El ejército israelí atacó 130 blancos militares en Gaza y abatió a 15 terroristas de Hamas

Según un último balance, se lanzaron 200 cohetes hacia Israel desde el lunes, un 90% de los cuales fueron interceptados por el escudo antimisiles Cúpula de Hierro

Las llamas y el humo aumentan durante los ataques aéreos israelíes en medio de un estallido de violencia israelo-palestina, en el sur de la Franja de Gaza. REUTERS/Ibraheem Abu Mustafa
Las llamas y el humo aumentan durante los ataques aéreos israelíes en medio de un estallido de violencia israelo-palestina, en el sur de la Franja de Gaza. REUTERS/Ibraheem Abu Mustafa

El ejército israelí afirmó este martes haber abatido a 15 miembros del grupo terrorista Hamas en la Franja de Gaza, un enclave en el que llevó a cabo 130 ataques en respuesta al lanzamiento de cohetes.

“Hemos atacado 130 objetivos militares que pertenecen principalmente a Hamas”, declaró a la prensa el portavoz del ejército, Jonathan Conricus. “Según nuestras estimaciones actuales, hemos matado a 15 miembros de Hamas y de la Yihad Islámica”.

“Estamos en la fase inicial de nuestra respuesta contra blancos militares en Gaza”, indicó Conricus. “Estamos preparados para una escalada”, agregó.

Las salvas de cohetes lanzados desde la Franja de Gaza constituyen “una agresión grave contra Israel, que no podemos dejar sin respuesta”, apuntó.

Las autoridades locales en Gaza informaron de 22 muertos, en los ataques israelíes más importantes desde noviembre de 2019.

En Israel, los socorristas informaron de varios heridos tras los disparos de cohetes desde el enclave palestino.

Rayos de luz se ven cuando el sistema antimisiles Cúpula de Hierro de Israel intercepta cohetes lanzados desde la Franja de Gaza hacia Israel, como se ve desde Ashkelon, Israel, el 10 de mayo de 2021. REUTERS/Amir Cohen
Rayos de luz se ven cuando el sistema antimisiles Cúpula de Hierro de Israel intercepta cohetes lanzados desde la Franja de Gaza hacia Israel, como se ve desde Ashkelon, Israel, el 10 de mayo de 2021. REUTERS/Amir Cohen

Según un último balance del ejército, se lanzaron 200 cohetes hacia Israel desde el lunes, un 90% de los cuales fueron interceptados por el escudo antimisiles Cúpula de Hierro.

Otros muchos cayeron dentro de la Franja de Gaza, un territorio controlado por el grupo terrorista Hamas.

Estados Unidos y el Reino Unido condenaron este lunes el lanzamiento de misiles hacia Israel por parte del grupo terrorista Hamas, los cuales han tenido lugar en el marco de una fuerte escalada en el territorio y particularmente en Jerusalén.

Washington calificó las acciones del grupo terrorista como una “inaceptable escalada” y reiteró el llamado a calmar tensiones en Jerusalen. “Estados Unidos condena en los términos más enérgicos la andanada de cohetes lanzada contra Israel en las últimas horas. Es una inaceptable escalada”, dijo a la prensa el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price. Poco después el secretario de Estado Antony Blinken llamó a ambas partes a “desescalar” la situación.

Londres se expresó de la misma manera -”el Reino Unido condena el lanzamiento de misiles a Jerusalén y otras ubicaciones en Israel- y pidió a través del secretario de Relaciones Exteriores Dominic Raab una “desescalada inmediata de todas las partes”. “La violencia en Jerusalén y Gaza debe parar”, agregó.

Médicos y soldados israelíes parados cerca de un automóvil dañado después de que un cohete lanzado desde la Franja de Gaza golpeara un edificio residencial en Ashkelon, en el sur de Israel. REUTERS/Amir Cohen
Médicos y soldados israelíes parados cerca de un automóvil dañado después de que un cohete lanzado desde la Franja de Gaza golpeara un edificio residencial en Ashkelon, en el sur de Israel. REUTERS/Amir Cohen

Alemania también se pronunció en la misma línea. El ministro de Relaciones Exteriores, Heiko Maas, dijo que “nada justifica el lanzamiento de misiles hacia la población civil israelí”. “Ciertamente no lleva a la resolución del conflicto, sino a una escalada sin sentido”, agregó en sus redes sociales, urgiendo a ambas partes a “evitar más víctimas civiles”.

Los nuevos ataques y salvas de cohetes intervienen en un contexto de violencia en Jerusalén Este, sector palestino de la Ciudad Santa.

El lunes, unos 520 palestinos y 32 policías israelíes resultaron heridos en nuevos choques en la Explanada de la Mezquitas y en otros puntos de Jerusalén Este.

Hamás había amenazado a Israel con una nueva escalada militar si sus fuerzas no se retiraban a las 18H00 (15H00 GMT) de la explanada.

Los enfrentamientos coincidieron con el “Día de Jerusalén” que, según el calendario hebreo, marca la toma de la parte oriental de la Ciudad Santa por el ejército israelí en 1967.

(Con información de AFP)

SEGUIR LEYENDO: