"No pretendo lavar la sangre de los muertos de la AMIA con una buena condena para Cristina Kirchner"

Así lo manifestó Mario Averbuch, padre de Yanina, una de las 85 muertos en la AMIA. Lo dijo al defender el pedido para que se investigue la denuncia contra la ex presidente que hizo el fiscal Nisman antes de aparecer muerto

Mario Averbuch, padre de Yanina, quien falleció el 18 de julio de 1994 en el Atentado a la AMIA, es integrante de la Agrupación de Familiares y Amigos de las Víctimas de la Masacre de la AMIA. Es uno de los promotores del pedido para que la Justicia analice la denuncia que, antes de aparecer muerto con un tiro en la cabeza, el fiscal Alberto Nisman presentó contra Cristina Kirchner por el supuesto encubrimiento de los iraníes acusados del atentado a la mutual judía. Alerta que no quiere una condena, sino que quiere Verdad y Justicia. "Saber lo que pasó. Que se sepa por qué murió Yanina y todos los demás", aseguran en una conmovedora entrevista con InfobaeTV.

El padre de la chica que murió en 1994 en el ataque a la mutual judía advierte que para él a Nisman "lo mataron" por esta denuncia contra la ex presidente, que fue cerrada en tiempo récord por el juez federal Daniel Rafecas, en una decisión polémica que confirmaron jueces de la Cámara Federal y de la Casación Penal.

"A mí no me cabe ninguna duda que a Nisman lo mataron por la denuncia. En derecho penal, cuando uno no sabe quién es hay que ver quién se beneficia, el que se benefició rotundamente es el gobierno de entonces. Si no hubiéramos tenido este golpe de timón que tuvimoscon el gobierno, no estaríamos acá"

¿Creen que Cristina Kirchner debería ser condenada? ¿Cuál es la pena que consideran que sería justa?
Yo no pretendo lavar sangre (de los muertos en la AMIA) con una buena condena, nuestra lucha es en pro de la verdad. Inclusive, en más de una oportunidad en todos estos años he planteado que, como en el caso de los juicios por la verdad a los militares, se hagan juicios sin condenas. Yo les he preguntado a mis compañeros ¿Qué darían ustedes por saber la verdad, aunque no tengamos condenados? Yo quiero saber la verdad, saber lo que pasó, no salir a condenar al gobierno y a los secuaces.

En un punto no se habla en primer persona, se habla del gobierno anterior, pero no se la menciona a las personas por su nombre…
Si cometieron delito, todos los tienen que pagar. Entiendo que desde el anterior gobierno en adelante, todos los que tuvieron participación en el encubrimiento, en no seguir las pistas, en quién hizo desaparecer legajos, todos tendrían que estar presos y condenados. Pero no voy a decir me siento feliz porque acaban de ser condenados, porque nadie nos va a devolver a nuestros hijos.

¿Qué han sentido, como padres, lo que pasó en estos últimos años de la presidencia de Cristina Kirchner?
Como padre nos ha hecho mucho daño, ella y todo su séquito. Los diputados que firmaron el memorándum de entendimiento con Irán, los senadores que firmaron. No es solo un golpe para Cristina. Una cosa es robar plata, pero la vida, cuando se va no vuelve. ¿Cómo se puede pensar que alguien que nos tenía que cuidar trató de tapar todo lo que pudo tapar? Con el Memorandum y con muchas cosas más.

"Yo como padre sentí que los estaban matando cada vez. A mi hija y a todos los muertos de la AMIA, ya no dos veces, sino tres, cuatro y cinco veces. Entendí en ese momento que a nadie le importaba, no la causa AMIA -que es un montón de papeles- sino que a nadie le importaban los muertos de la AMIA, eso fue lo más grave como padre y como luchador", aseguró Mario Averbuch.

La referencia es al tiempo en que se trató el Memorándum de Entendimiento, el pacto con Irán que fue tan resistido por los familiares de las víctimas del atentado terrorista en la AMIA, pero también a lo que ocurrió después, incluso cuando el fiscal Nisman presentó la denuncia contra la ex presidente por encubrir a los supuestos responsables del crimen, y luego apareció muerto de un tiro en la cabeza en el baño de su departamento de Puerto Madero.

De todos modos, recordó que tuvo "un gran respeto por Alberto Nisman, aunque con él también discutíamos, estábamos a favor y en contra de las cosas que nos presentaba. No fuimos nunca amigos del poder, no nos abrazamos con ningún presidente, ni Carlos Menem, Fernando De la Rúa ni Néstor Kirchner. Cuando había que decir las cosas se decían en la mesa, ya ni siquiera nos recibían".

Mario Averbuch confirmó que pedirán ante el juzgado de Claudio Bonadio que se investigue la denuncia que presentó el ex fiscal antes de morir y negó que esa medida implique vulnerar el principio de "cosa juzgada", al haber sido cerrada en decisiones que quedaron firmes el año pasado. "La denuncia nunca se cerró porque nunca se trató. Lo único que se hace es pedir que se pueda investigar lo que nunca se investigó. Jamás se puede pensar que en pocas horas el juez Rafecas haya podido leer, estudiar, mirar, 100 o 200 o 300 casetes con escuchas y cientos de fojas.

TE PUEDE INTERESAR