Denuncian muerte de soldado del Batallón de Infantería N°14 en extrañas circunstancias

El uniformado de 19 años falleció tras recibir tres impactos de bala

Soldados del Ejército en Colombia - Foto: Colprensa.
Soldados del Ejército en Colombia - Foto: Colprensa.

En la base militar de Yondó, Antioquia, fue asesinado en extrañas circunstancias el soldado William Fernando Acevedo Cupajita, de 19 años, quien fue trasladado hacia el Hospital Regional del Distrito Magdalena Medio, donde posteriormente falleció.

El soldado, que pertenecía al Batallón de Infantería N°14 y era agregado operacionalmente al Batallón de Artillería, falleció tras recibir tres disparos, pese a los esfuerzos de los médicos por salvarle la vida.

Según información de Blu Radio, la unidad del Ejército ha brindado toda la información necesaria para facilitar el trabajo investigativo de las autoridades competentes, además de los recursos necesarios que permitan establecer las circunstancias de tiempo, modo y lugar que faciliten el esclarecimiento de este caso.

Medios locales aseguran que una de las primeras hipótesis que se manejan del caso es que el soldado se encontraba limpiando el arma de dotación y esta se le habría disparado, sin embargo, esta versión no ha sido confirmada por las autoridades y el hecho es ahora materia de investigación al interior de la guarnición militar.

La familia del soldado fue notificada del hecho por el Ejército Nacional y se dirigió a la sede de Medicina Legal de Barrancabermeja para reclamar el cuerpo. Medios locales igualmente afirman que un familiar dudó de esta versión al afirmar que, “estaba en la habitación y que un compañero estaba limpiando el arma y se le había salido, según entiendo si se le sale solamente una bala no tres, él recibió tres impactos”.

Según otra versión, se trataría de una agresión de uno de sus compañeros en la que el soldado resultó herido, cuando, presuntamente, este accionó su arma de dotación mientras se encontraban en desarrollo de operaciones militares.

Este hecho se sumaría a otros dos ocurridos en las últimas semanas, cuando un soldado mató a su compañero, el subteniente Edwar Geovany Delgado Guerrero del Batallón de Infantería N.º 38 Miguel Antonio Caro, mientras inspeccionaba su arma de dotación en Facatativá, Cundinamarca.

El Ejército, en ese momento, también afirmó haber entregado toda la información necesaria para establecer cómo se dio el homicidio del subteniente Delgado.

El otro caso, fue en el departamento del Guaviare y se presentó en la madrugada del 11 de enero de 2022, en la vereda Agua Bonita del municipio de Calamar, cuando un soldado del Batallón de la Vigésima Segunda Brigada de Selva disparó contra uno de sus compañeros, quien murió de manera instantánea. Y según las primeras versiones de la institución habría sido un acto de intolerancia. El Ejército después confirmó la detención del militar implicado en el caso.

Cabe recordar el caso del 25 de diciembre del año pasado reportado por el Espectador, en el que un infante de la Marina disparó contra tres de sus compañeros en las instalaciones del Batallón de Policía Naval Militar de San Andrés. Se supo que el oficial accionó un arma en contra de tres de sus compañeros y dejó heridas en un soldado del Ejército, para después, al parecer, acabar con su propia vida.

Otro caso, el 24 de diciembre de 2021, el Espectador también reportó que al parecer un soldado profesional asesinó a un sargento viceprimero y dejó heridos a dos uniformados, en el Batallón de alta montaña Benjamín Herrera Cortes, en el municipio de San Sebastián, tras atacarlos con su arma de dotación.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR