Cómo fueron los otros encuentros entre el papa Francisco y los presidentes argentinos: detalles y gestos en 10 fotos

Alberto Fernández y el Sumo Pontífice se reunieron durante 35 minutos en lo que significó su segunda audiencia. Previamente, Bergoglio se había reunido con los dos mandatarios que precedieron al actual Presidente: Cristina Kirchner y Mauricio Macri. Qué pasó en sus encuentros

Alberto Fernández y la comitiva argentina, esta mañana reunidos con el papa Francisco
Alberto Fernández y la comitiva argentina, esta mañana reunidos con el papa Francisco

A casi seis meses de la sanción de la ley del aborto, Alberto Fernández y el Papa Francisco mantuvieron un encuentro en el Aula Paulo VI del Vaticano para analizar la situación del mundo ante la pandemia, la estrategia de negociación ante el FMI y la importancia del acuerdo de Cambio Climático de París.

El Sumo Pontífice recibió al presidente argentino en el Aula Paulo VI, ubicada a pocos metros de Santa Marta. Estuvieron a solas durante 35 minutos, nueve menos que en su anterior reunión. Al concluir la audiencia fue el turno del saludo protocolar de la delegación con el Papa, la foto oficial y la entrega de obsequios.

¿Cuáles fueron los regalos entregados? Productos orgánicos de miel y de la cocina del Papa Francisco de jóvenes recuperados de adicciones de los hogares de la villa 3, una medalla por el aniversario de Malvinas, una estola de la Basílica de San José de Flores y estatuilla de San José (réplica de la que está en la basílica) con una estampita de Lujan, una colección de la Divina comedia traducida y un libro biográfico de Discépolo.

13/05/2021. El papa Francisco y Alberto Fernández, cara a cara
13/05/2021. El papa Francisco y Alberto Fernández, cara a cara

Se trató de la segunda vez que el papa Francisco recibe a Alberto Fernández. Previamente, se había reunido con los dos mandatarios que precedieron al actual Presidente: Cristina Kirchner, en siete oportunidades (aunque algunos de esos encuentros se dieron fuera del ámbito vaticano), y Mauricio Macri, en dos ocasiones. Los contextos en los que ocurrieron esas audiencias, su duración y los obsequios entregados ofrecen detalles comparables en el tiempo.

El primer encuentro entre Cristina Kirchner y Francisco tuvo lugar el 19 de marzo de 2013, poco después de que Bergoglio fuera elegido Papa, y un día antes de la ceremonia formal de consagración de la Iglesia. Fue un almuerzo en la residencia Santa Marta y estuvo marcado por un clima de distensión, con un diálogo fluido y sin desencuentros que duró alrededor de media hora. Ella le regaló un equipo completo de mate y un poncho confeccionado en Catamarca. De esta manera, quedaron descartadas las primeras versiones sobre una supuesta relación distante entre la entonces Presidenta y el Sumo Pontífice.

La primera reunión de Cristina Kirchner con el papa Francisco (AFP)
La primera reunión de Cristina Kirchner con el papa Francisco (AFP)

Los rumores se remontan a la época de Bergoglio al frente del Arzobispado de Buenos Aires, cuando en 2006 el entonces presidente Néstor Kirchner decidió esquivar la tradición de realizar el Tedeum en la Catedral metropolitana y lo llevó a las provincias. Luego, en el conflicto del Gobierno por el campo por la recordada Resolución 125, Bergoglio se mostró a favor del agro y criticó las medidas impulsadas por la entonces jefa de Estado Cristina Kirchner.

La segunda vez que el Papa se encontró con Cristina Kirchner fue en Río de Janeiro, Brasil, el 28 de julio de 2013, en el marco del acto de clausura de la Jornada Mundial de la Juventud. En aquella oportunidad el Sumo Pontífice dialogó durante unos minutos con la entonces Presidenta y le obsequió un pequeño par de zapatillas de cuero y medias blancas para su nieto recién nacido, Néstor Iván, hijo de Máximo Kirchner.

El segundo y más breve contacto de Cristina con el Sumo Pontífice (Reuters)
El segundo y más breve contacto de Cristina con el Sumo Pontífice (Reuters)

La tercera cita fue mucho más extensa y tuvo lugar el 17 de marzo de 2014, en el salón de audiencias de la sala Paulo VI de la Santa Sede. Fue un almuerzo de dos horas y media, con motivo del primer año de papado de Francisco. Cristina Kirchner le regaló al Papa un retrato del beato Oscar Arnulfo Romero, de Eugenio Cuttica, y una canasta con productos regionales argentinos. El Sumo Pontífice, por su parte, le obsequió una copia del siglo XI de un ícono de la Virgen de la Ternura de la catedral de Vladimir.

El Sumo Pontífice, por su parte, le obsequió una copia del siglo XI de un ícono de la Virgen de la Ternura de la catedral de Vladimir (Getty Images)
El Sumo Pontífice, por su parte, le obsequió una copia del siglo XI de un ícono de la Virgen de la Ternura de la catedral de Vladimir (Getty Images)

El siguiente almuerzo, con agenda abierta, fue el 19 de septiembre de ese año en la residencia Santa Marta. En aquella ocasión, nuevamente marcada por la distensión y cordialidad, Cristina Kirchner le obsequió cuadros de pintores argentinos, miel de productores locales y una escultura de la Virgen Desatanudos.

Distensión y cordialidad en un nuevo encuentro (AP)
Distensión y cordialidad en un nuevo encuentro (AP)

El quinto encuentro se realizó el 6 de junio de 2015, en el Vaticano. Se prolongó por casi dos horas. “Fue muy bueno, un domingo, a diferencia de otras veces que he venido y ustedes saben que para los católicos el domingo es un día de descanso”, señaló Cristina Kirchner a la prensa después del encuentro.

“Fue muy bueno, un domingo, a diferencia de otras veces que he venido y ustedes saben que para los católicos el domingo es un día de descanso”, señaló Cristina Kirchner a la prensa (Reuters)
“Fue muy bueno, un domingo, a diferencia de otras veces que he venido y ustedes saben que para los católicos el domingo es un día de descanso”, señaló Cristina Kirchner a la prensa (Reuters)

Su siguiente encuentro fue en Paraguay, el 12 de julio de ese año. La entonces Presidenta aprovechó la gira que realizó el papa Francisco por algunos países de Sudamérica y se dirigió a Asunción, más precisamente el parque Ñu Guasú, donde se acercó a saludar al Sumo Pontífice en tras la misa de cierre y le obsequió una copia de recortes de diarios de época con el rezo de Juan XXIII por la salud de Eva Perón.

La entonces Presidenta aprovechó la gira que realizó el papa Francisco por algunos países de Sudamérica y se dirigió a Asunción (Reuters)
La entonces Presidenta aprovechó la gira que realizó el papa Francisco por algunos países de Sudamérica y se dirigió a Asunción (Reuters)

Lo mismo ocurrió el 20 de septiembre de 2015, cuando Cristina Kirchner viajó a Cuba para saludar brevemente al Papa durante la multitudinaria misa que brindó en la Plaza de Revolución. Fue la última vez que como presidenta de la Nación se encontró con el Sumo Pontífice.

Cristina Kirchner viajó a Cuba para saludar brevemente al Papa durante la multitudinaria misa que brindó en la Plaza de Revolución (Reuters)
Cristina Kirchner viajó a Cuba para saludar brevemente al Papa durante la multitudinaria misa que brindó en la Plaza de Revolución (Reuters)

Mauricio Macri, por su parte, tuvo su primera reunión como presidente con el papa Francisco el 27 de febrero de 2016 en la Biblioteca del Palacio Apostólico, luego de meses de rumores sobre cortocircuitos en su relación. El encuentro fue corto, protocolar y duró tan solo 22 minutos. Estuvo marcado por la distancia y frialdad, lejos de los gestos de complicidad que hubo durante las visitas de Cristina Kirchner. Por estos motivos, aquella jornada quedó signada por las especulaciones sobre el vínculo entre ambos.

Mauricio Macri, por su parte, tuvo su primera reunión como presidente con el papa Francisco el 27 de febrero de 2016 en la Biblioteca del Palacio Apostólico, luego de meses de rumores sobre cortocircuitos en su relación (Claudio Onorati/AP)
Mauricio Macri, por su parte, tuvo su primera reunión como presidente con el papa Francisco el 27 de febrero de 2016 en la Biblioteca del Palacio Apostólico, luego de meses de rumores sobre cortocircuitos en su relación (Claudio Onorati/AP)

El entonces jefe de Estado le obsequió al Papa un poncho de vicuña, varios CDs de tango y chamamé y la Cruz de Matará, un símbolo jesuítico de Santiago del Estero y Chaco. Por su lado, el Papa le dio el nuevo medallón del Vaticano, decorado con un olivo que simboliza la unidad, la exhortación apostólica “Evangelii Gaudium” y la encíclica “Laudato si’”.

Ocho meses después de aquel encuentro, el 15 de octubre de 2016, el papa Francisco volvió a recibir a Macri. Esta vez, los ánimos fueron distintos. La reunión se realizó en la sala Paulo VI de la Santa Sede y duró una hora. El entonces mandatario contó que hablaron sobre la pobreza, la lucha contra el narcotráfico y el cambio climático; y le obsequió una escultura hecho por el artista Alejandro Marmo, que simboliza el diálogo interreligioso, realizada con materiales de descarte. “Fue una buena reunión”, resumió el ex jefe de Estado.

La reunión se realizó en la sala Paulo VI de la Santa Sede y duró una hora (l'osservatore romano)
La reunión se realizó en la sala Paulo VI de la Santa Sede y duró una hora (l'osservatore romano)

El único encuentro -hasta hoy- del Papa con Alberto Fernández tras su asunción como presidente fue el 31 de enero de 2020. El tono del primer intercambio entre ambos dio la pauta de que se trataría de un encuentro distendido. Tras saludarse, el jefe de Estado le indicó al Sumo Pontífice: “Pase usted”. “No, primero el monaguillo”, le respondió, entre risas.

31 de enero de 2020. El primer encuentro entre Alberto Fernández y el papa Francisco tras la asunción del gobierno del Frente de Todos. (AFP)
31 de enero de 2020. El primer encuentro entre Alberto Fernández y el papa Francisco tras la asunción del gobierno del Frente de Todos. (AFP)

Después de 44 minutos finalizó el encuentro y la delegación argentina le entregó a Francisco un coffee table book con fotos de los bares históricos de Buenos Aires, una obra en telar realizada por trabajadores con discapacidad de la Asociación Civil Granja Andar, y una figura hecha a mano del Negro Manuel, un esclavo que fue el primer custodio de Nuestra Señora del Luján. El Sumo Pontífice, por su parte, le entregó al jefe de Estado una escultura con forma de medallón que tenía un olivo, una vid y una paloma, simbolizando la paz.


SEGUIR LEYENDO:

Últimas Noticias

Comenzó el juicio por la dramática fuga de Carlos Ghosn de Japón y ya hay dos culpables: los acusados de ayudarlo

Michael Taylor y su hijo Peter, ambos estadounidenses, camuflaron al ex presidente de Nissan en una maleta para instrumentos que sorteó los controles aeroportuarios. La operación costó más de un millón de dólares

Mario Vargas Llosa teme una “catástrofe” si se confirma la victoria de Castillo en Perú y pidió esperar la decisión del jurado electoral

El escritor comparó las posibles consecuencias de una gestión del líder izquierdista “con las que vive Venezuela”, pero pidió no utilizar la palabra “fraude” hasta que se expida el Jurado Nacional de Elecciones

El jefe de la OTAN dijo que la relación con Rusia está en su punto más bajo desde la Guerra Fría: “Es por sus acciones agresivas”

En el inicio de la cumbre de la alianza de defensa, Jens Stoltenberg también habló sobre China: recalcó que no es un enemigo y que hay espacios con oportunidades de cooperación, pero advirtió por su “expansión militar significativa”

China se defendió de las denuncias del G7 por violaciones a los derechos humanos: “Son rumores”

El régimen de Xi Jinping emitió un comunicado en desacuerdo con las graves advertencias de las máximas democracias occidentales que promueven una investigación sobre los crímenes cometidos en Xinjiang y en Hong Kong

Las primeras palabras de Christian Eriksen desde el hospital: “Quiero entender lo que me pasó”

El agente del futbolista danés dio detalles de algunas de las conversaciones que mantuvo con sus compañeros de equipo
MAS NOTICIAS