Una vecina de la colonia Los Bordos alertó a las autoridades sobre la presencia de un menor de edad con una cadena atada al cuello y un pesado candado (Foto: archivo)
Una vecina de la colonia Los Bordos alertó a las autoridades sobre la presencia de un menor de edad con una cadena atada al cuello y un pesado candado (Foto: archivo)

Un nuevo caso de maltrato infantil sorprendió al país. Un adolescente de 13 años fue encadenado del cuello por su abuela en una casa ubicada en el municipio de Ecatepec, en el Estado de México.

Una vecina de la colonia Los Bordos alertó a las autoridades sobre la presencia de un menor de edad con una cadena atada al cuello y un pesado candado, por lo que personal de la Unidad Especializada de Atención a Víctimas de Violencia Familiar y de Género acudieron hasta el domicilio para verificar el caso.

Los elementos de la Policía de Ecatepec y de la Unidad Especializada confirmaron en el lugar la presencia del adolescente de 13 años, quien se encontraba encadenado por el cuello y cargaba además un pesado candado.

Ya con las autoridades, el menor de edad fue trasladado a las instalaciones del Sistema Municipal para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) de Ecatepec, donde se necesitó de la ayuda de elementos de protección civil y bomberos municipales para retirar el gran candado que mantenía la cadena atada al cuello del infante.

Una vecina de la colonia Los Bordos alertó a las autoridades sobre la presencia de un menor de edad con una cadena atada al cuello y un pesado candado (Foto: archivo)
Una vecina de la colonia Los Bordos alertó a las autoridades sobre la presencia de un menor de edad con una cadena atada al cuello y un pesado candado (Foto: archivo)

También se le hizo una valoración de su salud. Los médicos de la institución determinaron que el adolescente no presentó heridas de consideración o que pusieran en riesgo su integridad.

El caso fue notificado al procurador DIF de Ecatepec y se remitió con personal del Centro de prevención y atención al maltrato y la familia (Cepamyf).

Tras la valoración médica, policías municipales trasladaron al menor al Ministerio Público Especializado en Atención de Niñas, Niños, Adolescentes y Expósitos de Ecatepec, donde se inició la carpeta de investigación en contra de la abuela del niño por el delito de violencia familiar.

Hasta que se resuelva la situación jurídica y familiar del adolescente, será el DIF de Ecatepec quien quedará a cargo de su custodia.

Una vecina de la colonia Los Bordos alertó a las autoridades sobre la presencia de un menor de edad con una cadena atada al cuello y un pesado candado (Foto: pixabay)
Una vecina de la colonia Los Bordos alertó a las autoridades sobre la presencia de un menor de edad con una cadena atada al cuello y un pesado candado (Foto: pixabay)

Para que no escapara

Una niña caminaba con unas cadenas atadas a sus manos, por las calles del municipio de San Pedro Garza García, en el estado de Nuevo León.

La menor de edad dijo que su mamá era quien la había encadenado como castigo y para evitar que se saliera de su casa mientras ella se iba a trabajar.

Los oficiales le retiraron las cadenas con ayuda de unas pinzas. La madre declaró ante las autoridades que su hija padece una enfermedad mental y que la encadena para que no salga mientras se va a trabajar.

Anthony, el niño encadenado en la CDMX

En el 2017 conocimos la historia de Anthony, un niño de siete años que era torturado y encadenado de pies y manos por sus propios tíos en la alcaldía Gustavo A. Madero (GAM) en la Ciudad de México.

Cuando fue hallado, el aspecto de Anthony era de un niño de cinco años por su avanzado estado de desnutrición y retraso del habla; además le detectaron al menos 20 laceraciones en el cuerpo provocadas por los maltratos de las personas con las que vivía, golpes en la cabeza y quemaduras de cigarro en la espalda.

Encadenado a un árbol

En Aguascalientes fue encontrado en el 2018 un niño que no había comido en dos días y se encontraba encadenado a un árbol del patio trasero de su casa.

El adolescente se encontraba sentado en una silla y con una cadena que rodeaba su cuello.

El menor declaró que su padre constantemente lo encadenaba al árbol y en esta ocasión no había comido en dos días.