Agrupaciones de docentes venezolanos organizaron una protesta para este lunes, fecha del inicio del año escolar, en reclamo por una mejora en las condiciones salariales, así como la exigencia de la renuncia de Aristóbulo Istúriz, ministro de Educación del régimen chavista.

"Este lunes inician con alegría las actividades escolares", reportó la cadena estatal VTV. Sin embargo, la protesta docente muestra una realidad distinta a la transmitida por los medios oficiales.

(@GregJaimes)
(@GregJaimes)

Los educadores, reunidos frente a la sede del ministerio y en otros puntos del país, exigen un sueldo de 400 dólares, en un país con una dolarización de facto y un salario mínimo de menos de 3 dólares.

Además, los docentes exigieron mejoras en las instalaciones educativas para que las condiciones sean propicias para los alumnos.

En redes sociales, se hizo tendencia la etiqueta #AClasesEnEsclavitudNo, con los principales reclamos del sector.

En tanto, la policía intentó frenar la marcha. Una vez que los manifestantes lograron cruzar el cerco de la PNB, los oficiales reprimieron también el trabajo de los reporteros presentes.