Venezuelan opposition leader and self-proclaimed interim president Juan Guaido attends a session of the Venezuela's National Assembly in Caracas, Venezuela January 29, 2019. REUTERS/Carlos Garcia Rawlins
Venezuelan opposition leader and self-proclaimed interim president Juan Guaido attends a session of the Venezuela's National Assembly in Caracas, Venezuela January 29, 2019. REUTERS/Carlos Garcia Rawlins

El Consejo de la Internacional Socialista (IS) aprobó este martes una resolución en la que reconoció los esfuerzos del líder opositor venezolano Juan Guaidó, “de conducir una transición hacia la democracia, apoyada en la legítima Asamblea Nacional”.

La IS señaló que la única manera de avanzar en ese país es con la celebración urgente de nuevos comicios, según el documento aprobado al término de la reunión de dos días en Santo Domingo.

Dichas elecciones han de "ser vigiladas por una nueva autoridad electoral plenamente independiente e imparcial", y "deben tener lugar con la participación de aquellos previamente calificados y estar acompañadas por la liberación de los prisioneros políticos", se agregó en la resolución.

Venezuela, un país sumido en una severa crisis económica, vive una tensión política que se disparó luego de que el jefe del Parlamento, Juan Guaidó, se proclamó presidente encargado de Venezuela al considerar que el jefe de Estado, Nicolás Maduro, "usurpa" la Presidencia.

En su resolución, el Consejo de la Internacional Socialista subrayó que la Asamblea Nacional "es el poder legítimo para conducir la transición democrática" en esa nación.

En ese sentido, llamó a la plena restauración y respeto "de la democrática y legítima Asamblea Nacional", que, insistió, "es central para el orden democrático en Venezuela y tiene un papel fundamental en la restitución de la normalidad democrática en el país".

También subrayó que la "legitimidad democrática del presidente y gobierno en Venezuela solamente surgirá de la voluntad expresada por el pueblo venezolano", y rechazó "categoricamente toda forma de intervención militar extranjera para un cambio de régimen".

Reiteró su posición de que el proceso electoral de mayo pasado, en la que Nicolás Maduro logró un segundo mandato, "no contó con credibilidad democrática, ya que fue realizado "ilegalizando líderes y partidos políticos" lo que obliga a la IS "a desconocer dicho proceso, por se contrario a las normas democráticas de competencia, libertad y garantías".

Asimismo, expresó su “enorme” preocupación por la “represión que está efectuando el ilegitimo régimen de Nicolás Maduro” y exigió “la plena restitución del orden constitucional”.

Nicolás Maduro, asiste a una reunión con miembros del cuerpo diplomático venezolano después de su llegada de los Estados Unidos al Palacio de Miraflores en Caracas.
Nicolás Maduro, asiste a una reunión con miembros del cuerpo diplomático venezolano después de su llegada de los Estados Unidos al Palacio de Miraflores en Caracas.

Maduro se impuso con holgura en los comicios anticipados de mayo pasado, a los que no se presentó el grueso de la oposición por tener a sus principales partidos y políticos inhabilitados y por considerarlos fraudulentos.

El antichavismo afirma que Maduro “usurpa” la Presidencia, al estimar que su segundo mandato de seis años es “ilegítimo” y que por ello el Poder Ejecutivo recae en el jefe del Parlamento hasta que sean convocadas nuevas elecciones, según la interpretación que hacen de los artículos 233, 333 y 350 de la Carta Magna.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: