En medio de tensiones, avanza en el parlamento de Chile un proyecto para aumentar impuestos a la explotación del cobre

La iniciativa de “royalty minero” se aprobó en la Cámara baja y ahora debe ser ratificado por el Senado, aunque el gobierno de Sebastián Piñera alerta que podría ser “incsotitucional”

Una pugna entre oficialismo y oposición se libra en el Congreso Nacional mientras se debate del proyecto al Royalty a la minería
Una pugna entre oficialismo y oposición se libra en el Congreso Nacional mientras se debate del proyecto al Royalty a la minería

En pleno debate se mantiene en el parlamento chileno un polémico proyecto que busca establecer que el sector minero del país pague un impuesto adicional y progresivo para generar mayores ingresos fiscales, lo que ha generado una nueva zona de conflicto entre Gobierno y oposición.

El proyecto, denominado como el “Royalty Minero”, fue aprobado el jueves pasado por la Cámara de Diputadas y Diputados por 78 votos a favor, 55 en contra y 4 abstenciones, siendo despachada al Senado. En caso que se apruebe en ambas instancias, será el royalty “más grande del mundo” según el medio especializado Bloomberg.

En concreto, la iniciativa propone una compensación a favor del Estado por la explotación del cobre y el litio, dos de las principales materias primas de Chile para el mundo, a partir de un impuesto al 3% de la venta de los minerales.

Además, el proyecto buscará establecer una distribución de los fondos, de los cuales el 25% de lo que se recaude se destinaría a un fondo regional que busca financiar desarrollos comunales en las zonas de explotación. En tanto, el 75% restante se focalizará en comunas mineras para obras de mitigación, reparación o compensación de impactos ambientales provocados por la minería.

La iniciativa busca fijar también un mecanismo en que la carga tributaria aumente en razón del precio promedio anual de la libra de cobre, con tasas que van aumentando a 15% cuando el precio supera US 2 la libra, y 75% cuando se ubica en US 4 la libra.

La minería es la principal actividad del país y ha aportado enormemente al desarrollo de Chile. El cobre genera en torno al 10% del PIB, el 50% de las exportaciones del país son de cobre y se calcula que el 70% de la producción minera del país es privada.

Mientras que este lunes, el cobre alcanzó su mayor cotización histórica con US 4,86 la libra. Según el gobierno, se calculan que los ingresos por este buen momento del material serán de US 10 mil millones adicionales aproximados.

Reacciones de la política y la minería

El avance del “royalty Minero” en el parlamento chileno ha preocupado a la minería privada y a los sectores del oficialismo del gobierno nacional. Tras la aprobación en la Cámara de Diputados y Diputadas, el gobierno calificó la iniciativa como “inconstitucional, según lo manifestó el subsecretario de Hacienda, Alejandro Weber.

La minería atraviesa por un momento excepcional debido al precio con el que se tranza en el mercado de valores, lo que los expertos llaman un "Súper ciclo"
La minería atraviesa por un momento excepcional debido al precio con el que se tranza en el mercado de valores, lo que los expertos llaman un "Súper ciclo"

Está fuera de toda norma, en términos tributarios no tiene ningún sentido. El proyecto de royalty minero que hoy está en el Congreso es inconstitucional”, dijo Weber.

El presidente de la Sociedad Nacional de Minería (Sonami), Diego Hernández, manifestó que el royalty minero significaría una disminución de la minería privada y una “buena cantidad” de minas no podría continuar. “La única empresa que no se ve afectada por los impuestos y royalty, naturalmente que es Codelco, que es la empresa del Estado, entonces más que ‘se acabaría la minería’, disminuiría mucho la minería privada en Chile” planteó Hernández.

Sin embargo, el expresidente de la Corporación Nacional del Cobre (Codelco), Óscar Landerretche, recordó que todas las veces que se ha discutido el Royalty en Chile, “aparece un lobby del sector minero diciendo que es el fin del mundo”.

“La gran minería chilena tiene que darse cuenta que han estado al debe en términos de contribución al proyecto de desarrollo chileno, y eso no se soluciona con una ofensiva comunicacional y de lobby de última hora colocando propaganda radial diciendo que son fantásticos ahora que se discute el royalty”, dijo Landerretche.

El exministro de Hacienda, Nicolás Eyzaguirre, también se mostró de acuerdo con este proyecto, e indicó que “es lógico” que las rentas adicionales de las grandes mineras queden para el Estado. “Corresponde absolutamente, mientras antes mejor, o de lo contrario esto se va a pasar de rosca. Ahora, me parece completamente correcto que cuando el precio sube, la inmensa mayoría de las rentas adicionales tienen que ser del Estado”, señaló Eyzaguirre.

SEGUIR LEYENDO