Un auto dañado por el cohete lanzado por Hamas (Reuters/ Yair Sagi)
Un auto dañado por el cohete lanzado por Hamas (Reuters/ Yair Sagi)

Las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF) acusaron al grupo terrorista Hamas por el disparo de un cohete lanzado desde la Franja de Gaza que impactó sobre una vivienda al norte de Tel Aviv, dio como saldo siete heridos y anunció el envío de refuerzos a la zona del enclave.

"Tras una evaluación de la situación bajo la dirección del jefe de Estado Mayor, hemos enviado dos brigadas de refuerzo a la zona del comando Sur", anunció el ejército en Twitter, que dio cuenta, además, de la movilización de un determinado número de reservistas.

"Podemos confirmar que Hamas es responsable del disparo de un cohete de fabricación local", añadieron.

Los militares agregaron que el cohete fue disparado desde el sur del territorio palestino y que recorrió unos 120 km antes de impactar en Mishmeret, al norte de Tel Aviv y a unos 80 kilómetros de la frontera. El ataque provocó un incendio, y cuatro adultos y tres niños, incluyendo un bebé de seis meses, fueron hospitalizados por quemaduras y heridas leves.

Se trata de un alcance poco habitual para los cohetes, morteros y globos con explosivos que suelen dispararse desde Gaza y caen a pocos kilómetros del enclave.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, prometió responder "con fuerza" al ataque, y decidió "acortar" su viaje a Estados Unidos donde tiene pautado reunirse con el presidente Donald Trump.

Así quedó la vivienda en Tel Aviv tras la caída del cohete (AFP)
Así quedó la vivienda en Tel Aviv tras la caída del cohete (AFP)

"En una horas, me reuniré con el presidente Trump y justo después, volveré a Israel para dirigir de cerca nuestras operaciones", anunció.

En plena campaña electoral en Israel para las legislativas del 9 de abril, en las que Netanyahu aspira a imponerse para un nuevo mandato, el primer ministro sostuvo que se cometió "un ataque criminal contra el Estado de Israel y vamos a responder con fuerza", aunque aún no se han reportado acciones en represalia por el disparo de cohete.

Un organismo que depende del ministerio de Defensa israelí anunció el cierre de los pasos fronterizos para personas y bienes entre Israel y el enclave palestino.

Soldados israelíes en maniobras
Soldados israelíes en maniobras

La fuerzas israelíes responden sistemáticamente a los disparos de cohetes provenientes de Gaza atacando posiciones militares de Hamas, que controla la Franja de Gaza, aunque no es el único grupo extremista en la región.

De hecho, tanto Hamas como la facción Yihad Islámica negaron haber sido responsables del disparo, e incluso la prensa israelí reportó que el lanzamiento podría haber sido realizado de manera accidental durante una operación de mantenimiento de los cohetes Fajr, fabricados por Irán y parte de los arsenales palestinos.

En 2018, Hamas e Israel casi terminan en guerra. Tras un alto el fuego informal en noviembre y a medida que se acerca el primer aniversario de las manifestaciones llamadas de la Gran marcha del regreso, la tensión aumenta.

Un grupo de palestinos preparan una cometa incendiaria dentro de Gaza (Reuters)
Un grupo de palestinos preparan una cometa incendiaria dentro de Gaza (Reuters)

En tanto esta nueva escalada se produce a solo días del 30 de marzo, primer aniversario de la Gran marcha del retorno, una movilización contra el bloqueo israelí del enclave y por el derecho a los palestinos a regresar a sus tierras de las que huyeron o fueron expulsados con la creación de Israel en 1948.

Este aniversario da lugar a una importante movilización palestina.

Desde marzo de 2018, al menos 258 gazatíes murieron por disparos de soldados israelíes, la gran mayoría en las manifestaciones a lo largo de la frontera entre la Franja de Gaza e Israel. Dos soldados israelíes fallecieron desde esa fecha.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: