El viernes un juez decidirá en Kenia si la homosexualidad continúa siendo delito en el país o no (Foto: archivo)
El viernes un juez decidirá en Kenia si la homosexualidad continúa siendo delito en el país o no (Foto: archivo)

En África y el mundo, la comunidad LGBT está siguiendo ansiosa un caso judicial en la capital de Kenia. El viernes por la mañana se espera que un magistrado mantenga una ley de la era colonial que criminaliza la homosexualidad, o la elimine, lo que pondría a Kenia en un pequeño grupo de naciones africanas que otorgan a las personas LGBT igualdad de derechos.

La ley actual de Kenia es una regulación que las personas de otras colonias británicas antiguas encontrarán familiar. La prohibición de "relaciones carnales contra el orden de la naturaleza" se repite textualmente en los códigos penales de docenas de ellas. Algunos se preguntan si esas palabras y esa moral de la época victoriana pertenecen a las constituciones modernas que también consagran la igualdad y la libertad de expresión.

Tribunales en la India y en Trinidad y Tobago recientemente derribaron cláusulas idénticas, y las decisiones de los jueces de estos países están siendo consideradas en Kenia.

Kenia no sería el primer país en África en legalizar la homosexualidad, y probablemente no será el último, tampoco. La homosexualidad es el mayor tabú a lo largo del continente, donde la mayoría de las personas se adhieren al cristianismo o al islam. Pero mientras que los procesos legales están conllevando mayores derechos para las personas LGBT en algunos países, otros en África mantienen algunos de los castigos más severos en el mundo por conducta homosexual.

Dos mujeres celebran en la India la eliminación de la cláusula que criminalizaba la homosexualidad (Foto: AFP photo/ INDRANIL MUKHERJEE)
Dos mujeres celebran en la India la eliminación de la cláusula que criminalizaba la homosexualidad (Foto: AFP photo/ INDRANIL MUKHERJEE)

A continuación se muestra una mirada a la situación de algunos de los países de África.

Sudáfrica: el país más liberal de África fue de los primeros actores a favor de los derechos LGBT. Cuando Sudáfrica vivió su transición a la democracia después de que se desmantelara el sistema apartheid, en 1994, fue el primer país en el mundo en incluir la orientación sexual en sus leyes contra la discriminación. En 2006, legalizó el matrimonio entre personas del mismo sexo. Integrantes de la comunidad LGBT de países vecinos han pedido durante mucho tiempo refugio en Sudáfrica debido a sus protecciones legales.

Botswana: un mes después de la decisión de Kenia, un alto tribunal en Botswana escuchará un caso similar para eliminar la cláusula de la "relación carnal" de su código penal. Algunos activistas por los derechos LGBT creen que un fallo favorable en Kenia podría proporcionar la base legal para dictámenes en Botswana, Malawi y otros países.

Nigeria: también es una antigua colonia británica, pero en su sistema federal los estados tienen diferentes códigos penales. En el sur, en la mayoría estados cristianos, las leyes de la época colonial permanecen y acarrean la posibilidad de 14 años de condena, al igual que en Kenia. En algunos estados del norte han adoptado la Ley Sharia, por la que la conducta homosexual puede justificar la pena de muerte.

Angola: la mayoría de las antiguas colonias portuguesas – incluyendo Angola, Mozambique y Santo Tomé y Príncipe – ya no criminalizan la homosexualidad, aunque no a través de fallos judiciales. En lugar de esto, las leyes contra la sodomía fueron eliminadas por reforma del Código Penal; es más bien la eliminación de su mención lo que ha allanado el camino para la igualdad de derechos legales.

Chad: algunos países han hecho exactamente la reforma contraria en sus códigos penales, añadiendo la orientación sexual cuando antes estaba ausente. Chad y Burundi lo hicieron recientemente, uniéndose a la mayoría de países africanos que castigan explícitamente la conducta homosexual.