Prohibieron el maíz transgénico en México: para 2024 ya no habrá importaciones

Por Amy Stillman/Bloomberg

Eliminar gradualmente su importación podría poner en peligro la cadena alimentaria. (FOTO: MARCO POLO GUZMÁN HERNÁNDEZ /CUARTOSCURO)
Eliminar gradualmente su importación podría poner en peligro la cadena alimentaria. (FOTO: MARCO POLO GUZMÁN HERNÁNDEZ /CUARTOSCURO)

México prohibió el maíz genéticamente modificado y eliminará gradualmente las importaciones durante los próximos tres años como parte de los esfuerzos del Gobierno para lograr la autosuficiencia en la producción de alimentos.

La nación revocará los permisos y se abstendrá de otorgar permisos nuevos para la liberación de semillas de maíz OGM, según un decreto publicado la semana pasada. Para 2024, México eliminará gradualmente las importaciones de maíz transgénico y también el uso de glifosato, el herbicida más utilizado en Estados Unidos que se encuentra en productos como Roundup de Bayer AG.

El líder izquierdista de México, Andrés Manuel López Obrador, ha prometido fortalecer la autosuficiencia de México en la producción de energía y alimentos, con el objetivo de reducir las importaciones de gasolina y otros productos. El mandatario dijo que la decisión de eliminar el maíz transgénico también ayudará al medio ambiente.

México usa su propio maíz blanco para producir tortillas, pieza fundamental de la dieta del país, pero depende de las importaciones de maíz amarillo de EEUU para la alimentación de ganado, el cual en su mayoría es transgénico. En el decreto no queda claro si las normas afectarán al ganado o solo se aplicarán al maíz para consumo humano.

Industria agroalimentaria de México critica prohibición del maíz transgénico, productores orgánicos celebran decisión

Si bien el país latinoamericano es en gran parte autosuficiente en el maíz blanco que se usa para elaborar las tortillas, básicas en la alimentación de los mexicanos (FOTO: MARCO POLO GUZMÁN HERNÁNDEZ /CUARTOSCURO)
Si bien el país latinoamericano es en gran parte autosuficiente en el maíz blanco que se usa para elaborar las tortillas, básicas en la alimentación de los mexicanos (FOTO: MARCO POLO GUZMÁN HERNÁNDEZ /CUARTOSCURO)

El principal organismo agroindustrial de México criticó la decisión del Gobierno de prohibir el maíz transgénico, mientras que los productores orgánicos elogiaron la medida que debería proteger a los agricultores más pequeños.

México publicó esta semana un decreto en el que ordena a las autoridades a revocar y abstenerse de otorgar permisos de liberación al ambiente de semillas de maíz genéticamente modificado y establece una eliminación gradual de las importaciones de maíz transgénico para 2024.

Los defensores del maíz mejorado tecnológicamente aseguran que la prohibición del cultivo en el país limitaría las opciones de los agricultores mexicanos, mientras que eliminar gradualmente su importación podría poner en peligro la cadena alimentaria.

“La falta de acceso de opciones para la producción nos pone en desventaja ante nuestros competidores, como lo son los productores de maíz de Estados Unidos”, afirmó Laura Tamayo, vocera del Consejo Nacional Agropecuario de México.

los opositores a los cultivos genéticamente modificados celebraron la prohibición. (FOTO: JUAN PABLO ZAMORA /CUARTOSCURO)
los opositores a los cultivos genéticamente modificados celebraron la prohibición. (FOTO: JUAN PABLO ZAMORA /CUARTOSCURO)

“Por otro lado, la importación de grano genéticamente modificado de Estados Unidos es clave para muchos productos de la cadena agroalimentaria”, agregó Tamayo, quien también es directora regional de comunicación de Bayer, propietaria de la empresa agroquímica Monsanto.

En cambio, los opositores a los cultivos genéticamente modificados celebraron la prohibición. “Es un gran logro”, dijo Homero Blas, presidente de la Sociedad Mexicana de Producción Orgánica (Somexpro).

No está claro si el decreto recientemente emitido eliminará gradualmente el maíz transgénico importado para el ganado, o si las nuevas reglas solo se aplicarán al maíz directamente para consumo humano.

Si bien el país latinoamericano es en gran parte autosuficiente en el maíz blanco que se usa para elaborar las tortillas, básicas en la alimentación de los mexicanos, depende de las importaciones de maíz amarillo de Estados Unidos para alimentar a su ganado.

MÁS SOBRE OTROS TEMAS: