Guillermo Dietrich, ministro de Transporte (Patricio Murphy)
Guillermo Dietrich, ministro de Transporte (Patricio Murphy)

El ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, fue la primera voz del Gobierno en pronunciarse sobre el nuevo paro anunciado por los gremios aeronáuticos que dejarán a miles de usuarios sin vuelos jueves y viernes. Y lo hizo con duras palabras.

Para Dietrich, "por alguna razón que, lo más probable, sea política, un grupo de gremios aeronáuticos quiere generarle un gran daño a Aerolíneas, al mercado aerocomercial argentino, y toman de rehenes a los pasajeros, para esta postura totalmente irracional".

"Supuestamente ahora hacen un paro por una resolución", pero "hoy hay más pilotos que están trabajando en líneas aéreas que los que había en el 2015, muchos eran pilotos argentinos que no tenían trabajo o pilotos argentinos que estaban trabajando en otras compañías aéreas del exterior y que se habían ido porque no conseguían trabajo acá".

Aseguró que "el sindicato era el que definía quién trabajaba y quién no trabajaba, pero hoy hay más pilotos argentinos trabajando, más aviones, más compañías aéreas, la lógica sería que el sindicato de pilotos esté más contento, pero es todo lo contrario".

Según explicaron los gremios, la medida de fuerza es para oponerse a la resolución de la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC), que habilitó el ingreso de pilotos extranjeros para comandar vuelos comerciales en Argentina.

Sin embargo, el titular de Transporte aseguró que "hay una ley que rige hace mucho tiempo, que no hemos cambiado, que dice que los pilotos extranjeros pueden trabajar en la Argentina excepcionalmente por un período dos años. Continúa todo igual. Lo único que se hizo fue facilitar los procesos administrativos para facilitar las licencias extranjeras de los pilotos argentinos. Se lo ordenó para que sea más dinámica y no discrecional".

Dietrich, preocupado hoy en la reunión con la prensa. Foto de archivo (Guillermo Llamos)
Dietrich, preocupado hoy en la reunión con la prensa. Foto de archivo (Guillermo Llamos)

"¿Quiénes son los pilotos extranjeros que usan esta ley? En general, son instructores. Sobre 1.774 pilotos que hay en aerolíneas comerciales hay 28 instructores extranjeros en distintas compañías. ¿Por qué una compañía trae un piloto extranjero? Porque viene un avión nuevo, que en Argentina no existía. O porque hay compañías que tienen sus instructores que van a distintas partes del mundo, como es el caso de Norwegian. Esto es así en todos lados. De hecho, la UAFI, que regula los temas aéreos en todo el mundo, está promoviendo la homologación automática, como sucede en Europa, Perú y Uruguay, por ejemplo", explicó.

El ministro de Transporte dijo que el momento en el que entraron más instructores extranjeros a la Argentina fue en el gobierno anterior, cuando se compraron los aviones EMBRAER. "En ese momento nada de lo que está pasando ahora sucedió, lo que demuestra que hay  una clara intencionalidad política, que está perjudicando los pasajeros y a las líneas áreas, complicando la conectividad que hoy tienen las provincias argentinas".

Dietrich habló con los medios de prensa en la antesala del Salón Eva Perón, al término de la reunión de Gabinete, a minutos de que los gremios aeronáuticos anunciaran un paro de 48 horas para el próximo jueves y viernes en rechazo a una resolución de la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC), que habilitó el ingreso de pilotos extranjeros para comandar vuelos comerciales en la Argentina, lo que fue negado enfáticamente por el ministro Dietrich.