“El ELN ha crecido, pero no en las proporciones en las que se ha informado”: concluye informe de Indepaz

El observatorio de Derechos Humanos en Colombia dio a conocer un informe sobre las dinámicas del Ejército de Liberación Nacional (ELN) de 2018 al primer semestre de 2020. Esto fue lo que encontraron.

Cali, Julio 16 de 2013. Una estructura del ELN, compuesta por unos treinta guerrilleros, se desmovilizó en el departamento del Valle del Cauca, informó el presidente Juan Manuel Santos. Foto: El País, Colprensa.
Cali, Julio 16 de 2013. Una estructura del ELN, compuesta por unos treinta guerrilleros, se desmovilizó en el departamento del Valle del Cauca, informó el presidente Juan Manuel Santos. Foto: El País, Colprensa.

Este 2 de marzo, el Instituto de estudios para el desarrollo y la paz (Indepaz) reveló un nuevo informe en el que exponen las dinámicas de la guerrilla del ELN una vez concluyó la desmovilización de las Farc y empezó la lucha con otros grupos armados para lograr control territorial a través de la violencia.

El informe ofrece una perspectiva a la tesis de expansión y fortalecimiento del ELN en el país durante los últimos tres años. “El estancamiento en su legitimidad, que no es otra cosa que la perdida de su base social y política, que se asocia al ingreso a otras regiones con imposición y miedo, lo que las comunidades rechazan y consideran una amenaza”, expone el documento.

Según este observatorio, durante 2018 y el primer semestre de 2020, el ELN entró en un dinámica de reacomodo, en medio de la cual han perdido algunas zonas que ya se tenía consolidadas. Esta situación ha generado procesos de movilidad de tropas para fortalecer su actividad, por lo que en muchos casos han llegado a ocupar momentáneamente espacios en los que antes habían dado señales de presencia; de paso dejan banderas, grafitis y bombas, lo que supone que hay acciones puntuales pero no continuidad en algunas regiones del país.

Una de las conclusiones más fuertes de este informe es que, esta guerrilla ha crecido pero no en las proporciones en las que se ha informado. “Hay muestras de que puede entrar en la lógica de crear vínculos con otros grupos locales en busca de acuerdos tácticos (que les permitan movilidad y cooptación de rentas sin tener que estar involucrados de lleno en un territorio), pero es difícil establecer que sus aliados actúen en nombre de ellos”, reveló este informe.

El ELN abarca gran parte del territorio venezolano
El ELN abarca gran parte del territorio venezolano

Cuenta además que, con los cambios que se presentaron a partir del desmonte de las estructuras armadas de las Farc, todo el escenario de presencia y control de organizaciones armadas entró en recomposición y el ELN movió unidades para ampliar esferas de influencia o disputar con otros armados esos territorios.

“Esto, visto en un contexto de debilitamiento estratégico, es lo que se denomina dentro del informe como una crisis de consolidación y una inestable y débil recomposición militar. Ahora, el otro escenario es la pérdida de base social y política nacional que se percibe disminuida, incluso por reacción a las acciones u hostigamientos que realizan”, explicó Indepaz.

El documento expone que, la capacidad de reclutamiento del ELN entre la juventud urbana, la intelectualidad y sectores radicales cristianos sigue decayendo y especialmente, en las ciudades tiende a su mínima expresión la convocatoria a otro ciclo de alzamiento armado, levantamiento insurreccional o guerra prolongada.

“No parece que el ELN tenga en esta fase una estrategia de confrontación con las Fuerzas Armadas; ni tiene una estrategia nacional de poder. Se enfoca en la defensa de zonas de influencia y al control de subregiones. Las acciones bélicas se reducen a atentados con explosivos, a emboscadas y esporádicas hostilidades a pequeñas unidades militares y de policía”, pudo constatar el observatorio.

Respuesta de las autoridades al ELN ha sido baja

Según Indepaz, a la hora de las respuestas, las autoridades han priorizado la lucha contra los grupos armados ilegales, “ha sido pragmático, siendo las capturas, muertes y desmovilizaciones el contador de efectividad”.

En una comparación entre los rendimientos de la Fuerza Pública entregados en los informes anuales del Ministerio de Defensa al Congreso, con la información publicada en medios de comunicación con origen en la inteligencia militar, en donde se daba a conocer el número de integrantes del ELN, “sencillamente, el balance queda en rojo”.

Tomado del informe de Indepaz.
Tomado del informe de Indepaz.

Frente a la presencia del ELN en Colombia, el análisis entre 2018 y 2020-1, señala que es recurrente (sostenida) en 136 municipios y exploraciones de expansión o tránsito en 57 nuevos. “En el primer semestre de 2020, el ELN tuvo algún tipo de acción en 71 municipios, la mayoría de ellas de tipo proselitista y de disputas con otros grupos. Los hechos de confrontación con la fuerza pública son el 10 % e incluye atentados con explosivos como principal modalidad”, detalla el informe.

Aquí puede ver el texto completo de Indepaz sobre el ELN:

Seguir leyendo: