Uribe dice que sus hijos Tomás y Jerónimo no aspirarán a la Presidencia de Colombia en 2022

El también exsenador de la República dijo que el Centro Democrático deberá buscar alianzas para las elecciones presidenciales de ese año.

FILE PHOTO: Colombia's former president Alvaro Uribe, speaks during a news conference after a private hearing at Supreme Court of Justice, in Bogota, Colombia October 8, 2019. REUTERS/Luisa Gonzalez/File Photo
FILE PHOTO: Colombia's former president Alvaro Uribe, speaks during a news conference after a private hearing at Supreme Court of Justice, in Bogota, Colombia October 8, 2019. REUTERS/Luisa Gonzalez/File Photo

Este martes 10 de noviembre, el expresidente Álvaro Uribe habló con el diario El Tiempo y se refirió a los rumores de una posible candidatura de sus hijos Tomás y Jerónimo a la Presidencia de la República en el 2022.

El también exsenador dijo que ellos “no están en plan de aspirar” y aseguró que su partido deberá buscar alianzas con otras fuerzas políticas para las elecciones de ese año.

Hay que tener una gran apertura a esa coalición del año 2022. Tiene que ser una coalición de gran importancia para Colombia(…) hay sectores de pensamiento afín.

En esa misma entrevista, el exmandatario se refirió al papel del embajador de Colombia en Estados Unidos, Francisco Santos, y aseguró que está con él y cree que él jamás se encontró con miembros de la campaña de Donald Tump.

Uribe dijo que dentro de su partido los únicos que abiertamente apoyan a Donald Trump son los congresistas María Fernanda Cabal y Juan David Vélez y se refirió a los retos que tiene el recién elegido Joe Biden, a su llegada a la Casa Blanca.

Sobre estos retos, el senador sub júdice trinó el pasado domingo y destacó lo “fundamental” que fue Biden “en el Senado para la aprobación del Plan Colombia impulsado por el Embajador Luis Alberto Moreno y acordado por las administraciones Clinton y Pastrana”, en 1999. Pero también subrayó los retos que, según él, tiene el presidente electo de los Estados Unidos en el panorama mundial.

De acuerdo con el expresidente Uribe, la ayuda de Biden será esencial para que el presidente Iván Duque “pueda remontar los obstáculos heredados y avanzar eficazmente en la eliminación del narcoterrorismo. La eliminación de la droga, de la mano del cuidado remunerado de la selva, la Amazonia, por ejemplo, es un imperativo que requiere todo el apoyo del Gobierno Biden”.

Para Álvaro Uribe Vélez, el presidente de Venezuela es la amenaza “más cercana de los Estados Unidos” después de la “crisis” durante la guerra fría con la extinta Unión Soviética. De ahí que sea otro de los retos con los que, según él, Biden tendrá que lidiar.

Maduro hospeda a terroristas de diferente tipo, todos declarados enemigos de los Estados Unidos, dice el exmandatario.

“La tiranía de Venezuela se ha estabilizado de las severas sanciones impuestas por el presidente Trump. Un factor de esa estabilidad es la financiación del narcotráfico y el apoyo de los grupos terroristas de Colombia (...) Maduro hospeda a terroristas de diferente tipo, todos declarados enemigos de los Estados Unidos”, dijo el exmandatario, quien es investigado por presunto soborno a testigos y fraude procesal.

Uribe también afirmó que “la política del presidente Trump, de diálogo directo y reiterada, pareció disuadir a Corea del Norte de la aventura nuclear, sin embargo, las recientes noticias de ensayos de misiles de largo alcance prenden de nuevo las alarmas sobre ese país”.

Respecto a Siria, el exsenador del Centro Democrático dijo que, aunque este país produce menos noticias, “da la impresión de una muerte humanitaria por inanición”. Según él, hay que prestarle atención al impacto económico y social de algunos países árabes "en la medida que se avance en la sustitución del petróleo.

Para concluir, Álvaro Uribe Vélez se refirió a la importancia de los Estados Unidos para disminuir la pobreza en América Latina, proceso en el que, según él, se retrocedió diez años debido a la crisis por la pandemia.

“Será crucial el papel de los Estados Unidos en el Banco Mundial (BM), vinculado al Fondo Monetario (FMI), y el Banco Interamericano (BID). En este último, Estados Unidos tiene el 30 % aproximadamente de las acciones y fue definitivo en la capitalización, todavía de nuestro Gobierno”, manifestó Uribe.

Le puede interesar

TE PUEDE INTERESAR