"¡30 segundos!", grita un productor, anunciado el tiempo que resta para que se enciendan las cámaras y comience un nuevo programa de ESPN Redes. Medio minuto para preparase, repasar la rutina, charlar cambios de último momento… Detalles que no suceden en el backstage de este programa.

El backstage de ESPN Redes
El backstage de ESPN Redes

¿Qué es lo que ocurre instantes previos al programa que ya lleva cuatro temporadas al aire? Flor Vigna (22) toma mate, Juan Ignacio Chela (37) ríe junto a Juan Marconi (29), Migue Granados (39) toca un teclado que luego formará parte del envío y Nati Jota (22) resume a Teleshow sus tres años de experiencia en el ciclo que se convirtió en un clásico de las tardes de ESPN.

"Acá vengo a divertirme. Suena trillado, pero venimos a eso y la pasamos bien. Somos un grupo de amigos por este vínculo que tenemos: nos boludeamos y nos gastamos como hacen todos los grupos de amigos. Por eso mantengo ese lugar descontracturado como me conocen a mí en las redes. Porque no es que yo sea así acá o en Twitter, yo soy así", cuenta la rubia, que llegó a los estudios de ESPN justo a horario para la reunión de preproducción, después de su trabajo como movilera en el ciclo de Telefe ¿En qué mano está?

Los conductores, en acción
Los conductores, en acción

Para los jóvenes conductores, muy populares en las redes sociales, nada cambia si las cámaras se encienden o se apagan. Cada uno tiene un estilo que hace a la esencia del programa. Como un equipo de fútbol con buenas individualidades pero con mejor funcionamiento colectivo: cada jugador sabe su posición y qué debe hacer. Uno de esos conjuntos que pelean campeonatos.

Nati Jota, Flor Vigna, Grego Rossello, Juan Marconi, Migue Granados y Juani Chela
Nati Jota, Flor Vigna, Grego Rossello, Juan Marconi, Migue Granados y Juani Chela

"Básicamente me preparo para el programa desde el auto. Acá nos cag… de risa: la consigna es divertirnos. Todos hacemos de nosotros mismos, excepto cuando hacemos algún personaje. Chela es Chela haciendo de tarado, yo re pillo, Grego también. Y… está Nati también", comenta Migue, con la ironía que lo caracteriza.

Al ser consultado sobre sus sensaciones por ser un "histórico" en ESPN Redes, Chela admite que se siente uno más, ya que los jóvenes se adaptaron rápidamente al formato. "¿Por qué mentís? ¿Qué aportó Flor Vigna?", lo interrumpe Marconi. La rubia campeona del Bailando lo fulmina con la mirada: "¡¿Qué dice?!".

Migue Granados, en su personaje Quiosquinni
Migue Granados, en su personaje Quiosquinni

"Ella tiene un talento profesional. Dice que canta, aunque todavía no lo demostró. Baila muy bien. Es atleta y ganó el Bailando", le contesta Chela a Marconi, salvándolo del apuro y del enojo de su joven compañera, que además del ciclo de ESPN y de su gira con Enrededados, se prepara para defender el título en el programa de Marcelo Tinelli.

"Estoy aprendiendo un montón a hacer notas en la calle, conducir en el piso y hacer sketches, que es actuar, lo que me gusta a mí", cuenta Vigna. La ex Combate, que asegura que dentro de poco comenzará a convivir con su novio, Nico Occhiato, cuenta cómo se prepara para el certamen: "Estoy con toda. Mis compañeros de ESPN aguantan mi olor a chivo porque vengo de ensayar directo para acá. Con Pedro (Alfonso) estamos tratando de armar lo más lindo que esté a nuestro alcance para asombrarlos".

Los conductores se divierten al aire
Los conductores se divierten al aire

Instantes antes de salir al aire, Nati Jota, con más de 540 mil seguidores en Twitter, confiesa: "Ellos (por sus compañeros del programa) se fuman todas mis historias. Chela se convirtió en una persona a la que le cuento todas mis cosas. Él me dice 'Nati no me cuentes tu vida, no me importa'. Así que también cuento mis cosas también en Twitter. ¡Tampoco todo es tan así como lo cuento!"

Juan Marconi ya está al aire, comenzó una nueva edición de ESPN Redes. Grego se prepara para saltar a escena, pero antes se detiene frente a la cámara de Teleshow: "Este es el momento donde empiezan las cosquillas en la panza y agradecemos la posibilidad de tener un lugar en la televisión, que para muchos es un sueño. La gente está contenta y mis jefes también. Era un sueño trabajar en un programa y ahora estoy acá y en Polémica en el Bar. Un delirio".

 

LEA MÁS: