Él es Víctor Pineda: el soldado retirado señalado de haber disparado contra el presidente de Haití, Jovenel Moïse

Dos de los capturados lo acusan de haber accionado su arma en contra del jefe de Estado. Su familia argumenta que el exmilitar no es un asesino, y que solo quería conseguir un trabajo

Imagen de archivo de sospechosos del asesinato del presidente de Haití, Jovenel Moïse, quien fue abatido a tiros en su casa en la madrugada. REUTERS/Estailove St-Val
Imagen de archivo de sospechosos del asesinato del presidente de Haití, Jovenel Moïse, quien fue abatido a tiros en su casa en la madrugada. REUTERS/Estailove St-Val

A falta de oportunidades de trabajo, cuenta su esposa, Víctor Pineda decidió irse del país a buscar nuevos horizontes. Una cantidad abrumadora de deudas hizo que Pineda tocara varias puertas, sin embargo, nunca consiguió nada. En mayo de este año, 2021, el hombre le dijo a su familia que emprendía un viaje de trabajo, y el 3 de junio partió. El pasado 7 de julio, poco más de un mes de haberse ido de Colombia, el mundo conoció la noticia del asesinato del presidente de Haití, Jovenel Moïse, hecho que tomó de sorpresa a la familia de Pineda al enterarse de que el hombre, retirado del Ejército Nacional, estaba señalado de hacer parte del grupo de homicidas que terminaron con la vida del mandatario. Dos de los capturados por el magnicidio, acusan a Pineda de haber sido el culpable de disparar.

De acuerdo con lo que le comentó la esposa del exmilitar a Noticias RCN, Pineda nunca le detalló cuál sería su nuevo trabajo, ni le dijo que su destino era Haití. “Salió pensionado del Ejército, estuvo buscando trabajo y siempre se le cerraban las puertas, que no era el perfil que buscaban, él se sentía muy angustiado por las deudas que tenemos, son bastantes deudas (...) Él me decía que no podía mandar fotos, que les tenían prohibido ya que había sido contratado para un cordón de seguridad, el lunes fue el último día que hable con él, ya el jueves me dan la noticia. Él no es un asesino, es un trabajador”, comentó la mujer ante el informativo en donde añadió que el hombre es un apasionado por el ciclismo, deporte que solía practicar en el municipio de Zarzal en el norte del Valle del Cauca.

El hombre de 40 años, padre de un menor de año y medio de vida, y de acuerdo con los testimonios revelados, en exclusiva, por Noticias Caracol, no solo habría participado en el homicidio, sino que habría sido el encargado de disparar en contra de la humanidad de Jovenel Moïse. Fue Naiser Franco Castañeda, otro de los involucrados colombianos en el crimen, el que puso el nombre de Pineda sobre la mesa. “Dicen que fue Pineda. Lo escucharon a él mismo (...) Está preocupadísimo, ese muchacho no tiene paz”, comentó.

Soldados haitianos hacen el saludo militar ante el féretro del presidente Jovenel Moise, durante el inicio de su ceremonia fúnebre en Cap-Haitien (Haití). EFE/ Jean Marc Hervé Abélard/Archivo
Soldados haitianos hacen el saludo militar ante el féretro del presidente Jovenel Moise, durante el inicio de su ceremonia fúnebre en Cap-Haitien (Haití). EFE/ Jean Marc Hervé Abélard/Archivo

A Castañeda se unió el sargento (r) Jheyner Carmona Flórez, quien relató: “ingresamos a la casa y en el primer piso cogimos hacia mano izquierda, había como una especie de salón, como una mesa de juntas, una mesa grande, y al fondo un baño, y habían como entre cuatro y cinco policías acostados pero vivos, algunos compañeros se quedaron asegurando y tenían armamentos ahí y pues simplemente no lo utilizaron (...) Quiero que apunte simplemente un apellido ahí y ya lo investigan ustedes a ver si es cierto o no: Pineda”.

En total, y de acuerdo con la necropsia hecha sobre el cuerpo del presidente de Haití, Moïse murió tras recibir 12 impactos de bala, algunos de fusil y otros de pistola 9 mm. Además, tenía fracturas en uno de sus brazos y en su pie derecho.

De acuerdo con información recopilada por el periódico El Tiempo, Pineda fue soldado profesional del Ejército Nacional, y es originario del municipio de Zarzal, en Valle del Cauca. Tiene 40 años. La investigación de ese diario reveló que los hombres involucrados en este caso iban por una fortuna de 45 millones de dólares, y que a ellos les iba a corresponder 18 millones, de esa cifra, si el operativo era exitoso.

Capturados, al lado de Pineda, se encuentran Manuel Antonio Grosso; John Jairo Ramírez; Alejandro Giraldo; Francisco Eladio Uribe; Naiser Franco Castañeda; John Jairo Suárez; Germán Alejandro Rivera; Enalbert Vargas; Carlos GIovanny Guerrero; y Ángel Mario Sierra. A su vez, fueron neutralizados Mauricio Javier Romero y Duberney Capador.


Seguir leyendo:


TE PUEDE INTERESAR