La Agencia Central de Inteligencia (CIA) dio a conocer a través de un divertido mensaje en Twitter que David S. Cohen, ex subdirector de la organización, hizo un cameo en el segundo capítulo de Game of Thrones, estrenado el domingo pasado.

La CIA no mantuvo en secreto la identidad de uno de sus antiguos oficiales y compartió en sus redes sociales la breve escena en la que participó Cohen

"Una ventaja de trabajar para la CIA es viajar por el mundo. Aparentemente eso a veces se extiende a otros reinos. Estar atentos a un ex subdirector nuestro paseando por Westeros en el episodio de esta noche de 'Game of Thrones'", escribió la mismísima CIA en Twitter.

Cohen, quien se desempeñó como director adjunto de la CIA durante el mandato del presidente Barack Obama de 2015 a 2017, respondió al tuit de la agencia, bromeando "¡Qué manera de arruinar mi identidad!". 

El ex oficial aparece como un residente más del asentamiento de la Casa Stark a quien Davos Seaworth, interpretado por Liam Cunningham, le sirve un plato de sopa caliente, mientras Winterfell se prepara para la inminente llegada del Rey de la Noche y su ejército de muertos.

Después de especializarse en investigar la financiación del terrorismo como subsecretario en el Tesoro, donde obtuvo el apodo de "Financial Batman", Cohen fue designado para su cargo en la CIA en 2015. Ahora es socio del bufete de abogados de Washington WilmerHale.

Cómo consiguió ser uno de los extras de la serie más épica de todos los tiempos, resulta que es el cuñado de David Benioff, productor ejecutivo de la ficción de HBO.  Cohen contó que le pidió hacer un cameo en el show durante la cena de Acción de Gracias en 2017, y Bennioff aceptó.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: