Disimula la desesperación a la hora de buscar sexo sin compromiso.

Cuando Tinder se hizo popular, se podían escribir en el perfil unas pocas palabras de cachondeo, como "podemos contarle a nuestros nietos que nos conocimos en una librería". Afortunadamente, desde entonces ha ido desapareciendo la vergüenza de usar aplicaciones para tener sexo, hasta el punto de que es más que probable que tus nietos se sientan decepcionados porque conociste a tu pareja gracias a una plataforma aburrida.

Imagen via Shutterstock.com
Imagen via Shutterstock.com

Ahora que es totalmente normal enamorarse a través de nuestros celulares y completamente aceptable tener orgasmos con desconocidos, el potencial de zorreo de estas aplicaciones está en un punto muerto. Nos dedicamos a mirar un catálogo de cientos de personas que buscan cosas diferentes: citas sin compromiso, almas gemelas, tríos… todas las opciones están sobre la mesa y son muchos los detalles que hay que gestionar, sobre todo si lo único que buscas es tener sexo.

De alguna forma, con unas fotos de Facebook de 2014, una biografía ocurrente llena de emojis y tu canción favorita de Fleet Foxes, estás dando la información necesaria como para despertar el interés de una persona cachonda que tenga los mismos gustos y sin revelar demasiados datos para atraer a alguien que busque intercambiar mensajes incómodos sobre la vida y el amor.

Dado que vamos encaminados hacia un futuro en el que a las mujeres les interesa tanto como a los hombres el sexo sin compromiso, ¿es posible crear un perfil de Tinder en el que no se vea que estás desesperado ni que buscas un compromiso de algún tipo? Pues sí. Sigue leyendo.

LAS BIOS EN BLANCO SON PARA LOS ASESINOS SERIALES

En general, una biografía en blanco es el refugio de los tipos heteros que, pretendiendo cultivar un aire de misterio, lo que terminan cultivando es el analfabetismo.

La realidad es que el hecho de que no estés buscando una relación estable no significa que no puedas tener una personalidad humana. El humor es excitante y la inteligencia es sexy. Aunque pueda parecer muy básico, hay gente a la que le atraen las bromas y los dobles sentidos.

¿Por qué hay que limitar las posibilidades sexuales de los usuarios de Tinder que están tan saturados y muertos por dentro que están dispuestos a acostarse con absolutos desconocidos? Te recomiendo que te abras a la posibilidad de tener una charla postcoital ingeniosa. Te lo mereces.

Dejando a un lado la diversión de los chistes, una biografía en blanco, sobre todo acompañada normalmente de selfies sacadas en una habitación con poca luz, da mucho miedo. El miedo no es sexy. ¿Sabes lo que es sexy? La seguridad y la comodidad de saber que no estás viajando a las afueras para que te roben un riñón, de saber que los Testigos de Jehová no están experimentando con estrategias de reclutamiento del siglo XXI y de que tu cita no vive en una habitación compartida.

Una de las formas más sencillas de hacer que a una potencial cita de internet le importe menos desnudarse delante de un desconocido consiste en mostrarle una pequeña parte de tus credenciales. No, no es una metáfora para las picdicks. Escribe en Google "biografía ingeniosa para Tinder" copia y pega, ¿va?

PUBLICA TUS FOTOS MÁS SEXIS

¡De verdad! De todas las épocas en la historia de la humanidad, esta es en la que más importancia cobra salir bien en las fotos. Pasa un rato viendo tus fotos de la galería y selecciona una que esté iluminada y sea atractiva.

UNA SELFIE COMO MÁXIMO

Las selfies son probablemente un componente importante dentro de tu perfil de Tinder, pero no tienen que ser el eje central. Hay varias razones por las que se puede incluir una: eres la única persona que conoce tu lado más atractivo y los filtros te quedan muy bonitos y están teniendo mucho éxito. Sin embargo, tus fotos tienen que contar una historia que no sea "estoy guapo y caliente".

¿La regla principal? Muchas de tus fotos deberían sacarlas otras personas y estaría muy bien que dieras la impresión de que sales de casa con regularidad a sitios que no sean el gimnasio. Volvemos al hecho de que hay que intentar convencer a alguien de que puede confiar en ti y sentirse seguro a tu lado, no darle motivos para pensar que eres un modelo de Instagram generado por una computadora.

Si no tienes amigos que te puedan tomar las fotos, puedes ir pensando en eliminar las aplicaciones sobre sexo durante un tiempo y centrarte en volverte una persona adulta normal. En serio, apúntate a un equipo de baloncesto o algo.

VE AL GRANO PERO DE UNA FORMA RELAJADA

Entonces, esta noche buscas sexo y quieres ir directamente al grano. No tienes tiempo para andarte con tonterías. Perfecto. Te recomiendo que seas directo a la hora de introducirte en el ambiguo mundo de las aplicaciones sobre sexo, pero sin dejar de entrar en el juego. Tinder es como un deporte en el que compites con todos aquellos que están más buenos que tú en un radio de 5 kilómetros. ¿Cómo puedes vencerlos? Siendo extremadamente claro y sincero con lo que buscas sin ponerte nervioso ni dar la sensación de estar desesperado.

Es un arte complicado, pero las guías básicas incluyen la referencia al sexo de forma obvia pero sin caer en la grosería. En tu biografía, puedes decir que no estás buscando nada serio, solo pasar un buen rato. Puede que escribir en mayúsculas "NO ESTOY BUSCANDO UNA RELACIÓN" sea demasiado, pero dar a entender que estás buscando a "alguien especial" con el objetivo de dejar tirada a la otra persona después de la primera cita es una estrategia deleznable. En resumen, no te pases de entusiasmo y no engañes a nadie.

Hablando de pasarse de entusiasmo, no des superlikes porque nunca dejan de dar miedo y crear confusión. Los superlikes son el equivalente en internet a ese paquete que se restriega contra tu muslo en el antro: es halagador hasta que te das cuenta de que le puede pasar a cualquiera.

Publicado originalmente por VICE.com