Misterio en Bogotá por soldado que desapareció de un batallón del Ejército

El Ejército Nacional informó que el joven Javier Steven Sánchez, quien presta su servicio militar en la Escuela de Logística, ubicada en San Cristóbal sur, desapareció el pasado 17 de agosto

El pasado martes 17 de agosto de 2021, se reportó la ausencia del soldado Javier Steven Sánchez Beltrán, quien presta su servicio militar en la Escuela de Logística, ubicada en la localidad de San Cristóbal sur, Bogotá.

El Ejército informó que de inmediato se activaron todos los protocolos de seguridad y búsqueda dispuestos por la institución para atender esta clase de situaciones. En tal sentido, desde el primer momento se han realizado, en los barrios aledaños y en los predios cercanos, diferentes acciones tendientes a localizar al joven.

Una vez se supo de la desaparición, la familia del soldado fue informada de la situación. En entrevista con El Tiempo, la madre del soldado, Angie Carolina Beltrán, expresó su preocupación.

“Nosotros vivimos cerca. Mi hijo es soltero, tiene 19 años y vivía conmigo. Estaba feliz, prestando su servicio militar, y llevaba un año en esa actividad”, le dijo la mujer al diario.

La madre ya instauró reporte ante las autoridades competentes con el ánimo de iniciar formalmente las acciones de búsqueda por la presunta desaparición del soldado y en coordinación con el CTI, se han adelantado visitas e inspecciones sobre el caso, con el fin de esclarecer las circunstancias de modo, tiempo y lugar en los que pudieron ocurrir estos hechos.

La madre de Javier Steven insiste en que el joven se encontraba feliz en el batallón prestando su servicio militar. “Esa semana estaba super feliz porque me dijo que ya había llegado a la antigüedad. Me dijo que le iba a llegar una plata y que con eso se iba a comprar un celular. Está dichoso, me decía mamita hermosa”.

Una vez el Ejército se comunicó con ella para informarle la novedad dice que fue extraño y reveló detalles de lo que sabe la institución horas antes de la desaparición.

La noche del 16 de agosto, el joven había prestado guardia desde las 7 hasta las 10 de la noche, luego le pidió el celular prestado a un compañero, hizo una llamada y se marchó sin dejar rastro. “Supuestamente desapareció y al otro día no lo encontraron cuando hicieron el conteo. Es como absurdo. Yo me enteré de todo a las 9 de la mañana”, señaló la madre a El Tiempo.

También le extraña que se haya ido sin previo aviso, pues nunca antes lo había hecho. “Siempre me decía: ‘mamita hermosa, en seis meses voy a saber si puedo seguir mi carrera como suboficial, y si no consigo la plata, pues como soldado’”.

“Si fuera un joven indisciplinado, pues uno acepta que esas cosas pasan, pero él no es de este estilo. Todo lo que hacía me lo consultaba”. De hecho, cuando salía de permiso se iba para su casa a dormir y a descansar, y a veces salía a jugar fútbol con sus amigos del barrio. “La última vez estaba que me decía que quería llevarme a un paseo. Todo lindo mi hijo”, recalcó la madre del joven al señalar que no tenía problemas con nadie.

En un comunicado de prensa el Ejército invita a la ciudadanía a aportar de manera oportuna información que permita la pronta ubicación del soldado, a través de las líneas 3115511341 o 3177206412.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR