La Unión Europea alertó que Rusia puede llevar a cabo “actividades cibernéticas maliciosas” en vísperas de las elecciones en Alemania

Los piratas informáticos han intentado robar datos y acceder a las cuentas personales de funcionarios, políticos, periodistas y activistas, denunció el jefe de la política exterior del bloque, Josep Borrell


Josep Borrell (REUTERS)
Josep Borrell (REUTERS)

El jefe de la política exterior de la Unión Europea ha advertido a Rusia de que no lleve a cabo “actividades cibernéticas maliciosas” en vísperas de las elecciones en Alemania, que Berlín teme que sean objetivo de hackers respaldados por el Kremlin.

Los piratas informáticos han intentado robar datos y acceder a las cuentas personales de funcionarios, políticos, periodistas y activistas, dijo Josep Borrell en una declaración el viernes, calificando los esfuerzos como intentos de “socavar nuestras instituciones y procesos democráticos.” Relacionó los ataques con el grupo de piratas informáticos Ghostwriter, que, según las autoridades alemanas, está asociado al servicio de inteligencia militar ruso GRU.

Borrell no dijo qué miembros del bloque habían sido atacados. Pero los alemanes acudirán a las urnas el domingo para elegir un nuevo líder que sustituya a la canciller saliente, Angela Merkel. Berlín ha expresado previamente su preocupación de que Rusia pueda intentar socavar la democracia alemana o influir en la opinión pública hacia los candidatos afines a Moscú, posiblemente difundiendo desinformación o comunicaciones sensibles que hubieran obtenido mediante ciberataques.

Rusia tiene un gran interés en los resultados de los comicios del domingo. La política exterior de Alemania, el país más rico de Europa y miembro de la OTAN, tiene efectos en las relaciones entre Rusia y Occidente. Bajo el mandato de Merkel, la relación de Alemania con Rusia ha sido, en ocasiones, tensa y antagónica. Pero ella ha intentado separar el expansionismo de Moscú y su pobre historial de derechos humanos de las cuestiones comerciales y económicas.

En cambio, el próximo gobierno alemán podría contar con miembros que defiendan una postura más firme. Mientras que los socialdemócratas de centro-izquierda y los democristianos de centro-derecha de Merkel están empatados en las encuestas de opinión, el Partido Verde, que también es probable que desempeñe algún papel en el próximo gobierno, ha prometido aumentar la presión política sobre Rusia si llega al poder. Los Verdes fueron objeto este año de una despiadada campaña en las redes sociales que, según un alto cargo del partido, fue orquestada por el Kremlin.

La misión rusa ante la Unión Europea no devolvió inmediatamente una solicitud de comentarios. Moscú ha negado repetidamente las acusaciones occidentales de injerencia electoral, afirmando que nunca ha interferido ni interferirá en elecciones extranjeras.

Las declaraciones de Borrell se produjeron el mismo día en que el Ministerio del Interior alemán informó de un ciberataque a una oficina gubernamental encargada de supervisar las elecciones del fin de semana, según informó Associated Press.

“Por lo que podemos decir en este momento, el servidor electoral interno no se vio afectado por este ataque y, por lo tanto, no hay ninguna amenaza para el desarrollo de las elecciones federales”, dijo un portavoz del Ministerio del Interior.

En julio, el jefe del servicio de inteligencia nacional de Alemania advirtió que las próximas elecciones eran un objetivo “importante” para las agencias de espionaje extranjeras que querían influir en los resultados. Thomas Haldenwang, el jefe del servicio, dijo que se había producido un aumento de los ataques a las cuentas de correo electrónico de los legisladores alemanes y su personal, aunque parecía que se había causado poco daño.

Rusia y el grupo Ghostwriter también parecían estar detrás de al menos algunas de esas campañas, dijeron los funcionarios europeos.

Además de los intentos de obtener información privada, Ghostwriter ha tratado de distribuir desinformación a través de artículos de noticias y artículos de opinión falsificados para sembrar la desconfianza en Europa del Este contra Estados Unidos y Europa Occidental, según FireEye, una importante empresa de ciberseguridad estadounidense.

Los investigadores de FireEye dijeron que había pruebas de que los hackers de Ghostwriter habían creado personajes falsos con nombres que parecían bálticos o ingleses, que luego publicaron desinformación. En un caso, los hackers fabricaron la transcripción de una entrevista que mostraba falsamente a un general de alto rango del ejército estadounidense criticando a los aliados polacos y bálticos.

Russian President Vladimir Putin and German Chancellor Angela Merkel hold a joint news conference in the Kremlin in Moscow, Russia, January 11, 2020. Pavel Golovkin/Pool via REUTERS
Russian President Vladimir Putin and German Chancellor Angela Merkel hold a joint news conference in the Kremlin in Moscow, Russia, January 11, 2020. Pavel Golovkin/Pool via REUTERS

En otro caso, se publicó en un blog una carta falsa, supuestamente del Secretario General de la OTAN, en la que se anunciaba la retirada de la alianza de Lituania a causa de la pandemia de coronavirus.

(c) 2021, The Washington Post - Por Andrew Jeong

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR