Cayó inspector de Policía que lideraba una banda criminal en La Guajira

El funcionario, que ya había sido judicializado por secuestro extorsivo en 2018, fue aprehendido junto a dos patrulleros que lo secundaban en el tráfico de material vegetal de manera ilegal

Inspector de Policía en San Juan del Cesar en La Guajira, Juan Carlos Daza García. Foto: Policía Nacional.
Inspector de Policía en San Juan del Cesar en La Guajira, Juan Carlos Daza García. Foto: Policía Nacional.

En una operación de la Dijin y otras dependencias de la fuerza pública nacional fue capturado Juan Carlos Daza García, inspector de Policía Municipal en San Juan del Cesar, sur de La Guajira, quien sería el líder de la banda conocida como ‘Los Talleres’, conformada por varios integrantes de la Policía de ese departamento en unísono de otros civiles.

El operativo, que contó con la participación de la Fiscalía cuarta con seccional en Riohacha y que fue denominado como ‘Lucha frontal contra la corrupción’, fue respaldado por la SIPOL de La Guajira y permitió la aprehensión de Daza García, quien ya había sido judicializado por la institución en 2018 por secuestro extorsivo. La noticia generó conmoción dado que a pesar de enfrentar dichos delitos, el inspector fungía en uno de los más importantes cargos de la Policía guajira.

Asimismo, la institución informó los nombres de los uniformados y secuaces del funcionario, que corresponden a: intendente Johnny Enrique Castaño Pulgar, jefe de la Unidad Básica de Investigación (Ubic) en San Juan y el patrullero Manuel María Barros Tilles, adscrito al Comando de Riohacha.

Los individuos cometían toda clase de crímenes, principalmente relacionados con la evasión de controles policiales en los negocios donde se prestan las máquinas de azar para apostar dinero en ese municipio.

“Mediante labor investigativa especializada de agente encubierto, se logró demostrar de que el señor Juan Carlos Daza García, Inspector de Policía del municipio de San Juan del Cesar, en coordinación con policías y agentes corruptores generaron estrategias para la omisión de controles en el funcionamiento de establecimientos abiertos al público (máquinas de azar) en el municipio”, afirma la Policía en un comunicado.

Tras sus capturas, las autoridades informaron que los policías deberán responder por los delitos de concierto para delinquir, ilícito aprovechamiento de los recursos naturales renovables, concusión y ejercicio ilícito de la actividad monopolística de arbitrio rentístico y cohecho por dar y ofrecer.

Se estableció que la organización delincuencial transportaban de manera ilícita recursos naturales (carbón vegetal) entre otras actividades delincuenciales”, agrega el informe policial, donde se reveló, además, la millonaria suma de dinero que conseguían por las actuaciones delincuenciales antes descritas.

“Los policías recibían un promedio de $10.000.000 mensuales, por parte de los agentes corruptores. Esta cifra variaba según la cantidad de mercancía del aprovechamiento ilícito de los recursos naturales e ilícito de la actividad monopolística de arbitrio rentístico, durante cada mes”, concluyó el reporte.

De acuerdo con la investigación de la fuerza pública, la metodología que los uniformados utilizaban para traficar el material vegetal consistía en que, valiéndose de su investidura como miembros de la Policía Nacional, transportaban de manera ilícita el carbón y, a escondidas de sus colegas, lo traficaban a otros lugares del país.

Según informó la institución, los más de 10 mil millones que se ganaba la banda variaba dependiendo “la cantidad de mercancía del aprovechamiento ilícito de los recursos naturales e ilícito de la actividad monopolística de arbitrario rentístico durante cada mes”, precisó la Policía.

Las labores de allanamiento que permitieron dar golpe a esa estructura criminal se ejecutaron en varias zonas de Colombia como La Guajira, Valledupar (Cesar) y Barranquilla (Atlántico). Por ahora, ni la fuerza pública ni la administración de ese municipio se han pronunciado al respecto de este caso de corrupción en la Policía.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR