El dólar reduce su avance de 2018 al 95,5%. (Adrián Escandar)
El dólar reduce su avance de 2018 al 95,5%. (Adrián Escandar)

El dólar finalizó octubre con pronunciada tendencia bajista, superior al 2%, luego del desembolso del FMI que incrementó las reservas del BCRA y la persistencia de las altas tasas que convalida la entidad monetaria.

En sucursales del Banco Nación cedió este miércoles un peso (-2,6%), para ofrecerse a $36,80 para la venta. En el promedio de bancos del microcentro porteño, en tanto, la divisa se vendió a $36,98, con un descenso de 11,7% en comparación con el cierre de septiembre.

La evolución de la divisa fue de franca baja a lo largo del mes en el que el presidente de la entidad, Guido Sandleris, dispuso una banda de flotación libre para la divisa, a la vez que implementó tasas de interés por encima del 70% para redireccionar los pesos excedentes y acotar la demanda de moneda extranjera.

La divisa de EEUU en el mercado mayorista concluyó a 35,95 pesos, para completar una caída de 12,8% a lo largo de octubre.

El monto operado en el segmento de contado (spot) fue de unos USD 476,7 millones, mientras que en futuros se negociaron USD 1.479,8 millones en el ROFEX, más otros USD 50,1 millones en el Mercado Abierto Electrónico (MAE).

Los contratos futuros (en pesos atados al tipo de cambio) para diciembre de 2018 cerraron a 38,99 pesos.

Además de las tasas en pesos tan altas, la reacción bajista para el billete verde respondió a una nueva inyección de divisas en el activo del Banco Central, por un nuevo desembolso del Fondo Monetario Internacional (FMI).

"La intensidad de la oferta barrió la débil resistencia de la demanda y provocó una fuerte caída del tipo de cambio, inusualmente en el último día del mes", indicó Gustavo Quintana, agente de PR Corredores de Cambio.

EMPIEZAN A CEDER LAS TASAS

El Banco Central efectuó la subasta diaria de Letras de Liquidez (LELIQ) a 7 días por $154.492 millones, frente a vencimientos por 159.136 millones de pesos. La autoridad monetaria lleva absorbidos a través de este instrumento unos $152.277 millones en el transcurso de octubre.

La tasa promedio de corte se ubicó en 68,048% anual, con una tasa máxima adjudicada de 69,99 por ciento. Esto significó una fuerte reducción de los rendimientos en dos puntos porcentuales respecto de la licitación anterior (70,048%).

Asimismo, las tasas de LELIQ recortaron unos seis puntos porcentuales respecto de los máximos adjudicados en octubre.

INYECCIÓN DE RESERVAS 

El Banco Central recibió USD 5.631 millones correspondientes al primer desembolso del FMI tras el último acuerdo alcanzado con el organismo. Los recursos pasaron a engrosar las reservas internacionales del Central, que se ubicaron en USD 54.042 millones.

Sumados a los USD 15.000 millones recibidos a fines de junio, asciende a USD 20.700 millones el monto total del auxilio financiero brindado hasta ahora por el organismo. El volumen global del acuerdo firmado con el FMI llega a USD 56.300 millones.

Lo ingresado al Banco Central equivale a 4.100 millones de Derechos Especiales de Giro (DEG), según la carta de intención del acuerdo con el FMI.

El DEG es la unidad de moneda del FMI y está basado en una cesta de cuatro monedas que son el dólar, el euro, la libra esterlina y el yen japonés y el equivalente del DEG en dólares, se publica diariamente en la web del FMI y se calcula sumando determinados montos de las cuatro divisas.

El precio del dólar regresó a niveles del cierre de agosto, dos meses atrás

El próximo desembolso del FMI según el memorándum de entendimiento será el 15 de diciembre próximo por 5.500 millones de DEG, y el siguiente el 15 de marzo del 2019 por otros USD 7.800 millones.

Para poder obtener esos fondos el Gobierno deberá superar la revisión que realizarán los técnicos del FMI de la evolución de las cuentas públicas argentinas, que se realizará en noviembre y en diciembre próximo.

Después de marzo próximo, los desembolsos más importantes serán por 3.900 millones de DEG el 15 de junio y el 15 de septiembre del año próximo. A partir de allí los desembolsos restantes serán de 700 millones de DEG, cada tres meses hasta el fin del programa, siempre y cuando el país apruebe las revisiones del FMI.