Gabriel Soto e Irina Baeva se han convertido poco a poco en una de las parejas más sólidas del medio del espectáculo. (Foto: Instagram)
Gabriel Soto e Irina Baeva se han convertido poco a poco en una de las parejas más sólidas del medio del espectáculo. (Foto: Instagram)

Gabriel Soto e Irina Baeva se han convertido poco a poco en una de las parejas más sólidas del medio del espectáculo. Su relación confirmada apenas hace unos meses ha demostrado ser fuerte ante los rumores y las polémicas que los envuelven, por eso no extrañó el anuncio de que a sus vidas se integraría alguien más.

Los actores usaron sus cuentas de Instagram para presentar a Mamba, una cachorra de bulldog francés, que llegó a su mundo durante los últimos días.

La primera en presumir a su nueva mascota fue Irina, quien publicó la fotografía de la perrita sentada en el suelo de su casa. Esta imagen fue compartida con una emoji de corazón.

Poco tiempo después, Gabriel Soto aprovechó la misma red social para compartir la misma instantánea de la cachorrita y añadir que pertenece a los dos. Además incluyó en su mensaje un emoji de corazón y de un perro.

Con su publicación demostraron que su amor está mejor que nunca y se encuentran felices, incluso para darle un hogar a una pequeña perrita.

Mamba es una perrita bulldog francés de pocos meses de edad que en poco tiempo enterneció a los seguidores de los actores. (Foto: Instagram)
Mamba es una perrita bulldog francés de pocos meses de edad que en poco tiempo enterneció a los seguidores de los actores. (Foto: Instagram)

Mamba es una perrita bulldog francés de pocos meses de edad, que en poco tiempo enterneció a los seguidores de los protagonistas de la serie producida por Juan Osorio, Soltero con hijas.

La llegada de Mamba a la vida de Gabriel Soto e Irina Baeva podría confirmar la noticia de que los actores ya comparten casa y se consolidó su amor surgido en medio de la polémica a principios de este año.

Fue la pareja quien hace unos meses dejó entrever en sus redes sociales que decidieron vivir juntos, incluso Irina publicó algunas imágenes de su nueva casa, pero hasta el momento ninguno de los dos ha confirmado la noticia.

“Todo a su debido tiempo. Cuando sea prudente compartir ese tipo de cosas, las compartiremos”, dijo la actriz rusa cuando fue cuestionada por los medios sobre que ahora comparte casa con el ex esposo de Geraldine Bazán.

Fue en octubre de 2017 cuando Soto anunció su separación de Geraldine Bazán -madre de sus dos hijas, de inmediato se desataron las versiones de que el actor ya estaba involucrado con Irina Baeva.

Así mostraban Irina y Soto su amor a principios de año (Instagram)
Así mostraban Irina y Soto su amor a principios de año (Instagram)

Las historias nunca fueron confirmadas, pero Irina fue señalada desde entonces como la causante de la separación. Un año después se concluyó el matrimonio entre Soto y Geraldine, pero el nombre de Baeva volvió a ser objeto de polémica este 2019.

Ante el escándalo desatado, Irina publicó un comunicado para explicar que aunque en ese momento se le viera como la mala del cuento, lo aceptaba y esperaba que el tiempo acomodara las cosas en su sitio.

“Si en este momento dicha situación me señala como ‘la mala del cuento’, con la frente en alto se acepta, sin culpar a terceros. Confío plenamente en que el tiempo y la vida pondrán las cosas en su lugar sin necesidad de ser etiquetada como la víctima o el verdugo”, comentó en aquella ocasión.

Meses después de la polémica, Baeva volvió a tocar el tema al compartir a través de su canal de YouTube una plática sobre el empoderamiento de la mujer y el feminismo.

En su charla, llamada “¡Arriba Eva!”, Irina habló sobre el mito de Lilith, considerada como la primera esposa de Adán.

Baeva retomó más adelante el tema de su romance con Soto y explicó cómo esa relación le trajo problemas personales y a nivel laboral. Además destacó el hecho de que como mujer fue ella la que recibió las críticas y su imagen fue señalada, mientras que Soto (a quien nunca mencionó directamente) siguió siendo el mismo ante los ojos del público.

Añadió que en un punto se vio obligada a cerrar los comentarios en sus redes sociales, porque se estaba empezando a creer todo lo que le decían y recordó que en varias ocasiones ha tenido que enfrentar los prejuicios de la gente.