Australia denunciará ante la cumbre de la OTAN la amenaza que representa la política expansionista del régimen de China

El mandatario australiano mantendrá en Madrid una reunión paralela con sus homólogos de Nueva Zelanda, Japón y Corea del Sur, quienes también participan en la cumbre de la Organización del Tratado del Atlántico Norte

El primer ministro de Australia, Anthony Albanese
El primer ministro de Australia, Anthony Albanese

El primer ministro australiano, Anthony Albanese, advirtió sobre la “agresiva” expansión de China a su llegada a Madrid, donde participará en la cumbre de la OTAN en el contexto de la guerra en Ucrania tras la invasión rusa.

“China ha estado dispuesta a imponer sanciones, no sólo contra Australia, sino a ser más agresiva en su postura a nivel mundial”, advirtió Albanese tras llegar anoche a la capital española, publica este martes un comunicado de su oficina.

El mandatario australiano mantendrá en Madrid una reunión paralela con sus homólogos de Nueva Zelanda, Japón y Corea del Sur, quienes también participan en la cumbre de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) que comienza mañana.

Australia, al igual que Estados Unidos -uno de sus principales aliados-, teme que la expansión de China ponga en peligro la paz y la seguridad en la región del Indopacífico, especialmente después de que Beijing suscribiera en abril un pacto de seguridad con las Islas Salomón, que negoció de forma opaca.

Reuniones entre las Islas Salomón y China
Reuniones entre las Islas Salomón y China

Tras ese acuerdo, el gobierno de Albanese, que asumió el poder a finales de mayo, ha redoblado su diplomacia con las naciones del Pacífico con especial énfasis en la seguridad contra la crisis climática y la cooperación con el objetivo de contrarrestar la influencia de China.

Camberra mantiene desde hace años tensas relaciones diplomáticas con Beijing, su principal socio comercial, a raíz de varias diferencias ideológicas.

La cumbre de la OTAN en Madrid, en la que participarán unos 40 líderes mundiales y se espera marque el rumbo de la alianza militar para la próxima década, ha adquirido especial relevancia desde la invasión rusa a Ucrania del 24 de febrero y que ha desatado un fuerte conflicto armados entre ambos países.

“Esta es una reunión importante en un momento crítico para el mundo. La invasión rusa de Ucrania ha violado el derecho internacional. Lo que sabemos es que esta brutal invasión está teniendo consecuencias reales para el pueblo de Ucrania”, subrayó Albanese, al reiterar su compromiso con Kiev.

Australia es el país fuera de la OTAN que más apoyo militar, financiero y humanitario ha enviado a Ucrania y ha aplicado cientos de sanciones a políticos, militares, oligarcas y empresas rusas.

“Esta invasión también tiene un impacto en el mundo, y es un recordatorio de que incluso un continente insular como Australia, al otro lado del planeta, se ve afectado por el aumento de los precios de la gasolina y los problemas relacionados con las cadenas de suministro”, dijo el australiano, al precisar que elevará durante la cumbre “temas de nuestra propia región que deben abordarse”.

Tras la cumbre, Albanese viajará a París donde zanjará de manera formal junto al presidente francés, Emmanuel Macron, la crisis bilateral provocada por la ruptura unilateral de Camberra en 2021 de un acuerdo para adquirir submarinos de fabricación francesa.

Este acuerdo se rompió después de que Australia anunciara el pasado septiembre una alianza con Estados Unidos y el Reino Unido, conocida como AUKUS, por la que el país oceánico tendrá acceso a la tecnología estadounidense para fabricar submarinos nucleares.

(Con información de EFE)

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR