Las medidas que excluirían el crudo iraní del mercado mundial remecieron los precios
Las medidas que excluirían el crudo iraní del mercado mundial remecieron los precios

Los precios del petróleo aumentan con fuerza este lunes y superaron los 74 dólares por barril, su nivel más fuerte desde noviembre, por la decisión de Estados Unidos de no renovar exenciones que permitían a algunos países seguir comprando crudo iraní, lo que reducirá más los suministros.

El Brent escaló un 3,3 por ciento a 74,31 dólares el barril, máximo desde el 1 de noviembre. A las 1242 GMT, el referencial sumaba 1,82 dólares a 73,79 dólares.

Por su parte, el West Texas Intermediate trepó un 2,9 por ciento a 65,87 dólares por barril -su nivel más alto desde el 31 de octubre- y posteriormente ganaba 1,52 dólares a 65,52 dólares el barril.

Los precios del petróleo tocaron su máximo nivel desde noviembre, cuando tuvo un alza por los rumores que anticipaban las sanciones al régimen iraní. Ahora, el fin de las exenciones vuelven a sacudir el mercado
Los precios del petróleo tocaron su máximo nivel desde noviembre, cuando tuvo un alza por los rumores que anticipaban las sanciones al régimen iraní. Ahora, el fin de las exenciones vuelven a sacudir el mercado

Este importante incremento del precio del crudo se registra justo cuando el Gobierno estadounidense anunció este lunes el fin de las exenciones para la compra de petróleo iraní, con el objetivo de reducir "a cero" las exportaciones de Teherán, a la vez que tomará acciones "coordinadas" con Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos para mantener el "suministro global".

"El presidente Donald J. Trump ha decidido no renovar las Excepciones de Reducción Significativa (SRE, en inglés) cuando expiren a principios de mayo. Esta decisión busca llevar las exportaciones de petróleo iraní a cero, denegando al régimen su principal fuente de ingresos", indicó la Casa Blanca en un comunicado.

Entre los ocho países a los que Washington había dado una exención de 180 días que terminaba el próximo 2 de mayo, se encuentran algunos de los mayores compradores de crudo iraní: China, Turquía e India.

El presidente estadounidense Donald Trump y su par iraní Hassan Rohani
El presidente estadounidense Donald Trump y su par iraní Hassan Rohani

Por su parte, Arabia Saudita afirmó este lunes estar dispuesta a "estabilizar" el mercado del petróleo.

Riad "sigue comprometida con su política consistente de estabilizar el mercado", dijo el ministro saudita de Energía, Jaled al Falih.

"Arabia y otros en la OPEP más que compensarán la diferencia del flujo de petróleo", vaticinó Trump.

En lo que va de abril, las exportaciones iraníes alcanzaron un promedio de menos de 1 millón de barriles por día (bpd), según datos de Refinitiv Eikon y otras dos compañías que rastrean dichas exportaciones y se negaron a ser identificadas. Esa cifra es menor a la estimación de 1,1 millones de bpd en marzo. Queda por saber cómo reaccionarán China y otros países para determinar si es que se arriesgarán a ser sancionados por Washington en caso de que decidan continuar con sus compras a Teherán.

(Con información de EFE y Reuters)