Juicio contra Ghislaine Maxwell: Jeffrey Epstein necesitaba tener sexo tres veces al día, según el crudo relato de una testigo

En el sexto día del proceso, la testigo reveló cómo la presionaron para que le diera masajes sexuales al magnate neoyorquino cuando aún era una adolescente

Jeffrey Epstein y Ghislaine Maxwell en un evento en Nueva York, 16 de mayo de 1995
Jeffrey Epstein y Ghislaine Maxwell en un evento en Nueva York, 16 de mayo de 1995

Una segunda mujer -que dice que Ghislaine Maxwell la preparó para ser abusada por el fallecido financiero Jeffrey Epstein cuando era una adolescente- testificó el lunes que la socialité británica “me dijo que yo era una de sus favoritas” después de uno de sus encuentros con Epstein.

La mujer, que está testificando bajo el seudónimo de Kate, es la segunda de las cuatro víctimas nombradas en una acusación formal de 2021 que sube al estrado en el juicio por abuso sexual de Maxwell en la corte federal de Manhattan. El juicio comenzó la semana pasada y se prevé que dure hasta enero.

Kate dijo que tenía 17 años y estaba luchando por hacer amigos después de mudarse a Gran Bretaña desde Francia cuando conoció a Maxwell para tomar el té en su casa de Londres en 1994, conociéndose a través de un hombre de 35 años con el que estaba saliendo.

Ahora, ya habiendo pasado los 40 años de edad, Kate contó cómo era una aspirante a música y Maxwell se ofreció a presentarle a su novio, quien podría ayudarla en su carrera.

“Me fui de allí sintiéndome emocionada y como si alguien quisiera ser mi amiga”, dijo Kate.

Debido a que Kate tenía más de la edad de consentimiento en Gran Bretaña, la jueza de distrito de los Estados Unidos, Alison Nathan, instruyó al jurado que cualquier encuentro sexual que ella describiera no era “actos sexuales ilegales”.

Ilustración de Maxwell mientras la fiscal Lara Pomerantz interroga a "Kate" durante el juicio (REUTERS/Jane Rosenberg)
Ilustración de Maxwell mientras la fiscal Lara Pomerantz interroga a "Kate" durante el juicio (REUTERS/Jane Rosenberg)

Aún así, los fiscales podrían usar el testimonio de Kate para corroborar patrones en el comportamiento de Epstein y Maxwell que otros testigos describen, incluido que la manera en la que Maxwell adoraba a las adolescentes era un medio de “prepararlas” para el abuso de Epstein.

Maxwell, de 59 años, se declaró inocente de ocho cargos de tráfico sexual y otros cargos, y sus abogados dicen que los recuerdos de las cuatro mujeres se han corrompido durante las décadas que han pasado desde los supuestos encuentros.

Kate dijo que al regresar a la casa varias semanas después de tomar el té, Epstein, el novio de Maxwell en ese entonces, estaba allí.

Dijo que masajeó los pies de Epstein a petición de Maxwell, y que Epstein quedó impresionado por lo fuerte que era. Un par de semanas después, Kate dijo que Maxwell le pidió que regresara a la casa y le diera un masaje a Epstein. Cuando un fiscal le preguntó si era masajista, Kate dijo que no.

Kate dijo que Maxwell la llevó a una sala de masajes. Epstein estaba allí, vestido con una bata de baño. Maxwell cerró la puerta y Epstein tuvo un encuentro sexual con Kate. Dijo que Maxwell la vio después de que terminó el encuentro.

la testigo "Kate" declara en el juicio contra Maxwell (REUTERS/Jane Rosenberg)
la testigo "Kate" declara en el juicio contra Maxwell (REUTERS/Jane Rosenberg)

“Ella dijo ‘te divertiste, eres una buena chica, estoy tan feliz de que pudieras venir’”, testificó Kate. “Parecía realmente complacida y yo estaba realmente complacida de que ella estuviera complacida”.

“Más tarde, Maxwell me dijo que buscara a alguien que le hiciera sexo oral a Epstein”, afirmó Kate, y dijo que Maxwell le dijo que el financiero necesitaba tener relaciones sexuales “tres veces al día”.

Kate dijo que después de cumplir 18 años, fue a ver a Maxwell y Epstein a la casa de Epstein en Palm Beach, donde ella y Epstein tuvieron un encuentro sexual en la casa de la piscina.

Maxwell “me dijo que era una chica tan buena y que era una de sus favoritas”.

Los abogados de Maxwell han dicho que su cliente está siendo procesado solo porque Epstein ya no está vivo. El inversor trotamundos se suicidó en 2019 a los 66 años en una celda de la cárcel de Manhattan mientras esperaba cargos de tráfico sexual.

La semana pasada, los miembros del jurado escucharon a una mujer conocida como Jane que dijo que Epstein abusó sexualmente de ella desde 1994 cuando ella tenía 14 años. Maxwell a veces participaba en sus encuentros, que a menudo comenzaban como masajes antes de intensificarse, dijo Jane.

Con información de Reuters

Seguir leyendo:

TE PUEDE INTERESAR