EEUU instó a los actores políticos en Honduras a evitar retóricas provocativas de cara a la asunción de Xiomara Castro

El portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, ha remarcado que la “nueva dirección provisional” en el país centroamericano es una “decisión soberana”, por lo que esperan “profundizar” junto a la presidenta electa, para “promover los intereses compartidos”

El portavoz del Departamento de Estado, Ned Price
El portavoz del Departamento de Estado, Ned Price

Estados Unidos ha hecho un llamamiento a la calma este lunes y ha instado a los actores políticos en Honduras a abstenerse de la violencia y evitar retóricas provocativas de cara a la toma de posesión de Xiomara Castro como nueva presidenta del país.

“Hacemos un llamamiento a los actores políticos para que mantengan la calma, participen en el diálogo, se abstengan de la violencia y la retórica provocativa, e instamos a sus partidarios a expresarse pacíficamente respetando el Estado de Derecho”, ha dicho el portavoz del Departamento de Estado estadounidense, Ned Price, en rueda de prensa.

Price ha remarcado este lunes que la “nueva dirección provisional” en Honduras es una “decisión soberana” del país, por lo que Estados Unidos espera “profundizar” junto a la presidenta electa Xiomara Castro, que asumirá el cargo este 27 de enero, para “promover los intereses compartidos”.

En este sentido, Price ha resaltado que la vicepresidenta estadounidense Kamala Harris “ya ha tenido la oportunidad de estar en contacto con Castro para felicitarla por su “histórica victoria” como la primera mujer presidenta del país.

“En esa conversación del mes pasado, discutieron su interés compartido para abordar las causas profundas de la migración, promover oportunidades económicas inclusivas para el pueblo de Honduras, combatir la corrupción, reducir las amenazas a la seguridad y mejorar el acceso a la salud y la educación”, ha trasladado en un comunicado.

La presidenta electa de Honduras, Xiomara Castro
La presidenta electa de Honduras, Xiomara Castro

Este domingo, el Congreso hondureño nombró dos presidentes en ceremonias separadas, profundizando una crisis política a cuatro días de la asunción de la presidenta electa de izquierda, Xiomara Castro, tiñendo de incertidumbre la toma de posesión.

Dieciocho diputados disidentes del partido de Castro, Libertad y Refundación (Libre), con apoyo de formaciones de derecha, eligieron a Jorge Cálix como presidente del Congreso en un centro social.

En paralelo, parlamentarios de Libre leales a Castro nombraron al diputado del Partido Salvador de Honduras (PSH), Luis Redondo, en el edificio del Congreso.

Cálix, acusado de “traidor” por Castro, prometió sin embargo trabajar por el programa de la presidenta electa, que debe asumir el gobierno el próximo jueves.

“Nuestra agenda legislativa tiene como prioridad hacer realidad el plan de gobierno de Xiomara Castro”, aseguró el parlamentario.

Cálix logró el apoyo de 79 legisladores, incluyendo 44 votos de Partido Nacional (PN, derecha), del gobierno saliente, para presidir el Parlamento.

Xiomara Castro había llegado a un acuerdo con el Partido Salvador de Honduras (PSH) para votar a Luis Redondo, de esa formación, como titular del Congreso, quien fue votado en la sede legislativa con 96, incluyendo suplentes.

Se requieren 65 votos para lograr la dirección del Congreso, la mitad más uno de los 128 escaños.

Centenares de simpatizantes de Libre se congregaran desde la noche del sábado frente a la sede del Congreso, convocados por Castro, en una vigilia que mantuvieron hasta la mañana del domingo.

(Con información de Europa Press)

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR