La Unión Europea reportó 57 ataques terroristas concretados, frustrados o fallidos en su territorio en 2020

Los mismos tuvieron lugar en Austria, Bélgica, Francia, Alemania, Italia y España, y se cobraron la vida de 21 personas. Europol precisó que 449 individuos fueron detenidos bajo sospecha de delitos

Un policía camina junto a los vehículos de los bomberos en un parque en el sur de la ciudad suburbana de Villejuif en París (Foto: AFP)
Un policía camina junto a los vehículos de los bomberos en un parque en el sur de la ciudad suburbana de Villejuif en París (Foto: AFP)

Las organizaciones terroristas han intentado aprovechar la pandemia de coronavirus para difundir su propaganda en la Unión Europea (UE), advirtió este martes Europol, que contabilizó en 2020 al menos 57 ataques completados, frustrados o fallidos en la UE, lo que se cobraron la vida de 21 personas y llevaron a la detención de 449 sospechosos por terrorismo.

En un informe presentado este martes en el Parlamento Europeo sobre la situación y tendencias del terrorismo en la UE en 2020, la agencia de coordinación policial precisó que esas 449 personas fueron detenidas bajo sospecha de delitos relacionados con el terrorismo en 17 países europeos, “una disminución de un tercio en comparación con años anteriores”.

Los países en los que se contabilizaron los 57 ataques terroristas completados, fallidos y frustrados en la UE fueron Austria, Bélgica, Francia, Alemania, Italia y España. Todos los ataques mortales tuvieron detrás a individuos que actuaban en solitario, como fue el caso del atentado en Viena.

Velas y flores en una ceremonia en el lugar de un ataque con armas de fuego en Viena, Austria, el 9 de noviembre de 2020 (Foto: REUTERS)
Velas y flores en una ceremonia en el lugar de un ataque con armas de fuego en Viena, Austria, el 9 de noviembre de 2020 (Foto: REUTERS)

Según el informe, el terrorismo yihadista sigue siendo la mayor amenaza para la UE, con el grupo extremista Estados Islámico (EI) “aún activo en Irak y Siria” y acercándose a sus partidarios en Europa para incitarlos a perpetrar ataques, y sus filiales en diferentes regiones “sirven para mantener la imagen de éxito” del EI, en particular las de África.

Cientos de personas siguen recluidas en campos de detención en Siria y “muy pocas” han regresado a Europa durante el año pasado, subraya Europol.

Los terroristas “explotan la polarización” en la sociedad y del discurso político para “contaminar el clima social con ideologías violentas”, y la situación creada por la pandemia “podría ser un factor de estrés adicional”, que podría alentar a las personas vulnerables a recurrir a la violencia.

Las esposas de los combatientes del Estado Islámico cargan sus pertenencias en un camión después de su deportación desde el campamento de al-Hol para los refugiados en la gobernación de al-Hasakah, en el noreste de Siria (Foto: EFE/AHMED MARDNLI)
Las esposas de los combatientes del Estado Islámico cargan sus pertenencias en un camión después de su deportación desde el campamento de al-Hol para los refugiados en la gobernación de al-Hasakah, en el noreste de Siria (Foto: EFE/AHMED MARDNLI)

“Ha habido un aumento notable de la intolerancia hacia los oponentes políticos, mientras que también aumenta el número de personas que ejercen violencia verbal o física. La salud mental sigue siendo un problema en relación con el terrorismo y el extremismo violento”, sostiene la agencia.

Los extremistas de derechas han incorporado narrativas emergentes en su ideología para infiltrarse en comunidades que podrían no compartir todo el conjunto de sus opiniones centrales, como los movimientos identitarios que han alcanzado, por ejemplo, poblaciones más jóvenes y educadas, organizando protestas contra las restricciones de la pandemia.

El aumento de la conciencia social sobre cuestiones climáticas y ecológicas también ha tenido su impacto en la propaganda de derechas, culpando de la emergencia climática al aumento de la inmigración y la superpoblación.

Yihad islámica
Yihad islámica

Los sospechosos están vinculados a comunidades en línea con diferentes grados de organización, son cada vez más jóvenes, en algunos casos menores de edad en el momento de la detención, y utilizan las plataformas de juegos para difundir cada vez más narrativas extremistas y terroristas.

Italia informó 24 de los 25 ataques terroristas de izquierdas y anarquistas en la Unión Europea, mientras que el restante llegó de Francia. Los ataques tuvieron como objetivo propiedad pública y privada, como instituciones financieras y edificios gubernamentales, e incluyeron un intento de ataque con una carta bomba.

(Con información de EFE)

SEGUIR LEYENDO: