Donald Trump, presidente de EEUU (AFP)
Donald Trump, presidente de EEUU (AFP)

El presidente Donald Trump dijo el miércoles estar "seguro de que Irán querrá hablar pronto" con Estados Unidos, a pesar de la escalada de tensión entre los dos países.

El mandatario estadounidense desmintió así en Twitter cualquier "disputa interna" en el seno de su administración sobre su "política firme en Oriente Medio". "Las opiniones diferentes se manifiestan y yo tomo la decisión final y definitiva, es un proceso muy simple", añadió.

Trump ha abierto la puerta varias veces a Teherán, que considera el principal elemento desestabilizador de Oriente Medio, aunque estos intentos no han fructificado.

La tensión se ha disparado desde que EEUU anunció en abril pasado el fin de las exenciones que había concedido a ocho naciones o territorios para que siguieran comprando petróleo a Irán pese a la retirada de EEUU del pacto nuclear con ese país.

El régimen iraní amenazó con bloquear el estratégico estrecho de Ormuz, por el que cruza una gran parte del crudo mundial, si las sanciones impiden sus exportaciones de petróleo, vitales para la economía del país persa.

En la última semana, el Gobierno estadounidense decidió enviar al golfo Pérsico el portaaviones USS "Abraham Lincoln", el buque de asalto anfibio USS "Arlington", misiles Patriot y bombarderos. Además, ordenó evacuar al personal no esencial de su embajada en Irak, país donde Irán tiene una fuerte influencia y donde Washington dice haber detectado indicios de posibles agresiones iraníes.

A esa situación se suma el conflicto en Yemen, donde un aliado estadounidense como Arabia Saudita lidera la coalición que combate a los rebeldes hutíes, respaldados por Teherán. El martes, los hutíes atacaron con siete aviones no tripulados instalaciones petroleras saudíes, una acción condenada por la ONU.

Con información de EFE y AFP

MÁS SOBRE ESTE TEMA: