y cuánto perdón tenemos que pedir a nuestro prójimo para poder enmendar esos errores", aseguró el rabino Goldman. Y agregó: "Nos reunimos en familia y en comunidad porque los afectos son esenciales para poder reconocer nuestra propia existencia. El hombre no es otra cosa que un ser que se vincula con su pasado, con su presente, con su amor, con sus amigos y con su sociedad".

Las costumbres típicas del Año Nuevo judío

Existen varias costumbres características de esta fiesta: "Hay una costumbre -que ya se está perdiendo- que es enviar a nuestros conocidos una tarjeta en donde le deseamos "que sea inscripto en el libro de la vida'- que es uno de los rezos que pronunciamos en estas fiestas- además del  Shaná Tová u Metuka (que tengas un año bueno y dulce).

"Otras de las costumbres dentro de la gastronomía es comer un pan (Jalá) redondo a diferencia de los sábados del año en el que comemos la jalá trenzada. Esto es para que auguremos tener un año circular, es decir que comencemos el año y lo finalicemos de la misma manera. Además, comemos manzana con miel para desearnos un año dulce".

El Rabino de la Comunidad Bet-El explicó otra costumbre fundamental de esta fiesta: "Se toca el Shofar, que es un cuerno de animal que se utilizaba en la antigüedad para avisar acontecimientos importantes. Por ejemplo, cuándo comenzaba el día sábado, cuándo se salía a la guerra, cuando concluía. Es un instrumento con un sonido en algunos casos muy grave y en otros muy agudo, y sumamente penetrante. Se asemeja al grito del dolor de un animal. Penetra de una manera muy profunda en el ser humano y, cuando lo escuchamos, nos conmueve".

Moshe Blumenfeld es rabino de la Comunidad Leoded de Jabad Lubavitch. En diálogo con Infobae explicó: "Para mí el mandamiento fundamental de Rosh Hashana es escuchar el Shofar. El Shofar va más allá de la palabra, es un grito necesario para cuando las palabras no son suficientes. Es un sonido que busca conmover al corazón, sacarnos de lo trivial y profundizar en el sentido de la vida, reflexionar para qué estamos en este mundo. Nosotros no sólo lo tocamos el Shofar en el templo sino que vamos a donde haya personas mayores, parturientas, gente imposibilitada por diferentes motivos de ir a un templo. También lo tocamos en diferentes barrios en la calle para que lo puedan escuchar quienes tuvieron que trabajar".

Recetas típicas de de Rosh Hashana:

Receta del chef Nelson Wejkin, quien brinda cursos de cocina en AMIA

Jala agula (Pan redondo)

Ingredientes:

500 gr. de harina 0000

25 gr. de levadura

1 huevo

25cc. de aceite neutro

75 gr. de azúcar

1 cucharadita de sal

200cc. de agua tibia

Semillas de amapola o sésamo

Huevo para pincelar

En primer lugar se debe disolver la levadura con un poco de agua tibia y una pizca de azúcar. Luego mezclar la harina (previamente tamizada) con la sal y el azúcar, formar una corona y poner en el centro el resto de los ingredientes. El siguiente paso es agregar la levadura espumada e ir incorporando todo hasta formar una masa lisa y tierna. Dejar levar hasta duplicar el volumen. A continuación formar un cordón con la masa levada y enrollar en forma de espiral. Colocar sobre chapa aceitada y dejar levar nuevamente. Por último, pincelar con el huevo batido y espolvorear con las semillas. Llevar a un horno de 200 grados hasta dorar (ver foto).

Receta del chef Nelson Wejkin

Guefilte fish (Pan de Carne)

Ingredientes:

500gr. de boga

500gr. de dorado

500gr. de merluza

2 huevos

1 cebolla grande

1/2 taza de harina de matza o pan rallado

Sal, pimienta, azúcar

Para la cocción

2 cebollas grandes

3 zanahorias

Sal, pimienta blanca, azúcar

Para comenzar moler la carne de los tres pescados, poner en un bowl y agregar los huevos, la cebolla rallada y la harina de matza, mezclar bien y condimentar. En una cacerola grande, colocar bastante agua, cebolla cortada en cuartos, zanahoria, azúcar y sal. Luego llevar al fuego. Finalmente con las manos húmedas, ir formando los guefilte fish y agregar directamente al agua. Dejar cocinar una horas. El plato se puede servir caliente o frío, puede ser presentado con una rodaja de zanahoria y el jrein.

Receta de la cocinera Andrea Mizrahi

Maude de carne

Ingredientes:

1 kg de papas peladas y cortadas en cubos pequeños

300 g de carne picada

1 pocillo de pan rallado

Aceite

Barat, canela y sal

Freír las papas bien doradas y reservar. En un bowl, poner la carne picada con el pan rallado, sal, 1 cdta de barat, 1 cdta de canela y amasar bien agregando agua hasta formar albóndigas chiquitas. En una cacerola grande poner a saltear las albóndigas, agregar las papas fritas, espolvorear todo con barat y canela, y agregar un pocillo del aceite con el que se fritaron las papas. Agregar agua hasta la mitad y tapar con un plato forrado en papel de aluminio. Dejar cocinar una hora en mínimo. Fijarse que no se seque el líquido. Acompañar con arroz.

SEGUÍ LEYENDO