El líder de la república islámica de Irán Hassan Rouhani junto al presidente ruso Vladimir Putin (Foto: Getty Images)
El líder de la república islámica de Irán Hassan Rouhani junto al presidente ruso Vladimir Putin (Foto: Getty Images)

El ex jefe militar, principal rival del primer ministro Benjamin Netanyahu y presidente de la alianza política Kahol Lavan Benjamin "Benny" Gantz tenía hackeado su teléfono celular por Irán, lo que suscita preocupación en Israel por la posible intromisión del régimen islamista iraní en las próximas elecciones. Tras conocerse la noticia, el Canal 12 de noticias de Israel informó que recientemente Rusia suministró a su socio Irán tecnología de avanzada conocida como "Zero Click", que permite hackear de modo remoto celulares sin que el propietario del teléfono tenga que llevar a cabo ninguna acción y, por supuesto, sin que se dé cuenta.

En la actualidad, el modo más común de hackeAr un celular es a través de un malware troyano, que se descarga a sí mismo e infecta el dispositivo, pero para que se active es necesario que el usuario que es víctima del ataque clickee en un enlace o abra un archivo.

Yaniv Balmas, jefe de investigación cibernética de Check Point Software Technologies, dijo al periódico Globes el sábado que parecía que el teléfono de Gantz fue hackeado "con un ataque de Zero Click". "Es suficiente que el atacante sepa el número de teléfono del objetivo. Si, por ejemplo, el atacante sabe que el objetivo usa un iPhone y conoce una vulnerabilidad en un componente específico del celular… es suficiente enviar un mensaje de texto al teléfono para controlarlo", aseguró.

Agentes del Shin Bet, el servicio de inteligencia y seguridad interna de Israel, informaron semanas atrás a Gantz que su teléfono había sido hackeado por Irán tras su ingreso formal a la política en diciembre.

Benny Gantz (JACK GUEZ / AFP)
Benny Gantz (JACK GUEZ / AFP)

Irán se apoderó de sus datos personales y mensajes de texto, le informó Shin Bet al ex general, y le dijo que debería asumir que cualquier información confidencial en el teléfono podría ser usada en su contra en el futuro.

Al ex jefe de las Fuerzas de Defensa de Israel le explicaron que esto significaba que Teherán tenía acceso a todo tipo de información que pudiera haber almacenado en su teléfono, tanto personal como profesional. Gantz también fue informado del riesgo potencial que esto representaba, ya que Irán podría revelar la información que tiene en su poder con la intención de alterar el proceso electoral.

Según publicó el periódico Haaretz, el Shin Bet le dijo al ex general que podía "proceder según su propio criterio".

Según informó Noticias de Israel, tanto Gantz como voceros de su partido han enfatizado que no había información sensible en el teléfono y destacaron que el hackeo se produjo cuatro años después de que se retiró como jefe de personal del ejército.

Benny Gantz (MENAHEM KAHANA / AFP)
Benny Gantz (MENAHEM KAHANA / AFP)

En enero, el jefe de Shin Bet, Nadav Argaman, advirtió que un Estado extranjero "tiene la intención de intervenir" en las próximas elecciones de Israel el 9 de abril mediante hackers y cibertecnología.

Días después, Rusia dijo que no planeaba interferir en las elecciones, y un portavoz del Kremlin dijo que Moscú "nunca ha interferido en las elecciones en ningún país", a pesar de las pruebas que existen de su influencia en las elecciones norteamericanas de 2016.

El mes pasado, Haaretz informó que la Dirección Cibernética Nacional de Israel advirtió que los ataques cibernéticos podrían influir en el resultado de las próximas elecciones, advertencias que se han multiplicado en los últimos meses por parte del jefe de Shin Bet.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: