Hace cinco años lo invitó a hacer una promesa a Roger Federer, y el tenista le dio la sorpresa de su vida

Cuando era un niño, Izyan Ahmad le pidió al suizo que lo esperara antes de retirarse, para poder enfrentarlo en un partido profesional. Pasó el tiempo y Roger se prestó a una cámara oculta para hacerle realidad su sueño

Roger Federer le cumplió su promesa a un niño que cinco años antes le pidió y iba a poder jugar con él

Este lunes Roger Federer cumplió 41 años y el deporte en general se rindió para rendirle tributo a uno de los mejores tenistas de la historia. Entre tantos y reconocimientos que tuvo “Su Majestad”, ganador de 20 Grand Slam, se destacó una producción en la que le cumplió el sueño a un joven fanático que cuando era más chico le hizo un pedido muy especial en la previa del US Open, hace cinco años. En la umbral del evento, el pequeño se animó, tomó el micrófono y lo encaró en plena conferencia de prensa.

“¿Puedes seguir jugando durante ocho o nueve años para que yo pueda jugar contigo cuando sea profesional?”, le preguntó el niño Izyan Ahmad. Ante las risas de todos los presentes, el suizo le dijo que “sí”, pero Zizou, como se lo conoce al chico, redobló la apuesta y ante los ojos del mundo le planteó, “¿Eso es una promesa?”. “Una promesa meñique”, respondió el vencedor de 103 títulos de ATP.

El tiempo pasó y Zizou se dejó llevar por su pasión por la raqueta y empezó a jugar en torneos juveniles, soñando con algún día llegar a las grandes abiertos en los que sus ídolos, y en especial Federer, hicieron historia. Sin embargo, un día se encontró en una cancha con Roger, quien fue el cómplice perfecto para darle la sorpresa de su vida.

Federer logró 103 títulos de ATP. En la imagen, recibe la ovación en Wimbledon (REUTERS/Ben Solomon)
Federer logró 103 títulos de ATP. En la imagen, recibe la ovación en Wimbledon (REUTERS/Ben Solomon)

En una producción que montó una conocida fábrica de pastas italiana, Federer tuvo la ayuda de varias personas que le brindaron a Zizou el “mejor día de mi vida”, como definió. En un complejo tenístico ubicado en Zúrich se grabó el video en junio de este año. Allí el joven llegó junto a su entrenador y antes de sentarse la persona que los recibió “reconoció” al chico, quien no cayó en su asombro.

Más tarde el mozo que los atendió les dijo que su jefa era gran admiradora de Zizou y les preguntó si ella iba a poder sacarse una foto. El chico no lo pudo creer y accedió al pedido, mientras Federer siguió todos los detalles por un monitor y estalló de risa en algunos momentos. Cuando apareció la responsable del local y saludó a joven, antes de sacarse una foto con él le mostró una remera con una foto suya sublimada.

Aunque el mozo, quien terminó siendo otro partenaire de la producción, lo invitó a Zizou a ir a la cancha y se empezó a escuchar a un grupo de fanáticos del joven. Al grito de “Zizou” y con carteles que mostraron su nombre y lo alentaron, cuando llegó al campo de juego le indicaron que por fin iba a poder tener un “digno rival” y fue nada menos que Federer.

Roger Federer ganó 20 Grand Slam (EFE/EPA/FACUNDO ARRIZABALAGA)
Roger Federer ganó 20 Grand Slam (EFE/EPA/FACUNDO ARRIZABALAGA)

Zizou no lo pudo creer y saludó a su gran ídolo. Luego jugaron el partido que tuvo algunos lujos y Roger elogió a su oponente. A nadie le importó el resultado -si es que lo hubo- ya que lo más importante fue regalarle un momento increíble al chico que finalmente pudo cumplir su sueño.

El suizo, tercero en el historial de máximos ganadores de Grand Slam detrás de Novak Djokovic (21) y Rafael Nadal (22), hoy está afuera del Ranking ATP luego de 25 años de carrera. No juega desde julio de 2021 por la rehabilitación de su lesión en la rodilla derecha, y espera poder regresar a finales de temporada cuando se dispute la Laver Cup y luego en el torneo de Basilea.

En su cumpleaños número 41, el también conocido como “El Reloj Suizo” y distinguido entre varias virtudes en su juego por su revés de derecha con una sola mano, tuvo un reconocimiento general por ser una astro del deporte. Con una raqueta se convirtió en leyenda y gestos como los que tuvo con el joven Zizou son otra demostración de por qué es un grande también afuera de la cancha.

SEGUIR LEYENDO


TE PUEDE INTERESAR