Por temores sobre el futuro del Bitcoin, el mercado de criptomonedas perdió USD 400.000 millones

Coinbase, la plataforma de transacción más importantes, se refirió al misterioso fundador de la criptomoneda y advirtió qué podría ocurrir si transfiriera su stock

La semana pasada el Bitcoin alcanzó un récord de USD 58.000. (EFE)
La semana pasada el Bitcoin alcanzó un récord de USD 58.000. (EFE)

El Bitcoin, la “cripto” más popular, superó el viernes 19 la barrera del billón (millón de millones) de dólares de valor de mercado. Y tocó la semana pasada un récord intradiario de USD 58.354, aunque a partir del jueves acusó un drástico recorte de precios, para operarse este lunes en 48.000 dólares.

En ese sentido, un informe de Forbes puntualizó que en forma global, el mercado de Bitcoin y otras criptomonedas como Ethereum y Dogecoin ha perdido alrededor de USD 400.000 millones de valor de mercado desde su pico el fin de semana pasada, a medida que el pánico se extiende entre los traders.

“El precio del Bitcoin, después de estar a poca distancia de contacto de los USD 60.000 la semana pasada, se desplomó casi un 25%, para caer a un mínimo de USD 43.000, aunque conserva alza de casi 50% desde el comienzos de 2021″, comentó la publicación especializada en finanzas y negocios.

Ahora, los documentos publicados por la plataforma más importante de intercambio de criptomonedas, Coinbase, previos a su tan esperada oferta pública inicial (OPI) revelaron los posibles eventos que teme que puedan desestabilizar el precio de Bitcoin y Ethereum, lo que socavó potencialmente su propio negocio.

Como parte de sus preparativos de OPI, Coinbase estableció una serie de factores que podrían afectar el precio de las dos criptomonedas más grandes, Bitcoin y Ethereum, que generan el 56% del volumen total de operaciones en el intercambio y proporcionan a Coinbase la mayor parte de sus ingresos a través de tasas de transferencia.

Estos factores de riesgo incluyen interrupciones, hacks, divisiones en la red subyacente -también conocida como ‘bifurcaciones’-, así como desarrollos en la computación cuántica y la regulación que afecta a las criptomonedas. “El futuro desarrollo y crecimiento de la criptografía está sujeto a una variedad de factores que son difíciles de predecir y evaluar”, se lee en el documento presentado ante la el ente de control de mercados de los EEUU.

En la presentación de los prospectos para ser listada en el Nasdaq -el índice más “tecnológico” de Wall Street-, Coinbase incluyó una hipótesis negativa acerca de qué pasaría con la cotización si se conociese su misterio original: quién es Satoshi Nakamoto, la persona o grupo de personas creadora del Bitcoin, del que se llevan “minadas” poco más de 18,5 millones de unidades, cantidad que se estirará hasta 21 millones en el año 2140, cuando supuestamente se acuñe el último Bitcoin.

Nakamoto es el pseudónimo utilizado por la persona o grupo de personas que crearon el Bitcoin: Coinbase advirtió que, si se revelara su identidad, los precios podrían deteriorarse

Precisó que Nakamoto podría afectar negativamente a Coinbase y desestabilizar todo el mercado de criptomonedas si el creador decidiera transferir sus bitcoins, que están valuados en más de 30.000 millones de dólares.

“El creador fue la primera entidad en minar bitcoins, y la participación de Nakamoto en la moneda digital representa casi el 5% de todo el mercado de bitcoins, ya que sólo hay 21 millones de bitcoins que se pueden minar”, se precisó.

Según Coinbase, que salió al mercado con una valuación superior a los USD 100.000 millones, si se supiese quién es o quienes son “Nakamoto”, se produciría un Big Bang capaz de desestabilizar a todo el mercado cripto. Algo así como una supernova convirtiéndose en un agujero negro.

Brian Armstrong, CEO de Coinbase.
Brian Armstrong, CEO de Coinbase.

En la presentación, Coinbase refirió que la reserva personal de Nakamoto, de más de un millón de bitcoins, supera el 5% del actual stock en circulación y puede mover, por sí sola, el mercado mundial de la criptomoneda, que además equivale a dos tercios del valor de todas las cripto en circulación, de las que un estudio de la oficina de investigaciones del Congreso de EEUU llegó a identificar en abril de 2020 más de 5.000 “marcas”.

El famoso inversor Paul Singer, de Elliot Management, también cargó contra las criptomonedas y los fondos que se encargan en comercializarlas, porque según su visión es “la estafa más brillante de la historia”.

Singer aseveró que el negocio de las divisas virtuales es amoral, porque se juega con el desconocimiento del consumidor, que piensa que encontró un negocio fácil y rentable, y se convence de comprar nada por un precio cada vez más alto.

Seguí leyendo: