Polvo fino rico en fosfatos y hierro llega a la atmósfera para luego caer a las corrientes marinas nutriendo la proliferación de esta alga (Foto: Facebook)
Polvo fino rico en fosfatos y hierro llega a la atmósfera para luego caer a las corrientes marinas nutriendo la proliferación de esta alga (Foto: Facebook)

Científicos y especialistas que se reunieron, este jueves, en el Instituto Nacional de Cambio Climático, en Quintana Roo, señalaron que existe la posibilidad de que el polvo proveniente del desierto del Sahara esté enriqueciendo con nutrientes al sargazo en su paso por el océano Atlántico.

Los vientos provenientes del Sahara podrían haber llevado gran cantidad de polvo muy fino a la alta atmósfera desde hace varios años, y con mayor cantidad, desde la sequía que empezó en la década de los setenta.

Detallan que este polvo contiene principalmente fosfatos y hierro que son abonos muy eficaces para algas y plantas. Además, este polvo sigue las corrientes aéreas y cae en forma de lluvia en el Atlántico, en el Caribe y en la selva del Amazonas, en Brasil.

Además del aumento del abono en los productos agrícolas, el incremento de plancton y la lixiviación de las tierras agrícolas a través de los ríos hacia el mar y del cambio climático.

Esta gran mancha de sargazo mide más de 550 kilómetros de diámetro y se encuentra a casi mil kilómetros de distancia de las costas de Quintana Roo (Foto: Facebook)
Esta gran mancha de sargazo mide más de 550 kilómetros de diámetro y se encuentra a casi mil kilómetros de distancia de las costas de Quintana Roo (Foto: Facebook)

Todos estos factores producen que, desde 2018 y en lo que va del año, el Caribe mexicano reciba un mayor volumen de sargazo en la historia de entre 3 a 5 veces más que en 2015.

Una cumbre sobre sargazo reúne a doce países en la ciudad mexicana de Cancún

Ministros, empresarios y miembros de la comunidad científica se reunieron este jueves en Cancún para abordar la problemática regional por la invasión del sargazo en el Caribe y lograr que un convenio regional existente contemple la atención de especies invasoras como esta macroalga, o  pez león.

June Christine Marie Soomer, secretaria general de la Asociación de Estados del Caribe, sostuvo en la inauguración que esta cumbre supone el primer paso para abordar el tema a nivel regional pues hasta ahora el problema solo se ha atendido de manera independiente y aislada, lo que ha complicado la atención del mismo.

Según explicó, de modificarse el Convenio para la Protección y el Desarrollo del Medio Marino en la Región del Gran Caribe, firmado en Cartagena de Indias el 24 marzo 1983, este será el primer instrumento que permita elaborar protocolos internacionales para abordar la problemática del sargazo como región.

Decenas de personas limpian el sargazo en las playas de Cancún, en el estado de Quintana Roo. En las últimas horas la zona hotelera de Cancún recibió un recale masivo de sargazo que obligó a las autoridades locales a reforzar los trabajos de limpieza y a promover acciones voluntarias entre grupos de la sociedad civil (EFE/ Lourdes Cruz)
Decenas de personas limpian el sargazo en las playas de Cancún, en el estado de Quintana Roo. En las últimas horas la zona hotelera de Cancún recibió un recale masivo de sargazo que obligó a las autoridades locales a reforzar los trabajos de limpieza y a promover acciones voluntarias entre grupos de la sociedad civil (EFE/ Lourdes Cruz)

Y además, así, acceder a fondos especializados.

El convenio de Cartagena aborda el valor económico y social del medio marino, incluidas las zonas costeras, de la llamada región del Gran Caribe, y su vulnerabilidad a la contaminación.

Promueve la cooperación entre los países de la región con las organizaciones internacionales que permitan un desarrollo coordinado y completo sin menoscabo del medio ambiente.

En el encuentro de alto nivel participan representantes de Nicaragua, Honduras, Trinidad y Tobago, Santa Lucía, República Dominicana, Jamaica, Cuba, Haití, Belice, Panamá, Estados Unidos y México.

No obstante, sobresale la ausencia de altos representantes del Ejecutivo del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Al encuentro, que fue organizado por empresarios locales y autoridades estatales, no asistieron los ministros mexicanos, únicamente estuvo como representante del Gobierno federal Enrique Flores Morado, director general adjunto de Oceanografía, Hidrografía y Meteorología de la Secretaría de Marina.

Durante la inauguración, June Christine Marie Soomer puntualizó que el sargazo no solo afecta de manera directa al sector turístico, sino, también, al de la pesca, considerados dentro de las principales actividades productivas en todo el Caribe.

"Vendemos destinos de sol, mar y arena y esa es la imagen que ofrecemos a nivel general en el Caribe", señaló la representante, que agregó que "el medio ambiente es un tema transversal", que requiere atención de todos.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, calificó recientemente la problemática del sargazo como un "asunto menor", aunque empresarios del Caribe mexicano han alertado de la caída de la ocupación hotelera y de un aumento en los costos para mantener las playas limpias.

Además, López Obrador apuntó este jueves que anteriores Gobiernos aprovecharon esta problemática para obtener recursos a través de esquemas como el Fondo Nacional de Desastres Naturales (Fonden).

(Con información de EFE)