Prensa británica asegura que Colombia está colapsada por el covid-19

El país superó las 100 mil muertes por el covid-19, presenta déficit de camas en unidades de cuidados intensivos y retrasos en el esquema de vacunación.

FILE PHOTO: Medical staff talk to each other before entering the Intensive Care Unit (ICU) for patients suffering from the coronavirus disease (COVID-19), at the El Tunal hospital in Bogota, Colombia June 12, 2020. Picture taken June 12, 2020. REUTERS/Luisa Gonzalez/File Photo
FILE PHOTO: Medical staff talk to each other before entering the Intensive Care Unit (ICU) for patients suffering from the coronavirus disease (COVID-19), at the El Tunal hospital in Bogota, Colombia June 12, 2020. Picture taken June 12, 2020. REUTERS/Luisa Gonzalez/File Photo

Este martes, el importante medio británico The Guardian ubicó en su portada digital una nota en la que se refieren a la situación que vive Colombia por el covid-19, luego de que este lunes se superaran las 100.000 muertes por la enfermedad en el país. “Todo está colapsando: Colombia lucha contra la tercera ola del covid en medio de disturbios”, dice el título de la publicación.

El medio reseña que Colombia, al igual que muchos países de América Latina sigue enfrentando los duros momentos de la pandemia en su tercera ola; sin embargo, resalta que nuestro país llegó a un punto mucho más difícil que los demás porque a la problemática por el coronavirus se le suma la crisis social que se ha evidenciado durante los últimos dos meses.

Agregan que de las más de 100 mil muertes causadas por el covid-19 en el país, 40 mil sucedieron entre el mes de marzo de 2021 y el último reporte del Ministerio de Salud este lunes 21 de junio. Además, resaltan la preocupación porque en las Unidades de Cuidados Intensivos de Bogotá, Cali y Medellín se ha superado el 90% de ocupación.

The Guardian habló con profesionales de la salud del hospital El Tunal en la capital colombiana, quienes han estado en la primera línea en contra del virus y les cuestionaron por su salud mental en medio de la pandemia. Marisol Bejarano, una médica de 28 años y que trabaja en la UCI del hospital le reveló al medio británico que “nos hemos estado entrenando para esto desde que comenzamos nuestra formación médica, pero el costo psicológico de ver tanta muerte es pesado”.

Cabe resaltar que el tercer pico de la pandemia en Colombia ha sido uno de los más fuertes, puesto que se ha mantenido desde el mes de marzo sin disminuir la tasa de contagios. De hecho, durante los últimos días el país ha reportado más de 20 mil casos de contagio nuevos cada día, y más de 500 muertes; este lunes el país reportó más de 700 víctimas fatales por el virus SARS Cov 2.

Ante estas preocupantes cifras el medio internacional también señaló las diferencias que los profesionales de la salud colombianos han evidenciado en este tercer pico. Entre esas están las nuevas patologías en la propagación del virus, así como que las personas jóvenes ahora se están viendo más afectadas que antes por nuevas variantes de la enfermedad que han demostrado ser más contagiosas y fuertes.

La diferencia ahora es que mueren más jóvenes”, explicó la profesional de la salud a The Guardian. Según el medio, la médica señaló también que actualmente la mayoría de personas mayores en el país y trabajadores de la salud están vacunados, a diferencia e muchos jóvenes, quienes son los que frecuentaron las marchas que iniciaron el pasado 28 de abril.

Sobre esto, cabe resaltar que el presidente Iván Duque señaló en las últimas horas que si se hubieran evitado las aglomeraciones durante las últimas semanas, es decir las marchas del paro nacional, se habrían evitado el aumento de muertes que nos llevó a superar el umbral de 100.000 muertes.

“Sabemos que nuestro país vive momentos difíciles asociados con la pandemia, momentos que fueron advertidos oportunamente por las autoridades de salud, porque las aglomeraciones son el principal caldo de cultivo para que esta enfermedad crezca exponencialmente”, expresó el presidente, quien prosiguió con su intervención y aseguró:

“Es triste decirlo, pero más de 10.000 muertes se hubieran podido prevenir si no hubiéramos tenido aglomeraciones en las últimas seis o siete semanas. Y es triste ponerlo en esta perspectiva: las muertes prevenibles de las últimas seis o siete semanas superan las muertes de los primeros cinco meses de la pandemia”, aunque el Presidente no lo mencionó claramente, muchos relacionaron sus declaraciones con las protestas del paro nacional.

SEGUIR LEYENDO: