El economista estima que las inversiones se retrasarían durante seis meses más y la incertidumbre permanecería por otros cuatro meses, y a pesar de ello, ve muy lejana la posibilidad de una recesión.Foto: Archivo
El economista estima que las inversiones se retrasarían durante seis meses más y la incertidumbre permanecería por otros cuatro meses, y a pesar de ello, ve muy lejana la posibilidad de una recesión.Foto: Archivo

Para las empresas las decisiones de inversión a mediano y largo plazo son ampliamente meditadas ya que de éstas depende su estabilidad económica, es por ello que no se toman a la ligera, por lo que hay ciertos factores que determinan su agilidad.

Las tensiones comerciales y otros focos de incertidumbre a nivel global es lo que detiene a las empresas, afirmó Paul Donovan, economista en jefe de UBS.

"Las empresas tienen detenidas decisiones de inversión para los próximos 20 años, aunque no las han cancelado y se preguntan '¿Por qué tomar decisiones de inversión a largo plazo el día de hoy con la presencia de todas estas fuentes de incertidumbre?' si es mejor retrasarse por unos meses", expresó el economista.

Indicó que a pesar de que espera que Estados Unidos y China lleguen a un acuerdo durante el año, las inversiones se retrasarían durante seis meses más y la incertidumbre permanecería por otros cuatro meses, y a pesar de ello, ve muy lejana la posibilidad de una recesión.

Lo único que podría aumentar las probabilidades de una recesión en el mundo son mayores medidas arancelarias sobre China, Europa y que el T-MEC no prosperara, considera el analista Foto: Archivo
Lo único que podría aumentar las probabilidades de una recesión en el mundo son mayores medidas arancelarias sobre China, Europa y que el T-MEC no prosperara, considera el analista Foto: Archivo

"El problema ahora es que si bien los acuerdos individuales son útiles (como en el caso de México con el acero), la incertidumbre creada por los impuestos al comercio está creando un daño económico".

"A pesar de ello, lo único que podría aumentar las probabilidades de una recesión en el mundo son mayores medidas arancelarias sobre China, Europa y que el T-MEC no prosperara, entonces podría ocasionarse una recesión, algo que no creo que suceda, no creo que Trump quiera una recesión en un año electoral", detalló Donovan en entrevista con el portal económico El Financiero.

Destacó que en los últimos nueve años el crecimiento ha sido muy estable y que no se había observado un contexto donde el dinamismo se viera amenazado por nuevos o diferentes riesgos.

Efecto Trump

"Hoy lo primero que hago por la mañana es revisar la cuenta de Twitter del presidente Trump, un nuevo foco de incertidumbre que hemos agregado a nuestra gestión de activos, que es muy complicado de proteger, se esté de acuerdo o no con su estrategia, no opera bajo los canales tradicionales", explicó.

Señaló que en un sentido estricto, para que una guerra comercial sea llamada así se tienen que cumplir ciertas características, como una afectación de las exportaciones como proporción del PIB global, pero éstas se encuentran en un nivel estable y no cumplen con la definición tradicional.

"Sugeriría que esta guerra es regional y aún no es global, pero con riesgos significativos para la economía mundial", dijo.

Sobre México, Gabriela Soni, directora de inversiones de UBS en el país, destacó que el diferencial entre las tasas de interés locales y externas se mantiene en niveles que son atractivos para los inversionistas aquí.

Por ello, los inversionistas foráneos siguen manteniendo el beneficio de la duda sobre este sexenio y esperan que sea fiscalmente responsable. Sobre los recientes cambios en la actual administración federal, el banco suizo se refirió a estos como movimientos políticos sin que tengan mayor impacto en aspectos de inversión.