Morena propuso un aumento de entre 1.2 y 5 pesos por litro de refresco

Uno de los objetivos de la iniciativa es retomar algunos de los parámetros incorporados en la ley contra comida chatarra de Oaxaca

México ha tomado medidas para prohibir la venta de comida chatarra a menores, entre ellos Oaxaca y Tabasco.
Foto: Archivo
México ha tomado medidas para prohibir la venta de comida chatarra a menores, entre ellos Oaxaca y Tabasco. Foto: Archivo

Debido a la creciente evidencia de que la obesidad puede incrementar el riesgo de una enfermedad grave con la infección del coronavirus, diversos estados de México han tomado medidas para prohibir la venta de comida chatarra a menores, entre ellos Oaxaca y Tabasco, quienes por ley, ya prohíben vender productos comestibles chatarra a la población infantil.

En ese sentido, el senador morenista Salomón Jara propuso una iniciativa de ley para aumentar de 1.2 pesos a 5 pesos el impuesto por litro de refresco.

Su iniciativa plantea que es momento de realizar un “ajuste sustancial e incrementar significativamente el impuesto a bebidas saborizadas y alimentos no básicos de alta densidad calórica”.

Explicó que de ser así, el Gobierno de México podría tener recursos adicionales para aumentar la accesibilidad y disponibilidad de agua potable; fortalecer las políticas para promover un cambio hacia el consumo de bebidas y comida saludables; mejorar la atención a la salud; así como promover cambios en la agricultura e industria hacia comidas y bebidas saludables.

De ser así, el Gobierno de México podría tener recursos adicionales para aumentar la accesibilidad de agua potable
Foto: Reuters / Henry Romero
De ser así, el Gobierno de México podría tener recursos adicionales para aumentar la accesibilidad de agua potable Foto: Reuters / Henry Romero

De igual manera, sugirió modificar la fórmula para los alimentos no básicos, a fin de disminuir la densidad calórica exenta de IEPS (Impuesto Especial sobre Producción y Servicios), pasando de 275 kilocalorías a 200 calorías o más por cada 100 gramos.

Por otro lado, al recordar que Oaxaca fue la primera entidad en aprobar recientemente una serie de medidas específicas para prohibir la venta de alimentos chatarra a menores, Jara detalló que uno de los objetivos de su iniciativa es el de retomar algunos de los parámetros incorporados justo en esa nueva legislación.

Lo anterior, con la finalidad de poner a disposición de las entidades federativas un conjunto de herramientas “que les ayuden a fortalecer sus estrategias y a alcanzar las metas establecidas tanto en la ley general como en sus respectivas leyes locales”.

En ese sentido, propuso incorporar de manera explícita el derecho a la alimentación y a la nutrición saludable al catálogo enunciativo de derechos de niñas, niños y adolescentes, establecido en el artículo 13 de la Ley General de Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes.

Oaxaca fue la primera entidad en aprobar medidas para prohibir la venta de alimentos chatarra a menores
Foto: Andrea Murcia/Cuartoscuro
Oaxaca fue la primera entidad en aprobar medidas para prohibir la venta de alimentos chatarra a menores Foto: Andrea Murcia/Cuartoscuro

Cabe mencionar que al momento, otra de las entidades que al igual que Tabasco y Oaxaca analiza prohibir la venta de comida chatarra es Nuevo León.

De acuerdo con el diputado de Morena, Luis Armando Torres, se buscaría reformar la Ley Estatal de Salud, la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes o la Ley para Prevenir la Obesidad y Sobrepeso en el Estado y Municipios de Nuevo León.

Asimismo, la Comisión de Salud que preside el diputado del PT, Asael Sepúlveda, precisó que buscaría que se limite la publicidad de comida chatarra en el estado. Consideró que el Poder Legislativo debe reformar las leyes, a fin de erradicar las comorbilidades en los infantes.

Por su parte, la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, ha manifestado que está en completo acuerdo con evaluar también políticas con este fin, ya que la ingesta excesiva de estos productos puede generar comorbilidades a los capitalinos.

“Es una medida que vamos a revisar nosotros, yo creo que es clarísimo que la comida chatarra, que las grasas saturadas y, sobre todo, la cantidad de azúcares que se utilizan en la dieta y el cambio de dieta que se ha generado de los últimos años a la fecha, no creo que sea buena noticia que nuestro país sea el número uno en consumo de refrescos, eso obviamente genera comorbilidades o enfermedades”, dijo durante la videoconferencia de prensa del pasado 7 de agosto.

MÁS SOBRE ESTOS TEMAS



TE PUEDE INTERESAR