La secuencia se dio anoche durante el empate 0-0 de Dorados y Mineros de Zacatecas, por el partido de ida de los cuartos de final del torneo de Segunda División de México. Al conjunto que dirige Diego Maradona le faltó efectividad para quedarse con el primer duelo de cara a la revancha, que se disputará el sábado. Y, en un momento del encuentro, la cámara lo tomó con el teléfono, escuchando un audio de Whatsapp. La imagen se viralizó, provocando el misterio, ¿con quién hablaba el entrenador?

Al final de la igualdad, el Diez se mostró visiblemente contrariado con el arbitraje y montó en cólera, dado que entendió que su equipo fue perjudicado. Según pudo averiguar Infobae, cuando lo tomó la transmisión oficial, Diego hablaba con un integrante del cuerpo técnico que no lo acompaña en el banco de suplentes, quien le indicó un par de acciones en las que el juez Edgar Rangel no había sido ecuánime, a partir de lo que su informante vio por TV. Esos datos elevaron la temperatura del ex capitán de la selección argentina, quien terminó protestando enérgicamente.

Maradona se retiró del campo de juego aplaudiendo irónicamente a Rangel, y todo indica que fue informado por el cuerpo arbitral. Para disminuir las tensiones, fue Luis Islas, su ayudante de campo, el que concurrió a la conferencia de prensa. "Hay una posibilidad de sanción a Diego, por eso estoy acá, el club se encargará de solucionarla. Hoy tuvimos un partido con mucha intensidad, que pudimos haber estado más finos al momento de definir, pero realmente estamos muy tranquilos en lo futbolístico", declaró tras el encuentro.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: