China es el principal destino de la carne de vaca argentina, al concentrar más del 70% de las exportaciones locales
China es el principal destino de la carne de vaca argentina, al concentrar más del 70% de las exportaciones locales

El ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, Luis Miguel Etchevehere, anunció en su cuenta de Twitter que China autorizó a seis nuevas plantas frigoríficas argentinas para exportar carne vacuna a dicho mercado. El país asiático pasó a ser el principal destino de la carne de vaca argentina, al concentrar más del 70% de las exportaciones locales.

Las plantas habilitadas son Catter Meat, Exportaciones Agroindustriales Argentinas, Edgard A. Ciribe, Campo y Faena, Santa Faz, y Frigorífico Hv. Según Etchevehere, hasta el momento China ya habilitó a 72 frigoríficos locales.

“Contamos con la ventaja de ser una economía complementaria con la demanda china, lo que nos marcó el camino para establecer una alianza estratégica e integral con uno de los principales actores de la economía mundial de hoy”, dijo Etchevehere esta semana durante su visita a China para participar de la Feria Internacional de Importadores, en Shanghái.

Previo al recorrido que realizó por la Feria, el funcionario se reunió con representantes de la aduana china para avanzar en la habilitación de nuevas plantas frigoríficas bovinas, protocolos y visitas técnicas destinadas a sellar nuevos acuerdos comerciales.

Visita de técnicos chinos

En el encuentro se acordó que antes de fin de año técnicos chinos visiten Argentina para avanzar en las negociaciones para el comienzo de la exportación local de ganado en pie, y también habrá un recorrido por plantaciones de cerezas y trigo.

Por otro lado, Etchevehere pidió a China la revisión para aprobar establecimientos para la comercialización de ovoproductos, y se decidió fortalecer el trabajo en conjunto para concretar nuevos protocolos para limones y frutos secos.

En estos últimos años, Argentina obtuvo diferentes logros comerciales con China, entre los que se destacan la reanudación de los envíos de aceite de soja y mandarinas; la habilitación para las exportaciones de carne vacuna argentina enfriada y con hueso, luego de 15 años de negociaciones; el primer envío de cerezas y los dos primeros embarques de pino; la firma de los protocolos para la apertura de los mercados de productos pancreáticos (de aplicación en la industria farmacéutica), miel, caprinos y ovinos de la Patagonia, semen y embriones bovinos, caballos en pie, y harina de soja; la habilitación de 30 frigoríficos de exportación para las cuatro carnes; la firma del Memorando de Entendimiento, que agiliza el proceso de registro de establecimientos cárnicos argentinos en China, y la apertura para la carne porcina.