El acusado fue denunciado por vecinos que le sorprendieron durante el depravado acto sexual (Foto: mcsoflorida)
El acusado fue denunciado por vecinos que le sorprendieron durante el depravado acto sexual (Foto: mcsoflorida)

Nicholas Anthony Sardo, de 21 años, fue detenido en Florida, Estados Unidos, después de que confesara haber mantenido relaciones sexuales con un pony macho llamado Jackie G., hasta cuatro veces en el plazo de una semana. 

Según informó la oficina del sheriff del condado de Marion, el pasado 16 de octubre un vecino denunció los hechos después de haber visto al acusado penetrando al animal en un pasto. A esta declaración, se sumó la de un segundo testigo que acudió ante el sheriff para informarle de que había sorprendido al joven en mitad del depravado acto sexual. También aseguró que tras increparle, Sardo reconoció su perturbador crimen.

El animal es propiedad de un familiar del agresor (Foto: @mcsoflorida)
El animal es propiedad de un familiar del agresor (Foto: @mcsoflorida)

Ante las acusaciones presentadas, la oficina del sheriff del Condado de Marion decidió investigar el caso. Durante el interrogatorio, el detenido no sólo confesó el crimen sino que explicó que en una semana había tenido relaciones hasta cuatro veces con el pony pero que había usado condón para no contraer ninguna enfermedad del animal. Reconoció además que su agresión al pony fue un error del que se arrepiente, y admitió sentirse "enfermo" por este acto de zoofilia.

Tras su declaración, Anthony Sardo fue arrestado y trasladado a la cárcel del condado. Se encuentra acusado de cuatro cargos de brutalidad sexual contra un animal. Las autoridades dieron a conocer que tanto el terreno en el que se perpetró el crimen como el pony son propiedad de un familiar de Sardo.

La oficina relató a través de una publicación en Facebook el crimen cometido por Sardo (@mcsoflorida)
La oficina relató a través de una publicación en Facebook el crimen cometido por Sardo (@mcsoflorida)

Jackie G., el caballo miniatura víctima de la violación sigue bajo la tutela y los cuidados de su dueño. La oficina del sheriff no ha especificado si se le ha realizado algún chequeo veterinario al animal, o si padece alguna afección como consecuencia de las repetidas agresiones de Sardo.

A través de una publicación en Facebook, la autoridad competente sí aclaró que pronto un juez se pronunciará sobre el caso, y estipulará la pena de Sardo por el delito cometido.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: