El ENRE anuló dos nombramientos que hizo Cambiemos y apuntaría por esa vía a declarar nula la Revisión Tarifaria Integral

La intervención del organismo regulador de la electricidad impugnó designaciones de funcionarios que ya renunciaron, con el objetivo de dejar sin efecto la reglamentación sobre las tarifas sancionada por el gobierno anterior y todavía vigente

La auditoría del Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) se centró su denuncia en un acuerdo que en mayo de 2019 firmaron Edesur y Edenor, las distribuidoras que prestan servicios en la capital argentina y varias localidades de su periferia. EFE/Fabián Mattiazzi/Archivo
La auditoría del Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) se centró su denuncia en un acuerdo que en mayo de 2019 firmaron Edesur y Edenor, las distribuidoras que prestan servicios en la capital argentina y varias localidades de su periferia. EFE/Fabián Mattiazzi/Archivo

El Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) anuló el nombramiento de directores realizados durante la gestión Cambiemos, tras una auditoría que según explicó la entidad detectó graves irregularidades en las designaciones.

La decisión, según informó el ENRE a través de un comunicado, impacta sobre Andrés Chambouleyron y Carlos Bastos, a pesar de que habían dejado sus cargos en el directorio del organismo desde el inicio del actual gobierno.

En primera instancia, no habría razones para dictar la nulidad de los nombramientos de funcionarios que hace rato dejaron sus cargos. Pero en el sector energético, algunos analistas consultados por Infobae ven que la decisión de la intervención del ENRE apunta a que también se consideren nulas las decisiones que tomaron esos funcionarios. Entre ellas, la Revisión Tarifaria Integral para las distribuidoras de Energía, establecida en el gobierno de Cambiemos y vigente hasta el 31 de diciembre de 2021.

De hecho, durante la intervención del ENRE a cargo de Federico Basualdo, cercano al Instituto Patria y hoy a cargo de la subsercretaría de Energía Eléctrica, emitió en julio pasado un informe en donde recomendó al ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, considerar nula esa revisión de tarifas. La decisión de la actual interventora, María Soledad Manin, de anular los nombramientos de sus precedesores, podría ir en el mismo sentido con el objeto de dejar sin efecto el esquema tarifario del gobierno anterior.

”A raíz de la auditoria llevada a cabo por la Intervención desde marzo del 2020, se pudo verificar que los concursos por los cuales se designaron directores y directoras del Ente durante la gestión de la Alianza Cambiemos adolecieron de graves irregularidades que requieren su anulación”, informó el ENRE a través de un comunicado.

La auditoría se encaró a partir del “decreto 277/20 firmado por el presidente Alberto Fernández”, enfocada en cuestiones “técnicas, jurídicas y económicas de la Revisión Tarifaria Integral y una revisión de los concursos de los miembros del Directorio”.

”La revisión de los concursos arrojó como resultado que estos incurrieron en vicios graves que convirtieron esos actos en nulos de nulidad absoluta. Una de las irregularidades observadas es la falta de publicidad plena y una cuestionable transparencia durante los procedimientos, particularmente en la integración de los órganos de selección y la arbitraria modificación de criterios de elegibilidad”, añade la información.

Añadió que la conformación del Comité de Selección para el nombramiento de los funcionarios, “resulta sumamente cuestionable, debido a que se encontraba integrado por el denominado Grupo de Ex-Secretarios de Energía que formaron parte de la Declaración de Compromiso asumida por la Alianza Cambiemos en agosto del 2014”.

Uno de esos ex secretarios de Energía, Emilio Apud, señaló a Infobae que “es un disparate que un interventor anule designaciones que fueron perfectamente legales y que contaron con todos los pasos establecidos en la ley. El kirchnerismo tiene la costumbre de intervenir, por eso tuvo intervenidos los organismos de control durante 12 años. El gobierno de Mauricio Macri procedió de acuerdo con la legislación”.

Consultado acerca de que si la anulación de los nombramientos podría ser un camino para anular la Revisión Tarifaria Integral vigente, Apud señaló que el gobierno “puede apuntar a eso y a cualquier otra cosa que esté destinada a desprestigiar la gestión anterior”.

Otro ex funcionario que prefirió no ser nombrado ligó esta decisión del ENRE con la posibilidad de estatizar alguna empresa energética, aún latente dentro del núcleo duro del kirchnerismo. Recordó el caso de Edesur, que meses atrás recibió una ola de críticas por parte de los intendentes oficialistas del conurbano.

El comunicado del ENRE aludió a dos funcionarios que dejaron sus cargos en el comienzo de la presidencia de Alberto Fernández: “El deber primario del funcionario público, según lo establece el Código de Ética, es el de lealtad con su país. Sin embargo, Andrés Chambouleyron, ex Presidente del Directorio del ENRE, ha participado en arbitrajes internacionales en calidad de experto por diferentes demandantes contra la República Argentina, en la causa Azurix Corp. C. República Argentina (CIADI N° ARB/03/30) y Daimler Chrysler Financial Services AG c/República Argentina (CIADI N° ARB/05/1)”.

Comisión Federal de Electricidad (Foto: Cuartoscuro)
Comisión Federal de Electricidad (Foto: Cuartoscuro)

Asimismo, hace referencia que el ex presidente Mauricio Macri “nombró como vocal interino a Carlos Manuel Bastos, “quien participó y participa en arbitrajes internacionales en calidad de experto y testigo de demandantes contra la República Argentina, en la causa AES Corporation c. República Argentina, Caso CIADI Nº ARB/02/17, la cual se encuentra en trámite a la actualidad y además intervino por la parte actora en varios precedentes en los que la Nación fuera demandada”.

A partir esto, el comunicado del ENRE concluyó que “los procedimientos de selección de candidatos y la posterior elevación de las ternas pertinentes, la falta de publicidad en la convocatoria del primer concurso, la arbitrariedad manifiesta llevada a cabo por la Administración en la integración de los comités de selección, la direccionalidad en los nombramientos y los arbitrarios cambios de criterio respecto de las aptitudes para el cargo de quienes luego fueron designados, entre otras cuestiones reseñadas en el pormenorizado informe de auditoría elaborado por la Intervención del ENRE, permite sostener que existieron manifiestas irregularidades en el procedimiento que tornan nulos dichos nombramientos”.

Seguí leyendo:

COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS