Ministro de Economía de Argentina, Martín Guzmán, durante una entrevista con Reuters, en Buenos Airess, Argentina March 11, 2020. Picture taken March 11, 2020. REUTERS/Agustin Marcarian
Ministro de Economía de Argentina, Martín Guzmán, durante una entrevista con Reuters, en Buenos Airess, Argentina March 11, 2020. Picture taken March 11, 2020. REUTERS/Agustin Marcarian

Luego de que el Gobierno no pagara el viernes último un vencimiento de 503 millones de dólares, un comité de fondos elevó un petitorio este martes a la Asociación Internacional de Swaps y Derivados (ISDA, por sus iniciales en inglés) para que determine si Argentina entró en una cesación de pagos de la deuda pública que gatille el pago de seguros de default (CDS).

De esta manera, el ISDA tiene un período de 30 días para llamar a los miembros del comité que está conformado por 14 bancos, a votar y determinar si se gatillan los seguros de default. El monto de esos seguros, según la agencia Bloomberg, alcanza los USD 1.500 millones.

El comité de derivados se reunirá este miércoles a las 13 horas del Este de Estados Unidos para considerar si es necesario activar los seguros de default y lanzar una subasta.

“Siempre que ocurre un posible default o un comentario de un funcionario de gobierno en ese sentido, alguno de los miembros presenta una consulta”, señaló a Infobae Sebastián Maril, titular de Research For Traders y especialista en deuda.

Lo que se vota es si Argentina entró en default. No le afecta nada en términos económicos al país. No tiene que pagar nada. En un problema entre privados (Sebastián Maril)

Y agregó: “Un miembro lo pidió y pronto se dará una reunión en la que se votará. Puede tardar hasta 30 días. Después de la reunión hay 15 días para votar si se activan los seguros de default. Esto recién empieza. Puede ser rápido o breve”.

Asimismo, el especialista afirmó que los acreedores no tienen nada que ver con este reclamo aunque aclaró que puede que alguno de los 14 bancos que integran el comité de fondos tenga deuda argentina.

“No sabemos quién hizo la consulta. Tarde o temprano esto iba a ocurrir. Lo que se vota si Argentina entró en default. No le afecta nada en términos económicos al país. No tiene que pagar nada. En un problema entre privados”, remarcó Maril quien además dio a conocer el listado de las entidades con derecho a voto en el Comité de Derivados que pronto votarán los CDS argentinos.

Los mismos son: Bank of America; Barclays Bank; BNP Paribas; Citibank; Credit Suisse; Deutsche; Goldman Sachs; JPMorgan; Mizuho Securities; AllianceBernstein; Elliott Management; Citadel; PIMCO y Cyrus Capital.

En otro orden, Federico Furiase, economista y director de la consultora Eco Go, dijo a Infobae que la situación es “grave” en un contexto en el que existen “acreedores con alto poder de negociación frente a la opción de aceleración del pago de la deuda con el 25% de una serie de bonos, algunos con chances de cobrar los CDS y el Banco Central vendiendo 1000 millones de dólares entre abril y mayo”.

"Puede terminar siendo muy caro no haber pagado los 500 millones de dólares luego del rotundo rechazo a la propuesta original de (Martín) Guzmán. Ahora hay que cerrar rápido y mejorando la oferta con un valor presente neto en la zona de 55 dólares para evitar la aceleración y la catarata de juicios”, consideró.

Según Furiase, si Argentina cierra un acuerdo con los acreedores llegando a las cláusulas de acción colectiva (CACs) con “una excención del evento de crédito mientras el comité del ISDA no haya tomado una decisión, eso podría hacer que no se gatille el pago de los seguros de default. Por eso es importante que Argentina cierre rápido un acuerdo”.

Cabe recordar que el viernes pasado, tras la prórroga del plazo hasta el próximo 2 de junio para que los acreedores informen si aceptan ingresar al canje, el gobierno y los principales grupos de tenedores de la deuda pública firmaron un acuerdo de confidencialidad para continuar negociando en secreto los detalles de un potencial acuerdo.

Si Argentina cierra un acuerdo con los acreedores llegando a las cláusulas de acción colectiva con “una exención del evento de crédito mientras el comité del ISDA no haya tomado una decisión, eso podría hacer que no se gatille el pago de los seguros de default (Federico Furiase)

En ese marco, se produjo el fin del período de gracia para el pago de un bono por USD 503 millones, que el Gobierno no abonó, debido a que ese título forma parte del canje de deuda. No obstante el incumplimiento, algunos de los mismos acreedores admitieron su especulación de que se trataría de un “default corto”, en vistas de la continuidad de las negociaciones y de la voluntad de las partes de llegar a un arreglo, tal como señaló Hans Humes, la cara visible del fondo Greylock y voz del Argentina Creditor Committe Bondlholder Group.

En otro orden, hay que tener en cuenta que la calificadora de riesgo Fitch Ratings colocó este martes a la deuda soberana argentina en categoría de default luego de que el Gobierno no pagara el viernes último un vencimiento de 503 millones de dólares.

“Las calificaciones de emisión de los tres bonos senior no garantizados en moneda extranjera se rebajaron a 'D' desde 'C' y se retiraron por la siguiente razón: quiebra de la entidad calificada, reestructuración de deuda o incumplimiento de emisión / tramo” señaló Fitch en un informe.

Seguí leyendo: