Paso a paso, así afectó la falta de gas natural en EEUU a los apagones en el norte de México

El país importa el 90% del gas natural de Estados Unidos y depende de dicho insumo para la generación de energía eléctrica

(Foto: Crisanta Espinosa/Crisanta Espinosa)
(Foto: Crisanta Espinosa/Crisanta Espinosa)

La mañana del lunes 15 de febrero se quedaron sin suministro de energía eléctrica 4.7 millones de personas de los 7.1 millones de habitantes de la zona norte del territorio mexicano.

Las entidades en las que se registraron afectaciones fueron Nuevo León, Tamaulipas, Chihuahua, Coahuila y Zacatecas. Las malas condiciones climatológicas en Estados Unidos ocasionaron cortes significativos de gas debido al congelamiento de ductos, que afectó a las centrales de generación eléctrica locales que utilizan dicho combustible, indicó la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

El Centro Nacional de Control de Energía (Cenace) explicó que el desbalance fue consecuencia de un “alto flujo de energía eléctrica entre las regiones del sur y norte del país, ocasionado por las salidas de centrales eléctricas de generación por la falta de gas natural y la pérdida de algunos elementos de la Red Nacional de Transmisión”

¿Qué fue lo que sucedió? México depende en la generación de energía de las centrales de ciclo combinado, las cuales requieren de gas para producir energía eléctrica.

(Foto: Saúl López/Cuartoscuro)
(Foto: Saúl López/Cuartoscuro)

El país no es productor de gas natural, ya que importa el 90% del gas desde Estados Unidos. Y de acuerdo con la Comisión Nacional de Hidrocarburos, México depende en mayor proporción de dicho insumo para la generación de energía eléctrica.

El gas natural no significa más del 45% de la generación eléctrica en otras naciones, mientras que en territorio mexicano el 54% de la electricidad se genera a partir del hidrocarburo.

Enrique Quintana, periodista y director general editorial de El Financiero, indicó para W Radio, que el país no puede almacenar gas que le permitan hacer una reserva, “no tenemos en México, no se ha invertido en ello”.

Tras la nevada atípica que sucede en Texas, sitio de donde se importa la mayor parte del gas, y afectó los ductos, incrementó 600% el precio del gas, explicó, México dejó de tener gas en las centrales y se comenzó a interrumpir el servicio de energía eléctrica.

(Foto: Twitter@raulfrancov )
(Foto: Twitter@raulfrancov )

A través de redes sociales, el Cenace informó este martes 16 de febrero que “continúan afectados 2,200 MW de carga de manera rotativa en las regiones norte y noreste del país (Chihuahua, Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas) por indisponibilidad de generación eléctrica” y solicitó a la población e industria para optimizar el uso de energía eléctrica cuando sea restablecida.

Durante la noche del lunes realizó cortes rotativos, que afectaron otras entidades del país, con el fin de “conservar el balance carga-generación en el Sistema Interconectado Nacional”.

Gonzalo Monroy, experto en temas de energéticos, indicó para W Radio que “en el país ya se tuvo que invertir en la parte de almacenamiento eléctrico” para evitar irrupciones en el servicio, y otra de las “fallas histórica está el no invertir en una capacidad de almacenamiento de gas natural […] Este gobierno decidió cancelar esos proyectos por la política de austeridad”.

(Foto: Cuartoscuro)
(Foto: Cuartoscuro)

Y puntualizó que “la CFE dio a entender que se suspendió el flujo, que alguien en Estados Unidos había que no le vendieran gas a México, eso no es cierto, nunca hubo esa declaratoria, el gas había incrementado su precio en cuestión de días. La CFE decidió no comprar el gas a ese precio y mejor comerse los apagones, hay que entenderlo claramente. La Comisión debió hacer las coberturas en precio para que no se dispararan como las nominaciones”.

El pasado jueves el precio del gas estaba en USD 3 por millón de BTU y para la tarde del lunes estaba en más de USD 150 por millón de BTU.

En diciembre pasado, otro apagón afectó a 10.3 millones de usuarios de entidades, en el área metropolitana, debido a una falla en el sistema interconectado.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: