Sentenciaron a 11 años a futbolista colombiano que fue vinculado por traficar drogas con el Cártel de Sinaloa

Campeón de la Libertadores, seleccionado de su país y fichado por clubes en Europa, el exjugador habría de quedar en libertad hasta 2030, pues se declaró culpable por coordinar envíos de cocaína a EEUU a través de Centroamérica y México

El nacido en Villa del Cauca fue campeón de la Libertadores y participó en ediciones de la copa América con Colombia (Reuters)
El nacido en Villa del Cauca fue campeón de la Libertadores y participó en ediciones de la copa América con Colombia (Reuters)

Jhon Eduis Viáfara Mina, ex mediocampista de la selección de Colombia, fue condenado a 11 años de prisión por cargos de narcotráfico en una corte federal del Distrito Este de Texas, pues el ex futbolista colaboró con el Clan del Golfo en su país y el Cártel de Sinaloa en México para coordinar envíos de droga a EEUU.

Viáfara Mina de 42 años se había declarado culpable el 23 de noviembre de 2020 y estaba a la espera de su sentencia, luego de que fuera extraditado 10 meses antes, en enero del año pasado.

De acuerdo con autoridades estadounidenses, el ex jugador participó en preparativos logísticos para la importación de grandes cargamentos de cocaína vía aérea y acuática desde Colombia a México a través de Centroamérica para su posterior distribución en EEUU. Agentes de la Administración del Control de Drogas (DEA) iniciaron las indagatorias en su contra en 2017 y para el 13 de junio de 2018, fue acusado ante un gran jurado.

“El acusado en este caso lo tenía todo, fama mundial, riqueza y prestigio; a pesar de todo eso, eligió utilizar sus talentos para apoyar el mal que representa el narcotráfico”, aseguró el fiscal representante Nicholas Ganjei.

Su extradición a EEUU fue en enero de 2020, previo avala de la Corte de Justicia y firma del presidente Iván Duque (Foto: Policía Colombia/Handout via REUTERS)
Su extradición a EEUU fue en enero de 2020, previo avala de la Corte de Justicia y firma del presidente Iván Duque (Foto: Policía Colombia/Handout via REUTERS)

Conocido como Makelele, jugó en 10 clubes durante su carrera, entre ellos el Once Caldas, con quienes fue campeón de la Copa Libertadores en 2004. El originario de Villa del Cauca vistió las camisetas del Portsmouth y Southampton, ambos de la Liga Premier de Inglaterra, así como la del español Real Sociedad. En Colombia fue jugador del Deportivo Pasto, América de Cali, Equidad, Junior, y Deportivo Cali, entre otros equipos.

“Viáfara era el encargado de la ruta del Pacífico hacía México entre los nexos del Clan del Golfo y el Cartel de Sinaloa para transportar los estupefacientes en aeronaves y lanchas”, dijo en 2019 Óscar Atehortúa, entonces director de la Policía Nacional colombiana.

Las investigaciones arrojaron que Makelele administraba el pago de la nómina de los lancheros, de los encargados del embalaje y del transporte en general. Cuando fue capturado, el 19 de marzo de 2019, comentó que no temía lo que podía pasar y que esperaba ir a Estados Unidos a develar las pruebas que tenían en su contra para ver “hasta qué grado comprometen”.

El jefe directo del ex seleccionado colombiano se reunía de manera esporádica con integrantes del grupo criminal que actualmente encabezan Ismael Zambada García, el Mayo, y los hijos de Joaquín Guzmán Loera, el Chapo. También establecía contactos en el departamento de Antioquía para la importación de cocaína. La banda a la que pertenecía compró inmuebles en Bogotá, Medellín y Cali para ocultar las ganancias de sus negocios ilícitos.

Viáfara perteneció a la organización criminal al menos por 10 años (Foto: Archivo)
Viáfara perteneció a la organización criminal al menos por 10 años (Foto: Archivo)

Makelele fue vinculado con esta red que consistía en seis personas, cuando se conoció de una foto que le enviaron, donde se veía la referencia HK-17 en los productos ilegales, marca que se reconoció en Estados Unidos al tiempo en un cargamento incautado por las autoridades de ese país.

De acuerdo con versiones de la prensa local, también se conocieron llamadas en las que se orquestaban algunos puntos clave del transporte, reuniones con el Cártel de Sinaloa y hasta charlas sobre la incautación de la droga por la Policía, frustrando algunos de sus cargamentos.

En las operaciones cayeron cuatro personas de la célula conocida como “Gedeón”. El líder fue capturado en Medellín cuando se encaminaba a un encuentro con emisarios del Cártel de Sinaloa. A su vez, las autoridades colombianas, en coordinación con la DEA, detuvieron a un hombre que fue acusado de conseguir las pistas clandestinas en el país sudamericano y Costa Rica, además de otro sujeto que mantenía las reuniones con socios en México.

Viáfara Mina comenzó su carrera con el club América en 1996. Dos años después ascendió con el Deportivo Pasto y luego regresó a su club de origen, donde fue campeón en 2000. De ahí se enfiló al estrellato futbolístico. Las acusaciones en su contra contemplaron un periodo de 10 años, entre 2008 y 2018. Contando los días a partir de su arresto, se prevé que quede libre en 2030, o antes, si observa y alega buen comportamiento.

SEGUIR LEYENDO:

MÁS LEIDAS AMÉRICA