La fosa clandestina descubierta en un predio de Tijuana ya suma 11 cadáveres

Angélica Ramírez, representante de la asociación Una Nación Buscando T, declaró, que la Fiscalía de Baja California “no ha apoyado lo suficiente”: además, que envió elementos que desconocen el uso de un geolocalizador y la lectura de coordenadas

Las integrantes rastreadoras de la asociación, debido a la “inacción e impericia” de la Fiscalía General del Estado (FGE) tomaron la decisión de conseguir, con sus propios medios y donaciones, una máquina retroexcavadora (Foto: Cuartoscuro)
Las integrantes rastreadoras de la asociación, debido a la “inacción e impericia” de la Fiscalía General del Estado (FGE) tomaron la decisión de conseguir, con sus propios medios y donaciones, una máquina retroexcavadora (Foto: Cuartoscuro)

Ya van 11 cadáveres y restos humanos los que han sido hallados durante una semana en un mismo predio de la colonia Maclovio Rojas, en Tijuana, Baja California, por miembros de la organización civil Una Nación Buscando T, señaló la representante Angélica Ramírez.

Las integrantes rastreadoras de la asociación, debido a la “inacción e impericia” de la Fiscalía General del Estado (FGE), señaló La Jornada, tomaron la decisión de conseguir, con sus propios medios y donaciones, una máquina retroexcavadora con el objetivo de remover tierra en búsqueda de los cuerpos humanos.

Este lunes 11 de enero se contó con las suficientes aportaciones para contratar la maquinaria por cuatro horas, informó Ramírez.

Cuando terminó la jornada se registró el hallazgo de ocho cuerpos en total. No obstante, Ramírez confirmó que hasta el momento han sido encontrados los restos de 11 personas.

En el año 2020, Una Nación Buscando T localizó y desenterró por lo menos 50 cadáveres y restos óseos que, en algunos casos, fueron regresados a sus familiares (Foto: Cuartoscuro)
En el año 2020, Una Nación Buscando T localizó y desenterró por lo menos 50 cadáveres y restos óseos que, en algunos casos, fueron regresados a sus familiares (Foto: Cuartoscuro)

Una Nación Buscando T ha laborado durante esta semana sobre una superficie de 16 metros cuadrados: es un predio que se utilizó como fosa clandestina, según denuncias anónimas.

Angélica Ramírez declaró, de acuerdo con el medio, que la Fiscalía “no ha apoyado lo suficiente”. Además, que envió elementos que desconocen el uso de un geolocalizador y la lectura de coordenadas.

Las integrantes del colectivo descubrieron los restos humanos “a pico y pala” desde el sábado pasado cuando los agentes investigadores “las dejaron solas”, dijo Ramírez. Con el apoyo de otros familiares de desaparecidos en la frontera de México con Estados Unidos, optaron por utilizar la retroexcavadora.

En el año 2020, Una Nación Buscando T localizó y desenterró por lo menos 50 cadáveres y restos óseos que, en algunos casos, fueron regresados a sus familiares.

Las integrantes del colectivo descubrieron los restos humanos “a pico y pala” desde el sábado pasado cuando los agentes investigadores “las dejaron solas”, dijo Ramírez (Foto: Cuartoscuro)
Las integrantes del colectivo descubrieron los restos humanos “a pico y pala” desde el sábado pasado cuando los agentes investigadores “las dejaron solas”, dijo Ramírez (Foto: Cuartoscuro)

El pasado 11 de enero, miembros del colectivo Una Nación Buscando-T, en su quinto día de búsqueda, encontraron el séptimo cadáver enterrado en un predio del ejido Maclovio Rojas, ubicado en la zona este de la ciudad de Tijuana.

El grupo, integrado por familiares de personas desaparecidas, inició las excavaciones la semana pasada después de recibir una llamada telefónica anónima: alertó sobre la existencia de una fosa clandestina en el área.

Tras encontrarse los primeros restos humanos, agentes de la Fiscalía General del Estado (FGE) de Baja California se sumaron a las labores de Una Nación Buscando-T. Debido a los indicios de la existencia de otros cuerpos, se reportó que los trabajos en el sitio continuarían durante los siguientes días.

El domicilio utilizado como fosa clandestina se encuentra en la esquina de Zapata y Artículo Tercero, en la popular colonia Maclovio Rojas. El pasado primero de enero fueron recibidas las primeras denuncias anónimas por el colectivo, declaró la activista Angélica Ramírez a La Jornada.

El domicilio utilizado como fosa clandestina se encuentra en la esquina de Zapata y Artículo Tercero, en la popular colonia Maclovio Rojas (Foto: Cuartoscuro)
El domicilio utilizado como fosa clandestina se encuentra en la esquina de Zapata y Artículo Tercero, en la popular colonia Maclovio Rojas (Foto: Cuartoscuro)

De acuerdo con el medio, uno de los obstáculos a los que se enfrentan los colectivos de búsqueda en la entidad federativa es que, cuando se trata de propiedad privada, no cuentan con la orden de un juez para ingresar a los predios.

Cabe destacar que la Fiscalía de Baja California no auxilia a los colectivos sin la orden correspondiente. Cuando se logró obtener una orden judicial, la FGE ingresó el sábado 2 de enero y halló ese mismo día un cadáver.

“Me dijo que no me podía apoyar, no podía dar seguridad para cometer un delito (para irrumpir en el predio) y me dijo que le mandara la información y que él iba a entrar y no le creímos, pero el lunes me hablan como a las cuatro de la tarde y me dijo ‘Angelica ya entramos a la casa y encontramos el primer cuerpo’, me dijo el fiscal Hiram”, dijo la activista a La Jornada. Así comenzaron las labores.

MÁS SOBRE OTROS TEMAS: