Los colaboradores de Alexei Navalny denunciaron que los médicos bloquean su traslado a Alemania por presión del Kremlin

Kira Yarmysh, portavoz del líder opositor a Vladimir Putin, rechazó la declaración pública del subdirector del hospital de urgencias de Omsk, que negó la presencia de veneno en el cuerpo

Alexandr Mujarovski, director del Hospital de Urgencias Nº 1 de la ciudad siberiana de Omsk (REUTERS/Alexey Malgavko)
Alexandr Mujarovski, director del Hospital de Urgencias Nº 1 de la ciudad siberiana de Omsk (REUTERS/Alexey Malgavko)

Alexei Navalny, de 44 años, fue internado el jueves en el hospital de urgencias N°1 de Omsk luego de descomponerse en el avión que lo trasladaba a Moscú desde la ciudad de Tomsk (Siberia), que debió aterrizar de emergencia ante la gravedad del cuadro. Ingresó en coma.

Kira Yarmysh, portavoz del líder opositor, asegura que fue envenenado con una sustancia que posiblemente le añadieron al té que tomó en el aeropuerto de Tomsk, pues fue lo único que ingirió ayer por la mañana. En un primer momento, los médicos que lo atendieron se negaban a dar un diagnóstico, pero se mostraron dispuestos a aceptar su traslado a Alemania en un avión medicalizado, que ya se encuentra en el aeropuerto de Omsk. Sin embargo, en el transcurso de unas horas, cambiaron radicalmente de posición.

Kira Yarmysh, portavoz del líder de la oposición rusa Alexei Navalny, espera fuera de un hospital donde Navalny recibe tratamiento médico en Omsk, Rusia, el 21 de agosto de 2020 (Reuters/ Alexey Malgavko)
Kira Yarmysh, portavoz del líder de la oposición rusa Alexei Navalny, espera fuera de un hospital donde Navalny recibe tratamiento médico en Omsk, Rusia, el 21 de agosto de 2020 (Reuters/ Alexey Malgavko)

“La noche la pasó bien (...), su estado a las 8 de la mañana experimentó cierta mejoría. Pero hasta ahora no podemos conseguir estabilizar claramente su situación”, dijo este viernes Alexandr Mujarovski, director del Hospital de Urgencias Nº 1 de la ciudad siberiana de Omsk, en una rueda de prensa, citado por la agencia Interfax. “Si el estado del paciente fuera estable, mis especialistas y la junta que reunimos hoy no se hubieran opuesto (al traslado)... No se puede decir que estamos poniendo obstáculos”, aclaró.

Para agregar más suspicacias, Anatoli Kalinishenko, subdirector del hospital, agregó luego que “hasta ahora no se ha identificado ningún veneno en la sangre ni en la orina” de Navalny. “No creemos que haya sido víctima de un envenenamiento”, afirmó, advirtiendo que no podía, por ley, hacer público su diagnóstico, pero que sí había sido comunicado a su familia.

Alexei Navalny en una manifestación para conmemorar el 5º aniversario del asesinato del político de la oposición Boris Nemtsov, el 29 de febrero de 2020 (Reuters/ Shamil Zhumatov/ Archivo Foto)
Alexei Navalny en una manifestación para conmemorar el 5º aniversario del asesinato del político de la oposición Boris Nemtsov, el 29 de febrero de 2020 (Reuters/ Shamil Zhumatov/ Archivo Foto)

Los comentarios contrastan con lo que sostiene el círculo de colaboradores del máximo opositor a Vladimir Putin. “Yulia Navalny (su esposa) no fue informada del diagnóstico de Alexei, a pesar de las declaraciones de los médicos. Lo que se les dijo es un conjunto de síntomas que pueden ser interpretados de diferentes maneras. Los médicos aún no pueden establecer la causa de la condición de Alexei”, escribió Kira Yarmysh en su cuenta de Twitter.

La portavoz denuncia que los médicos, presionados por el Kremlin, se niegan a autorizar su traslado a otro hospital tal y como se les había asegurado en un primer momento. Es mortalmente peligroso dejarlo en el hospital de Omsk sin equipamiento y sin que todavía se haya hecho un diagnóstico”, dijo Yarmysh.

Yulia Navalnaya, esposa del líder de la oposición rusa Alexei Navalny, y Anastasia Vasilyeva, su médica personal, caminan fuera del hospital, el 21 de agosto de 2020 (REUTERS/Alexey Malgavko)
Yulia Navalnaya, esposa del líder de la oposición rusa Alexei Navalny, y Anastasia Vasilyeva, su médica personal, caminan fuera del hospital, el 21 de agosto de 2020 (REUTERS/Alexey Malgavko)

“La prohibición de transportar a Navalny es solo para ganar tiempo y esperar el momento en el que ya no se pueda detectar el veneno en su organismo. Cada hora de retraso representa una amenaza crítica para su vida”, agregó.

También rechazó la decisión del hospital Anastasía Vasílieva, la doctora que atiende habitualmente a Navalny. “Es ilegal mantener a Alexei en un hospital que no cuenta con los tratamientos, condiciones y equipos necesarios. No nos enseñan los informes”, escribió en Twitter.

El avión sanitario alemán Bombardier Challenger 604 D-AFAD arriba al aeropuerto de Omsk, Rusia (ALEXEY GOLSHEV - VK SPOTTING IN OMSK vía Reuters)
El avión sanitario alemán Bombardier Challenger 604 D-AFAD arriba al aeropuerto de Omsk, Rusia (ALEXEY GOLSHEV - VK SPOTTING IN OMSK vía Reuters)

El caso de Navalny recuerda al de otros opositores y disidentes rusos envenenados en los últimos años. En 2006, el antiguo agente del servicio secreto Alexander Litvinenko falleció tras haber tomado un té que contenía polonio-210, una toxina radiactiva, durante una reunión en Londres.

También en suelo británico, el antiguo espía convertido en agente doble Sergei Skripal y su hija fueron hallados inconscientes en marzo de 2018 frente a su residencia en Salisbury después de haber sido envenenados con un agente nervioso, si bien ambos consiguieron sobrevivir. Londres responsabilizó a las autoridades rusas de ese suceso.

(Con información de EFE y Europa Press)

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Los médicos rusos afirmaron que no hay veneno en la sangre de Alexei Navalny y bloquearon su traslado a Alemania

El entorno de Navalni denunció que el Kremlin presiona a los médicos para que no aprueben su traslado

Quién es Alexei Navalny, el principal enemigo de Vladimir Putin que está en coma por presunto envenenamiento