El regreso de Mirtha Legrand a la televisión (Video: "La Noche de Mirtha" – El Trece)

Mirtha Legrand volvió a la televisión después de haber sido sometida a una cirugía por una brida abdominal el 12 de mayo pasado. Feliz y a la vez emocionada por regresar al trabajo, la diva no pudo ocultar las lágrimas al confesar que fue "duro" haber pasado por el quirófano.

En medio de los aplausos de todos los presentes en el estudio, la conductora hizo su aparición en La Noche de Mirtha a las 20 en punto con un vestido de encaje de IARA -sus diseñadores son Mario Vidal y Edgardo Cotonbordado con cristales y perlas en tono marfil, con corte sirena y mangas largas.

"Es una vuelta con todo mi amor y cariño. Estoy muy bien, chicos. Estoy un poco flojeli para caminar todavía, pero estoy fantástica gracias a Dios, muy bien. Nuevamente para estar con ustedes. Gracias por haber venido", dijo la conductora, mientras de fondo se escuchaba "olé, olé, olé, olé, Chiqui, Chiqui".

Luego hizo referencia a su hija, Marcela Tinayre, que se encargó de reemplazarla en sus dos programas (ambos por El Trece) durante su ausencia: "Este aplauso fuerte es para ella. Estuvo maravillosa, con una conducción extraordinaria. Con su personalidad, con su impronta, con su simpatía, con esa cosa característica de ella… Es una maravilla. Así que, hija querida, este beso es para vos. Muchísimas gracias".

Ese no fue el único agradecimiento de la diva en su regreso al trabajo: también destacó el gesto que Mauricio Macri y Juliana Awada tuvieron para con ella: "Tengo que agradecer a tanta gente chicos, sé que llamó el señor Presidente y que nos está viendo, así que le mandamos un beso también. Con este aplauso y las gracias también porque se preocuparon mucho por mi salud".

"No les puedo decir la cantidad de WhatsApp que me han mandado. Hasta el día de hoy los sigo contestando. Los que me quieren y los que no me quieren. Muchos que no me querían ahora me quieren. Viste para qué sirve una operación: para que te quieran", agregó, entre risas.

Así recibió el equipo de Mirtha Legrand a “La Chiqui” en su vuelta a la televisión (Foto: Twitter)
Así recibió el equipo de Mirtha Legrand a “La Chiqui” en su vuelta a la televisión (Foto: Twitter)

La rutina del programa continuó con normalidad, como si nada hubiese ocurrido. Al igual que en todas las emisiones, Mirtha mostró su look y se sentó en su escritorio con sus "tarjetas" con las publicidades del ciclo.

Y leyó un saludo muy especial que le dejaron: "Querida Chiquita, tus hermanos Goldie y José te dan la bienvenida. Bendiciones, Dios te protege". La conductora les respondió al aire: "Un beso a mis queridos hermanos que estuvieron ahí conmigo, no me han dejado un minuto".

Además, hizo mención a los médicos y las enfermeras del Sanatorio Mater Dei, donde fue intervenida: "Un cariñoso saludo para mi médico Guillermo Semeniuk, un gran médico. Y al doctor Carlos Arozamena, que fue quien me operó, y para las enfermeras Flavia, Nancy, Mariel, Naty y Karen, de Mater Dei. Después me atendieron en casa también. Hay que agradecer a todo el mundo que te atiende con tanto cariño, y al Mater Dei, que es un sanatorio extraordinario, muchísimas gracias también por haberme tratado tan bien y por haberme operado tan bien, sobre todo".

La emoción de Mirtha al hablar de su salud (Video: "La Noche de Mirtha" – El Trece)

Luego, sí, se sentó en su histórica mesa con sus invitados: el neurocientífico Facundo Manes, los periodistas Luciana Geuna y Paulo Vilouta, la especialista en moda Matilda Blanco y la actriz Violeta Urtizberea.

Al ser consultada por Geuna sobre su salud, Mirtha no pudo evitar las lágrimas y, muy emocionada, dijo que "es duro, no es fácil".

En ese sentido, agregó: "Estuve rodeada de mucho cariño, de mucha gente, de mi familia, de mi hija, de mis hermanos, de mis nietos, bisnietos, amigos, mucha gente querida. Gente que yo pensaba que no me quería o que no me tenía simpatía, viste que siempre con una enfermedad la gente como que se humaniza, se pone más tierna. Y me han demostrado tanto cariño".

Y cerró el tema: "Soy una mujer grande, una operación a esta edad no es fácil. Una hasta a un resfrío le tiene miedo, pero ha sido todo fantástico".

SEGUÍ LEYENDO