El Manchester City venció al Everton por la jornada 21 de la Premier League inglesa y recortó la diferencia con el líder Liverpool. El triunfo fue clave para que el conjunto de Guardiola comience ganando el año y se ilusione con alcanzar la cima.

En el primer tiempo, el conjunto celeste se mostró como dominador pero sin tanto desequilibrio, tal vez debido al agotamiento que significó haber jugado seis partidos en diciembre. Además, el VAR le anuló un gol por fuera de juego a Phil Phoden, por la posición de Riyan Marhez, quien había iniciado la jugada por derecha.

En el complemento, el encuentro se abrió rápido para el Manchester City. Fue Gabriel Jesus quien recibió en la zona izquierda del área a los seis minutos, se perfiló hacia su pierna hábil y desenfundó un derechazo a colocar al segundo palo que llegó a rozar el arquero, pero se clavó en un ángulo.

La ampliación del marcador llegó cinco minutos más tarde en un contragolpe que se definió con una asistencia entre líneas de Bernardo Silva para que nuevamente Gabriel Jesus, esta vez de zurda y casi sin acomodarse, estampe el 2 a 0.

Para desgracia de Guardiola, la visita llegó al empate cuando Claudio Bravo sobró una salida desde el fondo, regaló el esférico y el Everton no desaprovechó la oportunidad para a través de Richarlison poner el 1-2. Pero este gol no hizo peligrar el triunfo del Manchester City que se quedó con los tres puntos.

El conjunto de Guardiola se mantiene tercero en la tabla de posiciones, aunque tiene dos partidos menos que el líder Liverpool que enfrentará al Sheffield United el jueves. El próximo domingo, los ciudadanos visitarán al Aston Villa.

Un fan del Manchester City pidió que se deje de utilizar el VAR. Justamente hoy la tecnología le anuló un gol por fuera de juego (Reuters)
Un fan del Manchester City pidió que se deje de utilizar el VAR. Justamente hoy la tecnología le anuló un gol por fuera de juego (Reuters)

Hace unos pocos días, el conjunto que dirige Pep Guardiola volvió a ganar: es que después de la dura derrota frente al Wolverhampton -estaba arriba 2-0 en el marcador y le anotaron tres goles consecutivos para el 3-2 definitivo-, los Ciudadanos se repusieron y consiguieron una victoria, en casa, ante el Sheffield United.

En lo que fue el regreso de Sergio Agüero al primer equipo -en el duelo ante los Wolves había jugado sólo 13 minutos porque el City sufrió una expulsión y Pep decidió sacarlo del campo-, los de Manchester encaminaron el triunfo con un gol controvertido. Es que tras un toque involuntario del balón por parte del árbitro, la pelota le quedó a Kevin De Bruyne y el belga habilitó al Kun, que conquistó el primer tanto del partido. El gol fue evaluado por el VAR debido a que el juez había rozado la pelota, pero a pesar de las quejas de los visitantes, el video arbitraje confirmó el gol.

Por su parte, el conjunto de la ciudad de Liverpool venía de triunfar en las dos primeras presentaciones con Ancelotti en el banco de suplentes: superó 1-0 al Burnley en Goodison Park y venció, también por la mínima diferencia, al Newcastle como visitante.

Formaciones

Árbitro: Andre Marriner

Estadio: Etihad Stadium