Científicos israelíes hallaron un método para detener el avance de un tipo de cáncer de cerebro

Se trata del glioblastoma, un tumor agresivo que puede ocurrir en ese órgano o la médula espinal. Detalles del estudio de la Universidad de Tel Aviv, que fue publicado en la revista Nature Communications

“El glioblastoma es el tipo de cáncer más letal en el sistema nervioso central y es responsable de la mayoría de los tumores cerebrales malignos”
“El glioblastoma es el tipo de cáncer más letal en el sistema nervioso central y es responsable de la mayoría de los tumores cerebrales malignos”

Científicos israelíes hallaron un método para detener la propagación de células cancerígenas cerebrales mortales.

El método descubierto por investigadores de la Universidad de Tel Aviv fue publicado en la revista Nature Communications y se basa en activar el sistema inmunológico del cerebro para que sea éste el que luche por detener el avance de la enfermedad.

Se trata del glioblastoma, un tipo de cáncer agresivo que puede ocurrir en el cerebro o la médula espinal, según publicó The Jerusalem Post.

Los investigadores lograron frenar el gran avance al detectar una falla en el sistema inmunológico del cerebro que puede usarse contra este cáncer mortal. La falla en cuestión proviene de una proteína llamada P-Selectina (SELP), que los investigadores usaron para restaurar la actividad normal del cerebro, bloqueando la propagación del cáncer.

“El glioblastoma es el tipo de cáncer más letal en el sistema nervioso central y es responsable de la mayoría de los tumores cerebrales malignos”, dijo la profesora Ronit Satchi-Fainaro, directora del Centro de Investigación de Biología del Cáncer y director del Laboratorio de Investigación del Cáncer y Nanomedicina en Tel Aviv.

La profesora Satchi-Fainaro de la Facultad de Medicina Sackler de la Universidad de Tel Aviv dirigió el equipo de investigación internacional. Los investigadores también compararon tejidos cerebrales sanos con otros tejidos infectados con glioblastoma. “Examinamos las interacciones entre las células inmunes en el cerebro y las células del glioblastoma en tumores que fueron extraídos recientemente del cerebro de los pacientes”, explicó Fainaro.

Los investigadores pudieron inhibir la secreción de la proteína, neutralizando así la falla en el sistema inmunológico (Shutterstock)
Los investigadores pudieron inhibir la secreción de la proteína, neutralizando así la falla en el sistema inmunológico (Shutterstock)

“Es agresivo, invasivo y de rápido crecimiento, lo que lo hace resistente a los tratamientos existentes, y los pacientes mueren dentro de un año de la aparición del cáncer. Además, el glioblastoma se define como un ‘tumor frío’, lo que significa que no responde a intentos inmunoterapéuticos para activar el sistema inmunológico contra él“, agregó la experta.

En este sentido, primero, el equipo identificó una falla en el sistema inmunológico del cerebro, que condujo a la amplificación de la división celular y la diseminación de las células cancerosas del glioblastoma, un tipo de cáncer cerebral altamente invasivo y de rápido crecimiento.

Los investigadores dijeron que la falla en el sistema inmunológico se debe en parte a la secreción de una proteína llamada P-selectina, que normalmente ayuda a las células a viajar dentro del cuerpo.

Sin embargo, cuando esta proteína se une a las células inmunitarias del cerebro, altera su función de modo que en lugar de inhibir la propagación de las células cancerosas y les permiten proliferar y penetrar en los tejidos cerebrales.

A continuación, los investigadores pudieron inhibir la secreción de la proteína, neutralizando así la falla en el sistema inmunológico, restaurando su actividad normal y bloqueando la propagación de este agresivo cáncer incurable.

El glioblastoma se define como un ‘tumor frío’, lo que significa que no responde a intentos inmunoterapéuticos para activar el sistema inmunológico contra él
El glioblastoma se define como un ‘tumor frío’, lo que significa que no responde a intentos inmunoterapéuticos para activar el sistema inmunológico contra él

Los investigadores estudiaron qué proteínas se secretan cuando las células inmunitarias de la microglía (las células del sistema inmunológico) se encuentran con las células del glioblastoma, ya que las células pueden comunicarse entre sí a través de proteínas. Sus estudios llevaron a la proteína SELP, que se reveló que está alterando las funciones del sistema inmunológico del cerebro y estimulando los tumores de glioblastoma.

Fainaro cree que el estudio puede tener implicaciones terapéuticas, ya que existe la posibilidad de que SELP pueda usarse para tratar el dolor asociado con la anemia de células falciformes.

Satchi-Fainaro enfatizó que el nuevo estudio puede tener implicaciones terapéuticas que salvan vidas. Ella esperaba que el hecho de que el tratamiento que inhibía SELP haya demostrado ser seguro en humanos, allanará el camino para la aprobación relativamente rápida de un ensayo clínico que reutilice el nuevo tratamiento para el glioblastoma.

“Desafortunadamente, los pacientes con glioblastoma necesitan nuevos tratamientos de inmediato. Nuestro tratamiento puede ser el avance necesario en la batalla contra el cáncer más desalentador de todos”, dijo según un comunicado.

SEGUIR LEYENDO: